Los 7 Mejores Aceites de Lavanda Con El Aroma Más Exquisito

Cuando se trata de aromaterapia el mejor aceite de lavanda es uno de los aceites esenciales más empleados, puesto que su fragancia dulce proveniente de flores violetas puede generar agradables sensaciones, pero no solo eso sino que el mismo contiene propiedades antiinflamatorias, antidepresivas, antibacterianas, analgésicas y hasta con efectos sedantes.

Los Mejores Aceites de Lavanda

¿Cuál es el mejor aceite de lavanda?

Lo ideal es comprar el aceite más concentrado, pero entre tantas marcas a veces nos arriesgamos a hacer una elección poco favorecedora.

Así que, para evitar este tipo de situación hicimos una comparativa para darte a conocer nuestras recomendaciones sobre los cuatro aceites con fragancias más efectivos para distintos usos.

A continuación te presentamos los mejores aceites de lavanda: 

1. Aceite esencial de lavanda 118 ml BEAU-PRO

Con calidad terapéutica, 100% puro y natural

Se trata de uno de los productos más resultones en pro de vuestro bienestar. Esto, en vista de que el aceite de lavanda cuenta con propiedades relajantes y calmantes capaces de reducir el estrés y  niveles de depresión, así como aliviar dolores de cabeza y ayudar a mejorar el sueño en caso  de insomnio.

Este aceite de lavanda es libre de productos químicos y aditivos nocivos; y por sus características esenciales, se hace versátil para mezclarlo con casi todos los aceites, especialmente los cítricos y los de flores, para desarrollar beneficiosas recetas.

En ese sentido, podríais hacer velas y jabones en casa con aceite de lavanda.

2. Aceite Esencial de Lavanda 100ml Naissance n º 102

Con propiedades medicinales y de belleza

Este aceite esencial de lavanda proveniente de Francia, os ofrece un aroma agradable basado en lo herbal y notas florales, capaces de actuar como solución calmante, relajante y equilibrante.

De esa manera, este producto es una de las opciones ideales para usarlas en aromaterapia y/o como ingrediente para hacer productos para el cuidado de la piel, incluyendo la combinación con otros aceites para otras recetas cosméticas y de bienestar.

En ese sentido, imposible no mencionaros los aceites de masajes combinando aceite de lavanda aceites vegetales, como, aceite de oliva, de girasol o jojoba, por ejemplo.

3. Aceite de lavanda Bio de Pranarom

Beneficioso

Vamos, que el aceite de lavanda da para todo y es que es antiespasmódico, calmante, antidepresivo, cicatrizante y regenerador. Por si esto os resultase poco, os digo que ayuda en casos de hipertensión y está ampliamente recomendado para el cuidado de la piel y para tratar y controlar el pelo graso, todo esto avalado por expertos. Este aceite antimicrobiano y antiséptico puede usarse tanto por vía oral como externa.

4. Aceite de lavanda ANJOU

Spa casero

Particularmente me encanta usarlo para la aromaterapia, pero sus beneficios son múltiples. Podéis armar un spa en casa con tan sólo este botecito porque lo podéis colocar en el humidificador y al mismo tiempo podéis usarlo para masajear la piel, ayudando a relajar tanto por dentro como por fuera y, claro, mejorar el aspecto de la piel, especialmente la grasa porque ayuda a controlar la producción de sebo.

5. Aceite de lavanda 120 ml Art Natural 

El mejor para los humidificadores

La ventaja de este producto es que tiene una consistencia suave ideal para usarla en los humidificadores o vaporizadores que no obstruirán conductos del aparato ni deteriorarán el equipo.

Tiene un aroma concentrado que funciona como ambientador de hogar o perfume para aplicarlo en la piel mezclado con tu crema neutra.

Es utilizado para elaborar productos cosméticos casero y es compatible con otros aceites para potenciar las funciones del mismo.

Si lo quieres para el beneficio de tu rostro se recomienda aplicar dos o tres gotas sobre la crema facial diurna y nocturna para recibir las bondades.

El tarro es de 120ml y viene acompañado de dos botellitas pequeñas, una con esencia de lavanda y otra con Signature Zen que también trabaja para calmar y alejar el estrés.

Todos los productos son veganos 100% naturales y no probados en animales. La botella es económica y al ser ultra concentrada es de las más duraderas.

6. Aceite Esencial de lavanda puro 50 ml Patagonian 

El más barato

Si tienes un presupuesto reducido esta es la opción más conveniente. El aceite ofrece la misma ventajas que los menos asequibles, la diferencia es un frasco de 50ml suficientes para el uso que le quieras dar.

Se puede aplicar unas cinco gotas diluidas en agua destiladas y tendrás el ambientador perfecto para tu casa.

El producto tiene un buena relación precio calidad, viene en formato sencillo, práctico y está bien referenciado por los consumidores.

7. Aceite de lavanda 10 ml Alteya Organics 

El más concentrado

La ventaja de este productos es que pagarás un precio bajo, por un líquido ultra concentrado que te aportará todos los beneficios que esperas recibir del popular aceite.

El mismo está certificado como orgánico por Ceres Gmbh así que su calidad es superior. Es perfecto para usos medicinales  o cosméticos y además funciona para la aromaterapia.

El dispensador es de goteros y saldrá la cantidad justa para cada uso, así que olvídate de desperdicios mientras lo aplicas.

También el envase es oscuro para una mejor conservación de sus propiedades y según la opinión de algunos  es el más rendidor en cuanto a su calidad.

¿Qué es la lavanda?

mejor-aceite-de-lavanda

La lavanda es una planta de la familia de las lamiáceas originaria del norte de África en ambientes montañosos, soleados y pedregosos, cuyo cultivo de ha esparcido al sur de Europa, Estados Unido y Australia. La misma está caracterizada por sus propiedades calmantes y por ser fuente de una clase de aceite beneficioso para la salud.

Las flores, por ser perfumadas anteriormente eran utilizadas como un esencia que se agregaba al agua de baño el cual servía para “purificar” la piel, dejando un aroma agradable. Por otro lado también se empleaba con fines curativos de múltiples afecciones tanto físicas como emocionales.

¿Qué es el aceite de lavanda?

el-mejor-aceite-de-lavanda

El aceite de lavanda es un líquido con más de 150 componentes activos producto de la destilación al vapor de las flores moradas. El aceite es rico en moléculas aromáticas, antiespasmódicas, calmantes y estimulantes.

Este es un producto con mucho potencial y puede ayudar a casi cualquier tipo de dolencia o proceso infeccioso en la piel, de hecho algunos estudios avalan que el aceite es efectivo en contra de las cepas de piel como dermatofito y otras especies que desencadenan candidiasis. De igual modo es capaz de matar algunos hongos y bacterias y lo mejor es que al ser natural no causa resistencia como lo haría un antibiótico tradicional.

El mismo es versátil con propiedades valiosas que además es fácil de utilizar, es relativamente barato adquirirlo y es uno de los más usado por las mujeres.

Beneficios del aceite de lavanda

  • Como antioxidante

Con el paso del tiempo el cuerpo debilita su poder de producción de enzimas antioxidantes para atacar los daños de los radicales libres y otros agentes ambientales, y ante esto la esencia de lavanda ha demostrado ser un antioxidante natural.

El efecto es súper rápido y a solo pocas horas del uso ayuda al cuerpo a producir glutatión, catalasa y superóxido dismutasa (SOD).

  • Tratamiento para la diabetes

Una reciente investigación afirma que una de los grandes beneficios de la esencia es que ayuda a regular los niveles de azúcar en la sangre, protegiendo y disminuyendo los síntomas del cuerpo ocasionados por el exceso de azúcar, tales como el aumento de la glucosa, trastornos metabólicos, aumentos de peso o el desgastes del hígado, riñón y páncreas.

  • Mejorar el ánimo

Normalmente la lavanda se emplea para reducir señales de estrés, ansiedad, depresión y trastornos de sueño, aparte que no tiene efectos adversos sobre los pacientes ni genera dependencia como lo harían otros fármacos.

Del mismo modo está demostrado que disminuye los síntomas o progreso del Alzheimer previniendo el desgaste oxidativo del cerebro, así como también es una opción natural para tratar a personas con accidentes cerebrovasculares.

En general oler la esencia de las flores purpuras mejora el humor, regula el sueño y el estado emocional en general.

  • Mejora las heridas

El aceite tiene propiedades microbianas favorables para atender quemaduras y cortes acelerando la curación; para esto lo más recomendable es mezclar dos partes iguales de aceite de lavanda y aceite de coco, así unir beneficios y agilizar el proceso.

  • Otras condiciones en la piel

Aparte como esencia de aromaterapia este es el uso más común del aceite, ya que el mismo con su compleja composición es capaz de tratar ulceras bucales, prevenir reacciones alérgicas, eliminar manchas de la edad y marcas solares.

  • Dolor de cabeza

Para esa dolencia tan incómoda que afecta millones de personas está demostrado que la lavanda es una de las mejores alternativas naturales que disminuyen este mal. Inhalar por 15 minutos es posiblemente el remedio más efectivo, que además puede ser reforzado con un ligero masaje en la frente con unas gotas del extracto.

  • Para el insomnio y otros trastornos del sueño

En general el aceite mejora la calidad de tu sueño, haciéndolo más profundo y regular. No demorarás es quedarte dormido y ayuda a sentirte calmado.

  • Como perfume natural o ambientador

La característica más destacada de este producto es su exquisita fragancia, y puede usarse de manera directa o diluida para lograr un aroma suave.

  • Insecticidad

El olor es característica clave y este hace que sea útil para ahuyentar insectos con solo almacenar una pequeña cantidad de hojas en una bolsa y colocarlo es espacios específicos.

Usos del aceite de lavanda

La eficiencia del aceite de lavanda proviene de los efectos mentales al inhalar el relajante perfume, así como también de sus propiedades calmantes de los aceites volátiles que lo componen.

El mismo se recomienda aplicarse tópicamente o inhalarlo con vapor, y para conocer detalladamente el cómo usarlo lee a continuación las siguientes especificaciones:

  • Como analgésico

El aceite ayuda a relajar los músculos tensos y elimina el dolor de las articulaciones, espalda, lumbago y esguinces. Solo basta aplicar unas gotas y hacer un masaje sobre el área afectada.

  • Como antiséptico

Como lo mencionamos antes, su capacidad para contrarrestar bacterias y virus está demostrada especialmente cuando la infección es en la piel, como el acné, la psoriasis o eczemas.

  • Para la piel

El aceite no solo ataca infecciones en la dermis, sino que también ayuda a cicatrizar, curar heridas o apaciguar quemaduras, golpes, cortes o picaduras. Igualmente es un antiinflamatorio natural, reduce rojeces y la sensación de picor.

  • Para el  cabello

Sobre el cuero cabelludo es un producto efectivo para piojos o liendres, además disminuye la caída del pelo y fomenta el crecimiento.

  • Para la digestión

Estimula la producción de bilis, regula el movimiento del intestino, elimina el dolor de estómago, y ayuda ante cuadros de vómitos o diarrea.

  • Para la gripe

Ayuda a aliviar el resfriado, tos, afecciones en la garganta, bronquitis o congestión nasal. Con unas cuantas gotas en el cuello o inhalando el aceite a través de un vaporizador recibirás los beneficios.

  • Para los trastornos urinario

En casos como cistitis el aceite de lavanda hará un buen trabajo.

  • Para los hipertensos

El óleo ayuda a regular la presión arterial y a mejorar la circulación.

  • Como potenciadora

Si quieres aumentar los beneficios de esa crema facial, o de ese producto para la piel, puedes agregar un poco al producto y mezclar.

Preguntas frecuentes

¿Cómo aplicar el aceite de lavanda para eliminar piojos?

El aceite de lavanda es conocido por sus bondadosos efectos para eliminar piojos o liendres, y aplicarlo sobre el cabello es muy sencillo. Primero debes conseguir un poco de aceite de árbol de té, y luego poner una gota de ese aceite y una gota de aceite de lavanda en el champú del lavado.

Cabe destacar que usar el aceite de lavanda como champú, no se recomienda con niños menores de 1 año.

¿Cómo aplicar el aceite de lavanda para aliviar dolores de cabeza?

El aceite de lavanda también sirve para calmar dolores de cabeza. Para conseguirlo, primero debes humedecer una gasa con agua, y aplicar sobre ella una o dos gotas del aceite de lavanda.

Luego utiliza esta gasa para frotar tu frente, cuello, la parte de la cabeza lateral a los ojos y la zona baja de la cabeza. Aunque otro método es aplicando una gota en la yema de los dedos y friccionar con estos mismos, las áreas mencionadas.

¿Cuáles son sus efectos secundarios?

Aunque generalmente el aceite de lavanda no presenta efectos secundarios negativos sobre las personas, abusar de este (al igual que abusar de cualquier cosa) puede ser perjudicial y producir efectos tóxicos.

Por ejemplo, puede provocar aumento del ritmo cardíaco, agravar dolores de cabeza, causar problemas gastrointestinales como náuseas y vómitos e incluso originar alucinaciones.

Y ya que hablamos de esto, el aceite de lavanda puede producir dermatitis de contacto o eccemas en algunas personas, por lo que antes de su aplicación, se recomienda realizar un test de prueba para determinar el grado de tolerancia de tu piel.

¿Se puede aplicar en mujeres embarazadas?

Para nada. Su uso no está recomendado durante el embarazo ni durante la lactancia, ya que puede ser absorbido a través de la piel y generar efectos dañinos para el bebe.

¿Se puede utilizar aceite de lavanda en niños?

La aplicación del aceite de lavanda está contraindicada en niños, sobre todo en los más pequeños, ya que puede ser muy agresivo para su delicada piel y generar alergia o dermatitis.