Las 5 Mejores Impresoras de Etiquetas para tu Negocio

OFERTAEl más vendido No. 1
Dymo LetraTag...
201 Opiniones

Muchos dicen que los fanáticos de la organización tienen ciertos problemas psicológicos cuando en realidad es todo lo contrario, debido a que mientras más nos ocupamos y tenemos mayor número de responsabilidades que atender, ser organizados es la única manera de evitar colapsarnos.

La mejor etiquetadora, como uno de los más geniales inventos para las personas proactivas, representa una salida para uno de nuestros mayores inconvenientes: encontrar cosas de entre el sinfín de pertenencias que tenemos en la casa y, especialmente cuando se trata de hacer inventarios, de entre la pila de papeles y demás ítems que debemos guardar en la oficina.

Este tipo de dispositivos es capaz de dar información detalla sobre un objeto, la cual sirve para determinar su categoría y función. De igual manera, es una herramienta increíblemente práctica debido a que la etiqueta se imprime de forma automática, lo que nos ahorra tiempo y dinero, sin olvidar que podemos imprimir cientos de etiquetas y ser los amos imbatibles de la organización.

¿Cuál es la mejor impresora de etiquetas?

En el mercado hay un gran número de opciones de etiquetadoras para escoger. Aunque no todas funcionan igual, estas son adaptables a las necesidades de los usuarios en relación al precio y la vida útil que le darán al dispositivo.

A continuación hemos preparado para ustedes una selecta lista de las mejores etiquetadoras para comprar en línea.

A continuación te presentamos las mejores impresoras de etiquetas: 

1.  DYMO LabelWriter 4XL 

OFERTA
Dymo 253890 -...
51 Opiniones

Esta impresora térmica de etiquetas es la primera es nuestra lista porque no necesita ni tinta y tóner, pero esto no disminuye su calidad; y también porque es increíblemente rápida, capaz de imprimir has 53 etiqu

etas por minuto y de hasta 100 milímetros de ancho.

Tiene un diseño muy moderno y ergonómico pues solo pesa 0.9 kilogramos.

Es además tecnológica, por lo que a través de un puerto USB puede ser conectada a una PC o MAC.

2. Brother QL-570 

OFERTA
Brother QL570 -...
102 Opiniones

La QL-570 es la última versión de la marca Brother de impresoras térmicas. Puede imprimir 68 etiqueta

s por minuto, lo que es ideal si tienes un negocio con un inventario que categorizar, porque incluso imprime códigos de barras.

Con su editor y a través de una conexión USB tienes la oportunidad de personalizar al máximo, ya sea con códigos, logos y hasta fecha de caducidad.

3. Brother P-Touch QL-700 

OFERTA
Brother QL-700...
102 Opiniones

Las etiquetas adhesivas térmicas por este dispositivo son de excelente calidad porque son de corte automático.

Con este modelo de Brother puedes imprimir hasta 93 etiquetas por minuto que incluyan código de barra

s y logotipos, estas con un ancho máximo de 62 milímetros, un tamaño aceptable para los usuarios más moderados.

4. DYMO LabelManager 160 S0946360 

Esta impresora de etiquetas de transferencia térmica tiene una gran gama de tamaños y tipos de fuente y hasta 200 símbolos para personalizar palabras y códigos de barras.

Su diseño es tradicional pero de uso intuitivo con una pantalla LCD. Una de sus ventajas es que gracias a su sencillez la batería es de mayor duración, además de que se apaga automáticamente cuando no está en uso.

5. Brother PT-H100R  

Disponible en color rojo brillante, esta versión de Brother es para los usuarios menos exigentes, probablemente aquellos que quieren darle uso doméstico.

Aunque no la más moderna de todas, viene con un teclado alfanumérico para su uso manual y posee tecnología de transferencia térmica.

¿Qué es una impresora de etiquetas?

Una impresora de etiquetas sigue los mismos principios de la impresora que usáis con vuestro ordenador, es decir, se

mejor-etiquetadora

encarga de imprimir datos, códigos o información sobre un papel y la diferencia que existe entre ambas, además de factores como el tamaño y el diseño, es que aquellas utilizan un papel adhesivo, del cual saldrán las etiquetas.

¿Quién debería utilizar estas impresoras?

Las impresoras de etiquetas son usadas de forma frecuente en el mundo comercial, pero, estas también pueden ser utilizadas en el hogar, para colocar nombres a diferentes cajas que os servirán para diferenciarlas cuando estén almacenadas.

Estas impresoras pueden ser utilizadas en tiendas, oficinas, almacenes, pequeños y grandes negocios, como otro sinfín de posibilidades que resultarán muy útiles en vuestro día a día.

Tipos de impresoras de etiquetas

Antes de elegir cuál es la impresora de etiquetas que mejor se adapta a vuestras necesidades, debéis saber que existen diferentes modelos entre los cuales buscar, estos no solo se diferencian por sus características físicas, sino que cuentan con funciones, que dependerán del tipo de uso que le deis.

Entre los principales tipos de impresoras de etiquetas existen:

Impresoras de etiquetas de escritorio:

Este es el tipo de impresora de etiquetas perfecto para usar en oficinas o espacios donde no podáis hacer demasiado ruido, ya que al imprimir son bastante silenciosas, pero, pueden costar más que otros modelos al ser más grande.

Se recomiendan para usos poco frecuentes y que no se requiera moverlas de su sitio.

Impresoras de etiquetas comerciales:

Por otro lado, están las impresoras comerciales, que son perfectas para pequeños negocios o tiendas, ya que pueden hacer el trabajo mucho más rápido que las de escritorio y son más portátiles.

Son consideradas un equipo para trabajo pesado, por lo que, si pensáis en un uso frecuente para vuestra impresora, este puede ser el modelo indicado para vosotros.

Impresoras de etiquetas industriales:

Si tenéis un almacén o negocio donde tengáis que etiquetar todo el día, todos los días, una impresora comercial será vuestra solución, ya que son capaces de producir una gran cantidad de etiquetas a gran velocidad, las cuales son de gran calidad y durarán un montón de tiempo, al igual que el equipo.

Impresoras de etiquetas portátiles:

Una impresora de etiquetas que podréis mover con comodidad, ya que cuentan con un tamaño portátil y compacto. Estas pueden ser utilizadas tanto en pequeños como grandes negocios, ya que su practicidad las hace ideales para llevar a todos lados.

Impresoras de etiquetas personales:

Si queréis una impresora de etiquetas autoadhesivas para tener en casa, esta es la mejor opción para vosotros, ya que cuentan con un tamaño pequeño y son perfectas para el uso esporádico.

Digamos que queréis almacenar todos vuestros adornos de navidad y que, cuando sea el momento de buscarlos, deis con ellos al primer intento, para esto una impresora de etiquetas será perfecta, ya que os permitirá almacenar todo de forma ordenada y por su nombre.

Beneficios de las impresoras de etiquetas

Tener una impresora de etiquetas resultará sumamente beneficioso, sobre todo si pensáis darle un uso diario, ya que os quitará el trabajo de tener que colocar códigos, nombres, números o cualquier otra información a mano, además, estas utilizan rollos de papel bastante largos, de esa forma evitaréis tener que remplazarlos con frecuencia.

Entre otros de los beneficios que podéis encontrar al utilizar una impresora de etiquetas se encuentran:

Es menos costoso hacer vuestras propias etiquetas:

Negocios y comercios de alta capacidad pueden preferir que el trabajo de etiquetado sea realizado por otra persona, pero, al tener vuestra propia impresora de etiquetas podréis economizar costos, ya que no tendréis que pagar a un tercero por realizarlo.

Además, resultará mucho más cómodo el poder hacerlo por vuestra propia cuenta, sin tener que recurrir a alguien más.

Son muy fáciles de usar:

No tenéis que preocuparos porque estos equipos sean difíciles de usar, ya que, en la actualidad, están creados para ser totalmente intuitivos y no necesitáis ser un experto para comenzar a utilizar una impresora de etiquetas.

Con solo tener el software correcto y configurarlo en vuestra máquina de etiquetas, estaréis listos para comenzar a utilizarla.

Diferentes modelos de impresoras crean diferentes etiquetas:

En un mercado tan variado, seréis capaces de encontrar el modelo que mejor se adapta a vuestras necesidades, ya que existen diferentes tipos de impresoras, capaces de crear distintos tipos de etiquetas.

Por ejemplo, si necesitáis una impresora que solo se encargue de imprimir etiquetas de precios, existe un modelo especifico para ese trabajo o, si necesitáis de uno que imprima etiquetas con nombres, también encontraréis una opción para este caso.

Son ideales para pequeños negocios:

Una impresora de etiquetas puede convertirse en un gran aliado si tenéis una pequeña tienda o negocio, ya que os ayudará a mantener un control de toda vuestra mercancía y precios, los cuales podréis modificar para adecuarlos a la demanda del mercado y obtener mejores ganancias.

Sin contar que os darán la libertad de poder hacer este trabajo por vuestra cuenta, sin tener que recurrir a otras personas que hagan el etiquetado por vosotros, lo cual hará que ahorréis algunos euros, como ya se ha explicado anteriormente en el artículo.

Existen modelos con su propio teclado:

El uso de estos equipos es mucho más sencillo, ya que tienen su propio teclado en el que podéis configurar lo que queráis plasmar en las etiquetas, sin tener que conectarlo a vuestro ordenador.

Preguntas que debéis haceros antes de comprar una impresora de etiquetas

Una impresora de etiquetas os dará la independencia y control que necesitáis sobre vuestro negocio y antes de elegir alguna, debéis tomar en cuenta diferentes factores, entre los cuales destacan las siguientes preguntas:

¿Qué tipo de etiquetas necesitáis?

Este es un factor importante, ya que no todas las etiquetas cuentan con el mismo tamaño, unas son más pequeñas, como las que indican un precio y otras os permitirán colocar toda la información a un producto, por ello es importante que toméis en cuenta el uso que le daréis a la impresora y cuál es el tamaño que necesitáis.

¿Las etiquetas tienen regulaciones?

Existen productos que, por su naturaleza, es necesario indicar sus valores nutricionales u otros datos necesarios para el consumidor final, lo cual puede ser un trabajo bastante complicado si no contáis con las herramientas necesarias.

Muchos optan por dejar que un tercero haga todo este proceso, pero, al contar con una impresora lo podréis hacer vosotros mismos, solo debéis aseguraos de que esta cuente con las funciones para crear este tipo de etiquetas y que siga las normativas correspondientes, es decir, el tipo, tamaño y estilo de letra, entre otros factores importantes.

¿Necesitáis imprimir códigos de barra?

Los códigos de barra suelen ser un todo un tema, ya que estos pueden imprimirse en diferentes tamaños, dependiendo de vuestras preferencias.

Uno más grande que será más fácil de leer por un escáner, pero que puede tener una impresión de menor calidad o uno más pequeño, en mejor resolución, que minimizará costos al poder ahorrar papel.

Elegir entre uno y otro dependerá de vuestras preferencias y necesidades, pero, podéis optar por una impresora con la que podáis tener ambas opciones.

¿Vuestras etiquetas contienen imágenes?

De ser este el caso, aseguraos de elegir una impresora que realice el trabajo en alta calidad, ya que queréis un acabado con detalle y que no resulte pixelado.

Si, por el contrario, solo necesitáis etiquetas sin tanto detalle, podéis optar por modelos menos costosos, que hagan el trabajo en una calidad aceptable.

¿Dónde almacenáis vuestros productos?

Esta es una consideración que puede pasar desapercibida, pero, en la realidad, resulta sumamente importante tomar en cuenta el lugar de almacenaje de los productos etiquetados, esto por la simple razón de que las etiquetas pueden dañarse si no cuentan con el material apto.

Los productos que sean almacenados en frío, necesitan una etiqueta especial, ya que la humedad y el agua pueden terminar por dañarlas.