Las 6 Mejores Alfombras de Cocina Para Equipar Tu Hogar Con Estilo y Eficiencia

Todos sabemos que la cocina es el corazón del hogar, allí se preparan los platillos más deliciosos, se conversa y comparte en familia, por ende, es natural que quieras convertir este espacio en un lugar acogedor y cálido, una alfombra en el piso de tu cocina le brindará a tu familia un entorno funcional, agradable y cargado de estilo.

Ponle fin a los problemas y dolores de espalda, pasar tiempo de pie mientras cocinas y cumples con tus tareas domésticas ya no será una calamidad, ya que equipar tu cocina con una alfombra te ofrecerá el soporte con beneficios antifatiga que tanto necesitas.

Las alfombras te brindan suavidad y protección, evitan accidentes gracias a sus propiedades antideslizantes y combaten las bajas temperaturas de los días invernales.

¿Cuál es la mejor alfombra de cocina?

Elegir la alfombra perfecta para equipar tu cocina es una tarea que

requiere un momento de premeditación, encontrarás cientos de opciones decorativas, modernas o vintage, elaboradas de trapillo, de madera, de lana o de vinilo; con tamaños trazados a medida para espacios reducidos o moquetas largas ideales para ornamentar las habitaciones más amplias.

Es la ocasión ideal para optar por un modelo que se ajuste a la decoración de tu hogar, no dejes de lado factores determinantes tales como la seguridad y comodidad que ofrecen al usuario, los niveles de tráfico en la habitación y por último, la facilidad de limpieza y mantenimiento.

Para ayudarte a concretar y proteger tu inversión hemos preparado una selección comparativa con las mejores 5 alfombras de cocina disponibles en el mercado, productos que destacan por tener un costo asequible y buena calidad, ideales para aquellos usuarios que no desean cubrir todo el piso de la cocina sino un área específica.

Elige de forma sabia e inteligente y saca el máximo provecho de una excelente alfombra de cocina.

A continuación te presentamos las mejores alfombras de cocina: 

1. Alfombra de cocina Grand Chef Kollar Viber

Disponible en cuatro colores diferentes

Esta bonita alfombra cocina vinilo, inspirada en las antiguas baldosas decorativas, muestra solo uno de muchos diseños disponibles para acompañar la decoración de tu cocina. Fabricada con propiedades aislantes y adherentes para proteger los suelos delicados.

Se limpia fácilmente al pasar la fregona y puede elegirse del tamaño más adecuado para la cocina, porque está disponible en diferentes dimensiones.

La construcción de vinilo ofrece gran resistencia al fuego y al desgaste ocasionado por el paso del tiempo y las zonas de alto tráfico. Tiene una base adherente que la mantiene fija y estable siempre.

2. Alfombra de cocina antideslizante e ignífuga Mamut Big Designs

Es una moqueta acrílica, la favorita de muchos usuarios, elaborada por la reconocida marca Mamut Big Design.

Posee cualidades antialérgicas y antideslizantes, es impermeable e ignífuga. Le ofrece al usuario protección a las bajas temperaturas que alcanzan los tradicionales suelos de cerámica y linóleo durante el invierno gracias a que funciona como un aislante térmico.

Una alfombra acolchada y agradable al tacto, es fregable lo que permite limpiarla fácilmente. Cuenta con un diseño innovador, viene en 6 colores diferentes: Turquesa, roja, gris, azul, negra y en tonos tutti-frutti.

3. Alfombra Bambú Kanda Clara Vidal

Se trata de una preciosa y sofisticada alfombra elaborada con materiales de primera, tablillas de bambú tostado que ofrecen gran durabilidad y resistencia. Viene en un lindo color grisáceo que se adapta fácilmente al decorado de cualquier habitación.

Le ofrece al usuario gran seguridad ya que no patina ni resbala una vez ha sido instalada, podrás elegir entre 5 tamaños diferentes al momento de comprar, para que encuentres el tamaño que mejor se ajuste a tus necesidades.

Todos los modelos son lavables y fáciles de limpiar.

4. Teppich Finca 511 – Alfombra, diseño de nombres de ciudades

Si buscas una moqueta resistente y duradera este es el modelo perfecto para ti, su diseño de tejido grueso tolera altos niveles de tráfico gracias a que está elaborada en polipropileno de alta calidad.

Viene provista de un lindo diseño en 5 tamaños diferentes, para que puedas elegir fácilmente el modelo que mejor se adapte al espacio disponible en tu cocina. Para mantenerla en buen estado bastará limpiarla con la ayuda de un cepillo, barrerla o aspirarla de forma frecuente.

5. ID Mat 50120 Epices – Alfombra de cocina fibra poliamida

Si buscas un tapete colorido que le de vida a tu cocina, este es el modelo ideal para ti. Viene provista de una tecnología antideslizante, gracias al diseño de una suela de goma fabricada en PVC que evitará caídas y tropiezos garantizando la seguridad del usuario.

Ha sido elaborada con fibras vinílicas a través de métodos respetuosos con el medio ambiente, el diseño mantendrá los colores vivos y brillantes a pesar del tiempo y el uso diario.

Es lavable en lavadora y muy fácil de limpiar.

6. InterDesign – iDry – Tapete para cocina

Es el producto menos costoso de nuestra selección de alfombras, se trata de un maravilloso tapete diseñado especialmente para el uso en la cocina.

Está elaborado por distintas capas de micro fibra porosa que permiten la circulación de aire y absorción de humedad, brindando al usuario una tecnología de secado rápido.

Podrás elegir entre una amplia variedad de tamaños, por centímetros o por metros para dar con el modelo perfecto para equipar tu hogar. Es un producto versátil que se adapta a tu cocina como tapete o escurreplatos.

Hay 9 diseños para elegir, entre colores sólidos y divertidos estampados. Podrás lavarla fácilmente en la lavadora.

Guía de compra: las mejores alfombras de cocina de 2019

Consejos para elegir la alfombra de cocina perfecta

La cocina es el corazón del hogar, un lugar donde pasamos muchasmejor-alfombra-de-cocina horas cocinando nuestros alimentos y nuestros afectos al compartir momentos de alegría con los seres queridos.

Contar con la alfombra perfecta será muy útil para añadir un elemento decorativo y funcional a ese espacio, porque además de proteger los suelos y brindar amortiguación a nuestros pies, un simple tapete refleja nuestra personalidad y le concede un toque de calidez a la cocina.

Hay un centenar de modelos para considerar, que varían en tamaños, formas y estilos… Por eso resulta práctico tener en cuenta algunos consejos básicos cuando llegue el momento de elegir.

Combina el estilo de la alfombra con la decoración de la cocina

Si quieres personalizar tu cocina sin gastar una fortuna, elegir la alfombra perfecta es importante, ya sea que necesites una pequeña y decorativa o una cortada a medida para cubrir un área específica; revestir y proteger el piso renovará la apariencia de tu hogar a juego con la decoración.

Considera los colores, las texturas, las formas y los diseños que predominan en los objetos, suelos y muebles de la casa y elige un tapete colorido que pueda realzar un espacio frío y aburrido, o de color neutro para que pase inadvertido; pero aprovecha la ocasión para crear un buen conjunto.

Elige materiales y tejidos que cubran tus necesidades

Si quieres elegir la mejor alfombra de cocina, es importante que haya sido fabricada con materiales duraderos para que resista la dinámica del lugar, y también suaves para amortiguar la caída de un plato y el peso del cuerpo cuando permanece mucho tiempo de pie.

Si el tapete es de tejido plano seguramente se pueda lavar a máquina o limpiar con la fregona para remediar fácilmente lo que pasa cuando nos liamos en la cocina. Además, resultan menos atractivos de morder para las mascotas.

Cuando tenemos un piso de hormigón o baldosas, una alfombra puede aportar algún patrón vintage o color que combine, y además suaviza y ayuda a conservar el calor del suelo durante las épocas de frío.

Considera modelos que resulten fáciles de limpiar

Sabemos que a veces es inevitable hacer lío en la cocina, por eso conviene elegir una alfombra lavable, y más si se trata de una muy grande.

Cualquier alfombra de fibras naturales como algodón, coco, sisal, yute o bambú se lava muy fácilmente con agua y jabón; y es lo suficientemente fuerte para resistir el tráfico pesado.

Cuando se trata de cubrir un piso con mucho tránsito de personas, una alfombra de poliéster y polipropileno (PET) es perfecta, especialmente en la cocina porque es impermeable, se limpia con facilidad, no es inflamable e incluso resiste al uso de métodos o productos agresivos.

Pero si buscas sentir un acolchado debajo de los pies, las alfombras de lana podrían ser la mejor opción, porque moderna son duraderas, fáciles de lavar y resistentes al agua.

Piensa en la seguridad

Si quieres andar seguro en un piso pulido de madera, granito, hormigón o mármol, te conviene comprar tapetes pesados y antideslizantes para prevenir accidentes y golpes por caídas o resbalones.

Alfombras de espuma para mayor comodidad

Una alfombra viste muy bien cualquier espacio, pero nada mejor que la versión anti fatiga para pasar muchas horas entre el fregadero y la cocina porque están fabricadas con espuma de memoria o materiales similares que ofrecen apoyo a los pies cansados.

Cuando se trata de prevenir un dolor de piernas o espalda, bien puedes usar este tipo de alfombras sintéticas pequeñas debajo del tapete más grande que cubre el suelo de la cocina o el corredor.

¿Cómo elegir la mejor alfombra de cocina?

Aunque pienses que una alfombra no va en la cocina, considera que también hay algunas plastificadas que se adhieren al suelo liso, resisten los derrames, se lavan con agua y jabón y se secan fácilmente; porque son la opción ideal para proteger el piso de tu cocina.

Además, un tapete puede acoger y añadir comodidad al lugar, asegurar suelos resbaladizos y suavizar el impacto al permanecer mucho tiempo de pie, pero considera elegir el tamaño, color, diseño y construcción más apropiado a tu necesidad.

Tamaño – Toma una cinta métrica y mide el espacio del piso que deseas cubrir; así podrás comprar la alfombra para cocina por metros, del tamaño preciso para revestir pasillos, corredores y estrechos entre islas y mostradores de cocina.

En una cocina grande y sin isla, la adición perfecta es un tapete de gran tamaño que cubra la mayor parte del suelo porque añadirá calidez y podrá mostrar un patrón o color llamativo para asumir su lugar en el conjunto visual. Debe limpiarse fácilmente.

Color y diseño – Los creativos amantes del color, verán que lo más divertido de elegir una alfombra es la posibilidad de crear una paleta propia, a partir de un complemento asequible y fácil de integrar en cualquier lugar.

Espacios neutros pueden ser graciosos y cálidos con la ayuda de un tapete; un objeto tan versátil que también puede dar carácter y sobriedad a un lugar recargado o muy colorido porque puede aportar solidez sin competir, y el color es la clave para acertar.

Construcción – Si necesitas una alfombra para un área de tráfico elevado, como la cocina, donde además suelen ocurrir pequeños derrames y otros incidentes domésticos; te conviene elegir alguna muy duradera y resistente.

Entre todas las opciones, sin duda son mucho mejor las alfombras aptas para ubicar dentro y fuera de la casa (interior/exterior), y las que son fabricadas con PET (poliéster reciclado) porque son fáciles de limpiar y aguantan el desgaste intenso.

En resumen, considera: tamaño, diseño, color y confección antes de elegir la alfombra más conveniente para revestir el piso de tu casa.

Elegir el material más conveniente – Si estás por comprar las alfombras de tu casa u oficina, considera elegir los materiales más convenientes para cada espacio. Eso hará una gran diferencia en el tiempo y aspecto de cada pieza.

Alfombras naturales

Entre la gran variedad de alfombras de fibras que hay en el mercado, cubrir los suelos con materiales naturales nos aleja de ciertos tóxicos y nos acerca a la posibilidad de crear ambientes saludables.

Alfombras de yute – Son la mejor alternativa para cubrir los suelos de dormitorios y salas de juego infantil, también van muy bien en las salas de estar y lugares de descanso y relajación por la suave textura del yute.

Alfombras de sisal – El más longevo y resistente de los materiales naturales protege por mucho tiempo los espacios transitados, como escaleras y corredores. Alfombras y moquetas elaboradas con sisal no sólo crean calidez, sino que dan un cubrimiento eficiente a cualquier suelo delicado.

Alfombras de coco – Ideales para cualquier pasillo o corredor por su gran resistencia. Las alfombras de coco son además una gama de dorados para aportar tierra, firmeza y calidez a cualquier espacio gris, frío o etéreo.

Alfombras marinas – Aunque suelen ser las más ásperas, son perfectas para cubrir pasillos y zonas de tránsito; pero es cualidad es menos recomendable para dormitorios o salas de estar, donde se requiere algo más suave y mullido.

Alfombras de lana – Famosa por su esponjosidad, resistencia y durabilidad, están disponibles en todos colores, de modo que resultan ideales para revestir, decorar y combinar en forma creativa.

Formas de las alfombras

Antes de comprar cualquier alfombra, considera además la forma ideal para cubrir el espacio elegido porque hay varias alternativas y cada una tiene su propia ventaja respecto a las demás para personalizar tus ambientes.

Alfombras rectangulares – Es la opción tradicional para alfombrar casi cualquier espacio, como el portal de la casa o los bordes de camas y lavabos, porque se adapta perfectamente a corredores y pasillos, topes, centros de mesas, salones, encimeras, descansos de escaleras y hasta donde la imaginación alcance.

Alfombras cuadradas – Este tipo de alfombras se usan más comúnmente en espacios delimitados con forma cuadrada, o para definir áreas en una gran habitación. A donde la uses, aportará una sensación de estabilidad y solidez.

Alfombras circulares – Si tienes un espacio pequeño, las alfombras redondas se adaptan muy bien, sobre todo si hay otros objetos circulares entre la decoración, como la mesilla de desayunar, los taburetes o el comedor principal.