Los 7 Mejores Adaptadores de Enchufe Inglés Para Viajeros Frecuentes

Al viajar por negocios, vacaciones o cualquier otro motivo al Reino Unido, siempre hace falta llevar el mejor adaptador de enchufe inglés que podáis encontrar, para poder conectar el secador de pelo, la plancha de ropa o cualquier otro artefacto eléctrico que necesitéis encender.

También, si es que comprasteis algún aparato que viene de allá, necesitáis un adaptador que convierta las 3 clavijas planas del enchufe británico al típico enchufe europeo de dos clavijas redondas que hay en España. Esto es porque el voltaje en Inglaterra es diferente al del resto de Europa.

Aunque el equipo que tengáis sea de voltage dual, sin adaptador no será posible suministrarle energía.

La cuestión es que comprar uno que no sea de buena calidad os puede traer problemas o durar muy poco tiempo y nadie quiere gastar una pasta en algo que no vaya a servir. Por lo menos, yo no ¿Y vosotros? Por eso deberéis revisar muy bien las opciones en el mercado y encontrar una marca eficiente que además os ofrezca el dispositivo a un precio asequible.



¿Cuál es el mejor adaptador de enchufe inglés?

Aunque el voltaje en Londres y en Madrid es igualmente de 230 V y 50 Hz de frecuencia, el enchufe británico es tipo G y el español es tipo C o F. Se hace imprescindible entonces contar con un conector eléctrico que sea compatible con los aparatos  y la toma de corriente.

Por otro lado, pese a que la mayoría trabaja con voltaje monofásico, algunos hogares pudieran necesitar electricidad con el sistema trifásico para alimentar electrodomésticos como las cocinas eléctricas y aires acondicionados, así que debéis tener esto en cuenta cuando vayáis a haceros con un nuevo adaptador.

Valdría la pena buscar un modelo universal, si además de Inglaterra, Estados Unidos u otro lugar de América son destinos frecuentes para vosotros. Lo bueno de estos es que, en ocasiones, tienen partes desmontables que permiten cambiar el nivel de voltaje para adecuarlo al equipo que usaréis o incluyen palancas para controlar esos niveles.

Es importante que sepáis que los adaptadores no son lo mismo que los convertidores o transformadores de voltaje. Los primeros son simplemente el enchufe con las clavijas correctas. Los otros dos sirven para cambiar un voltaje por otro cuando existen diferencias eléctricas muy marcadas en los países de origen y destino. Realmente, no hay demasiada diferencia en este aspecto entre el Reino Unido y España, así que solo necesitáis regletas o un conector tipo G o C/F según sea el caso.

Si andáis en busca del más efectivo pero menos costoso, podéis echar un vistazo a esta comparativa con los 5 mejores adaptadores de enchufe inglés.

A continuación te presentamos los mejores adaptadores de enchufe inglés: 

1. Adaptador de enchufe inglés ATR00029 de VGuard

Amplia compatibilidad internacional

Disponible en una amplia gama de colores, este adaptador es compatible con voltaje de 6A y de 100 a 240V, puede usarse, además, en al menos 150 países del todo el mundo.

Viene con adaptador internacional simple que os permitirá usar tomacorrientes. Trae dos puertos USB.

Es ideal para viajes de vacaciones o de negocios y podéis llevar accesorios que trabajen con un voltaje diferente al del lugar de destino.

Tiene función de protección contra sobre corriente, cortocircuito o sobrecalentamiento.

2. Adaptador de enchufe inglés a europeo 8211 de DC

Duradero y de calidad

Muy adecuado para conectar aparatos que vienen hechos de fábrica con clavija internacional, este adaptador os podrá resolver mogollón de problemas sobre todo con productos europeas que necesitan clavija inglesa y al revés.

Está disponible exclusivamente en color blanco y es un accesorio robusto, duradero y de calidad sin embargo no desarrolla función de conversor, sólo sirve para adaptar clavijas a determinados tipos de enchufe.

Tiene compatibilidad universal y se usa con un cargador de 110 o de 250 V.

3. Adaptador de viaje Skross World to UK

Para países con estándar Schuko

Es un adaptador especial para los viajeros procedentes del Reino Unido y que necesitan enchufar sus distintos artefactos eléctricos en los tomacorrientes de la habitación de hotel. Es compacto y muy práctico, prefecto para viajar y utilizar en aquellos países que utilizan el estándar Schuko.

Es adaptable para la conexión de dispositivos de 2 y 3 polos y su rendimiento es a 100 V – 1600 W/250 V – 4000 W. Está disponible en color blanco, es tipo G y su voltaje de entrada AC es universal.

Es robusto y seguro, capaz de soportar la conexión de aparatos hasta 16 amperios, es decir, de unos 3500 watios.

4. Adaptador de corriente de viaje Pure²

Europeo a Inglés

Perfecto para los viajeros frecuentes por ser pequeño y muy portátil, este modelo viene con contacto de puesta a tierra. Su tipo de conexión de entrada es tipo C (enchufe europeo) y el de salida tipo D (especial para Inglaterra). El voltaje de entrada AC es de 110-250V y la frecuencia de 50/60 Hz.

Es de color negro y muy discreto. Además es robusto y funciona también sin problemas en Irlanda. Se agarra firmemente al enchufe de pared y sujeta bien el enchufe del aparato.

5. kwmobile 2 adaptadores de viaje

Caben en cualquier maleta

A quienes necesitan encender más de un aparato a la vez en el hotel les viene bien este pack de 2 conectores eléctricos que se adaptan a los dispositivos electrónicos para usarlos en el RU. Son pequeños, cómodos y prácticos. Por supuesto que caben en cualquier maleta y su instalación es muy fácil.

También es compatible con tomas de corriente en Canadá, Centroamérica, Sudamérica y Hong Kong. Está fabricado con materiales de muy buena calidad y su acabado es preciso. En cuanto al fusible que lleva, en la pieza pone 16A, pero en el fusible pone 13A.

6. Incutex 2x adaptadores de viaje

Con resistencia de 3A (5A)

Es ideal para quienes viajan no solo a Inglaterra sino también hacia Irlanda, Hong Kong, Singapur, Arabia Saudí, Kenia, Emiratos Árabes Unidos / Dubai, Malasia, Botswana, Brunei, Ghana, Gibraltar, Irak, Jordania, Qatar, Kuwait, Macao, Malta, Nigeria, Omán, Seychelles y Uganda. Viene con toma de tierra y fusible de 3A (5A).

Es capaz de convertir un conector europeo de 2 patas, tipo C, hacia el sistema de enchufes británico. Lo mejor de todo es que vienen dos en el paquete. Son negros, compactos y portátiles. Hay que tener en cuenta que no son convertidores ni transformadores. Los dispositivos que conectéis deben ser adecuados al voltaje.

7. Adptador Genérico E301DB

Sólido y funcional

Cualquier viajero que vaya de algún rincón de Europa continental al Reino Unido tendrá electricidad fácil con este adaptador. Convierte un enchufe Schuko a uno estándar inglés de 13 A. Es blanco, sólido, portátil y funciona muy bien.

Sirve perfectamente para cargar el móvil, el ordenador portátil y la plancha de pelo para que vayáis impecables a la reunión de negocios.

Sus dimensiones  son 45 x 50 x 43 mm y pesa unos 60 gramos aproximadamente.

No olvidéis que todos estos adaptadores que os hemos sugerido, son eso, simplemente adaptadores para que podáis utilizar los artefactos eléctricos con el enchufe inglés por poco tiempo. Si pensáis mudaros  y usar muchos más dispositivos que solo el móvil y el ordenador, tal vez sea tiempo de revisar también convertidores y transformadores.



Adaptadores de potencia internacionales: lo que necesitáis saber al momento de comprar

Seguramente os habréis quedado con la idea de que las conexiones de corriente son iguales o, cuando menos parecida en la mayoría de los países y que sólo en el continente utilizan otros puntos de conexión y mediciones de voltajes ¡pues no! En gran parte de los países hay variedades de conexión de corriente y es por eso que se han inventado los adaptadores ¡genial idea! ¿No?mejor-adaptador-de-enchufe-inglés

Así que si estáis planeando algún viaje internacional lo que os recomiendo es que os informéis bien de cuál es el estilo de conexión en el país de destino y os compréis un adaptador para incluirlo en lo que os llevaréis en la maleta. Tal vez la opción de comprarlo al llegar pueda resultaros, pero si, además, os enfrentaréis con alguna barrera idiomática, tal vez llevarlo de una vez sea lo idóneo.

Sin embargo, antes de planificar sólo la compra de un adaptador, deberéis aseguraros de que el voltaje no os dañará el ordenador o los equipos que os llevéis desde casa para trabajar o para su uso en el viaje. Es importante que reviséis manuales e información de los equipos estandarizados para que no empaquéis el incorrecto que pueda estropear vuestros aparatos.

Parecerá una locura, pero a veces hasta en el mismo país se producen estos cambios y de una región a otra varían los voltajes y usos de conectores de corriente, esto se explica por diversas razones que son:

Corriente

Aunque suene a discusión antigua, este tema data de una vieja rivalidad entre Edison y Tesla, al primero se le atribuye la invención de la energía eléctrica, y al segundo, el uso de campos electromagnéticos, entro numerosos inventos de cada uno. El tema con este par es que, debido a la rivalidad que tenía, cada uno favoreció el uso de un tipo específico de corriente.

Como se sabe, en el mundo, existen un par de variedades de corriente eléctrica, la Corriente Alterna también llamada simplemente AC (o CA según el país) y la Corriente Continua, conocida también como CC. El caso es que, en la antigua rivalidad entre Edison y Tesla, cada uno favoreció el uso de un tipo de corriente distinta, lo que, hasta la fecha, representa un auténtico incordio y un absoluto dolor de cabeza.

Así pues, mientras Edison favoreció la corriente continua, Tesla se decidió por la alterna que viaja a distancias mayores en las centrales de electricidad. Finalmente, en los Estados Unidos y casi todo el continente americano se decidieron por estandarizar el uso de la corriente alterna, pero no todos los países les siguieron la marcha, ni tampoco todos los dispositivos los usan, ya que muchos componentes electrónicos trabajan con CC. Un caso que ilustra esta diferencia son las computadoras portátiles que tienen un gran bloque de alimentación externa que convierte la alimentación de CA a CC.

Voltaje

Este punto se refiere específicamente a la velocidad con la que es capaz de viajar la corriente eléctrica y es de vital importancia para saber si tendréis la oportunidad de usar vuestro ordenador y secador de pelo o cualquier otro aparato eléctrico en un viaje largo a otro país o continente o si simplemente deberéis pasar de la idea.

Por ejemplo, aunque son variados y diversos los estándares de voltaje eléctrico, existe un par de estos que son los más populares en determinadas regiones. Estos son: 110/120 que se usa mucho principalmente en los Estados Unidos y varios de los países del continente americano y la medición 220/240 que se usa en gran parte de Europa. En España, como ya sabéis, el voltaje es de 230.

Frecuencia

Este punto está vinculado con la potencia de ciclos por segundo que es capaz de desarrollar la corriente eléctrica. Es un valor que se mide en Hertz (Hz) y tiene sus medidas estandarizadas para uso en diversos países.

En el caso de la frecuencia, en Estados Unidos se mide con el estándar de 60Hz, número de medición que se repite en otras naciones del continente como Brasil, Colombia, Ecuador, Surinam, Costa Rica, Nicaragua, Venezuela y una gran variedad de países de centro, Suramérica y el caribe.

Por otro lado, en toda Europa, incluyendo, obviamente a España con Ceuta, Melilla, Canarias y las Baleares, la frecuencia es de 50Hz.

Formas de salida y enchufe: A, B, C o D?

Se ha creado una categoría internacional de cuatro grupos en las que se clasifican los adaptadores de enchufes, según el territorio podréis seleccionar alguno de estos tipificados por orden alfabético: A, B, C y D, así que deberéis revisar cuál de estos es el que se adapta al sitio al que acudiréis.

Por supuesto, estas cuatro variedades están diseñadas para adaptarse a la inmensa variedad de enchufes que existen y que están regadas por todo el mundo, la mayoría de ellos se estandarizan adaptándose a alguna de estas cuatro formas.

¿Podéis usar un adaptador de enchufe?

Este dato lo sabréis si echáis un vistazo a la lista UL de frecuencia, corriente y voltaje que usa vuestro dispositivo, una vez con estos datos claros, sólo os resta investigar si el país de destino se maneja con los mismos estándares, en este caso, entonces lo más seguro es que os haga falta investigar qué tipo de enchufe se usa en el país al que os iréis de viaje, para que os compréis el adaptador correspondiente.

Tal vez lo que os haga falta es un adaptador USB y adaptarlo al tipo de enchufe. Muchos dispositivos tienen ahora esta ventaja, así que si es vuestro caso deberéis aprovecharla. De todos modos, deberéis de estar alertas, hay dispositivos que sólo tienen un estándar, otros son duales y otros son multi estandarizados.

¿Necesitáis un adaptador o convertidor?

Si es el caso de que haréis un viaje a un país donde se trabaja con una tensión eléctrica de voltaje diferente a vuestro país, deberéis averiguar si vuestro destino usa un voltaje mayor o menos que al que estáis acostumbrado habitualmente en vuestro país, en ambos casos necesitaréis un convertidor, sin embargo, este tipo de convertidor varía según la intensidad.

Por ejemplo, si viajaréis a un país donde se acostumbra a usar un voltaje mayor que en vuestro lugar de residencia lo que os hará falta es un convertidor intensificador, si es al contrario entonces necesitaréis un convertidor reductor.

En el caso de que vuestro viaje sea a un país donde tienen la misma frecuencia y voltaje que en el vuestro entonces seguramente lo que necesitaréis es un adaptador de enchufe para que el aparato pueda conectarse sin problemas en los tomacorrientes de vuestro lugar de destino.

En algunos casos también podréis necesitar un convertidor de CA a CC o viceversa. En el caso del computador portátil ya usa corriente continua así que necesitaréis un convertidor de terceros, en todo caso, consultar el manual del fabricante siempre os arrojará unas cuantas luces.

Hoteles

Si os quedaréis en algún hotel de gran reputación y movimiento turístico, tal vez vuestro problema ya esté resuelto sin haber hecho nada. Principalmente porque la mayoría de los hoteles internacionales que reciben diariamente viajeros de todos los países se han curado de estos problemas usando un cableado doble incorporado que os resolverá todos estos problemas.

Así que, si no tenéis tiempo, ganas o la paciencia necesaria para estar buscando adaptadores o convertidores que luego no utilizaréis, lo mejor será que echéis un vistazo a lo que os ofrece el plan de alojamiento que habéis pagado para vuestro viaje.

¿Qué sucede con las tabletas, teléfonos y otros dispositivos de carga USB?

No sé si estaréis de acuerdo conmigo en que el USB es uno de los inventos más maravillosos de la historia, sobre todo porque su uso está estandarizado lo que, sin duda, os ahorrará mogollón de problemas.

Teniendo en cuenta este dato, es obvio que no necesitaréis un adaptador de enchufe, acá lo que os hará falta es un cargador compatible que se encargará de convertir el voltaje que corresponda al estándar de carga USB con el que podréis cargar el teléfono.

Como ya os he dicho estoy encantada con el USB por muchas ventajas que ofrece. Pues si bien es cierto que ha cambiado su estándar con el paso de los años, no es menos cierto que aun así ofrece compatibilidad en esos casos, otra de sus grandes ventajas es que se pueden reemplazar y actualizar con facilidad.

Incluso me atrevo a deciros que el USB es la gran esperanza del futuro junto con los sistemas de carga inalámbrica que puede facilitaros mogollón las cosas, y la vida, durante cualquier viaje internacional.

Adaptadores de viaje y adaptadores de corriente

En la actualidad, en todo el mundo os encontraréis con más de una docena de tipos diferentes de enchufes eléctricos identificados con las letras del alfabeto. Si es el caso de que en vuestro lugar de destino no se usa alguno que sea compatible con vuestro lugar de origen entonces os hace falta un adaptador de corriente, este es capaz de adaptar el voltaje del lugar al que habéis llegado al que necesita recibir el aparato que habéis llevado desde casa. Muchos de estos dispositivos suelen venir con puerto USB y protección contra sobretensiones.

Los adaptadores de viaje, en cambio, no convierten la energía eléctrica sólo se trata de un enchufe que os servirá para adaptar el vuestro al que se use en el lugar de destino. Si lo pensáis con detenimiento, ambos son en realidad adaptadores de viaje, principalmente porque los usáis en los viajes para adaptaros a una forma particular del país de destino, no obstante, los que pueden además convertir la corriente se les llama adaptadores de corriente.

Convertidores de voltaje y transformadores

En consonancia con el punto anterior los transformadores y convertidores de voltaje son los dispositivos capaces de cambiar, convertir o transformar el voltaje que sale de la toma de corriente de la pared para que coincida con el voltaje que necesita recibir vuestro aparato eléctrico para cargarse o funcionar. Como ya os he dicho, en el mundo hay dos variedades comunes y populares de voltaje eléctrico 110/120 y 220/240 agregando sólo a Canadá que trabaja con el sistema 110/125.

Cómo saber si necesitáis un convertidor de viaje o un transformador de viaje

Eso sólo lo sabréis revisando las etiquetas y manuales de voltaje que usa vuestro aparato. Para esto deberéis fijaros específicamente en el punto que os ofrece información de interés sobre el voltaje de entrada. Si el voltaje de entrada de vuestro aparato tiene clasificación de voltaje “simple” necesitaréis un convertidor o transformador. Si vuestro aparato tiene voltaje de entrada dual o múltiple sólo necesitaréis un adaptador de viaje para hacer compatible vuestro enchufe con el del lugar de destino.

La diferencia entre los convertidores de viaje y los transformadores de viaje

La principal diferencia entre ambos dispositivos radica en el como y donde se usan. Por ejemplo, los convertidores de viaje se emplean para aparatos con motores mecánicos o que usan elementos de calefacción: un secador de pelo, por ejemplo. Se recomienda que se use por cortos períodos que no excedan de dos horas, mientras que los transformadores de viaje trabajan con potencia más baja, lo que les permite ser usados por períodos más largos de forma segura, se emplean en aparatos con circuitos, chips y microchips: una consola de videojuegos, por ejemplo.

Adaptadores de enchufe

Como ya os había dicho, en los países hay mogollón de diferentes tipos de enchufe, acá os dejo una interesante variedad clasificada alfabéticamente con su explicación de uso:

Tipo A

Se usa en Norteamérica, Centroamérica y Japón. El japonés tiene dos patas idénticas, el norteamericano tiene una punta un poco más grande. Suelen tener huecos en las puntas de las patas para evitar que éstas se salgan del enchufe. Son bastante peligrosos porque no tienen las puntas aisladas y os podéis electrocutar si no están puestos correctamente.

Tipo B

Se usan en Norteamérica, Centroamérica y Japón. Son bastante comunes en los estados unidos donde son de uso estándar y difieren ligeramente de los japoneses.  Tienen dos clavijas planas paralelas y un pin de tierra.

Tipo C

Conocido como Europlug, es tal vez el enchufe internacional más utilizado, casi toda Europa a excepción del Reino Unido, Irlanda, Chipre y Malta, lo emplean. Tiene dos puntas redondas y carece de conexión a tierra. Se adapta a los enchufes E, F, J, K y N.

Tipo D

Tiene clasificación de 5 amperios, usa tres pines redondos con patrón triangular y es considerado de los más peligrosos del mundo ya que no tienen puntas aisladas. Se usan en la India, Sri Lanka, Nepal y Namibia.

Tipo E

Tiene también dos patas redondas, al igual que el tipo C, pero estos sí cuentan con conexión a tierra el cual encaja en la ranura ubicada en el enchufe. Se usan en Bélgica, Eslovaquia, Polonia, Marruecos, Túnez, República Checa y Francia.

Tipo F

Llamado también “enchufe Schuko” que significa “con contacto de protección” fue un tipo de enchufe diseñado por Alemania tras la I Guerra Mundial. Es parecido al tipo C, con dos clips de tierra en el lateral. Se usa en varios países de Europa, entre ellos: Alemania, Austria, Portugal, Países Bajos, España, Noruega, Finlandia y Europa del Este.

Tipo G

Están considerados los más seguros del mundo y tienen tres clavijas rectangulares que forman un triángulo. Se usan en Reino Unido, Chipre, Malta, Irlanda, Malasia, Singapur y Hong Kong.

Tipo H

Aunque fue diseñado exclusivamente para su uso en Israel, lo cierto es que también se utiliza en la franja de Gaza y Cisjordania, no tiene aislamiento en las puntas, así que también se considera peligroso. Tiene dos puntas planas en forma de V e incluye un pin de tierra.

Tipo I

Puede caber en los enchufes utilizados en China continental con unas ligeras variaciones. Está conformado por tres pines: dos puntas planas y un pasador de tierra en forma de V. También hallaréis una versión con sólo dos puntas planas en forma de V sin el pin de tierra. Se usan en Australia, Argentina, Nueva Zelanda y Nueva Guinea.

Tipo J

Tiene dos puntas redondas con un pin de tierra. Se usan de manera exclusiva en Suiza y en Liechtenstein.

Tipo K

Se parece al enchufe Schukopero en lugar de dos clips tiene un pin de tierra. Se usa en Dinamarca, Groenlandia y las Islas Feroe.

Tipo L

Tiene dos estilos diferentes con una variedad de 10 y de 16 amperios, los cuáles tienen diferentes grosores de punta y espaciado de zócalo. Se usan con exclusividad en Italia y en algunos casos en poblados al norte de África.

Tipo M

Es parecido al tipo D, pero con pasadores más grandes. Este estilo no se incluye en los adaptadores mundiales. Se usa en Sudáfrica, Swazilandia y Lesotho.

Tipo N

Se usa casi exclusivamente en Brasil. Tiene dos pasadores y un pasador de tierra. También viene en dos versiones de distinto grosor. Es parecido al J.