mejor-bomba-para-bicicleta

Las 7 Mejores Bombas para Bicicleta : Nunca Sin Aire

OFERTAEl más vendido No. 1

Toda persona que conduzca una bicicleta sabe que en el momento que está en la vía existe la posibilidad de que alguna de sus llantas sufra un pinchazo. Es por eso que un ciclista necesita tener a la mano la mejor bomba para bicicleta que haya en el mercado para hinchar sus neumáticos por sí mismo a la hora de una emergencia, o simplemente para chequear la presión del aire en ellas.

La presión correcta del neumático depende de mucho: el tamaño del neumático, el grosor del costado, peso del ciclista, condiciones de conducción y más.

¿Cuál es la mejor bomba de bicicleta?

Por lo regular, las ruedas completamente infladas son para condiciones más suaves; mientras que los ligeramente inflados pueden ser mejores para caminos ásperos o senderos.

Existen varios factores que hay que conocer muy bien para hacer la elección correcta de la bomba que más nos convenga.

A continuación te presentamos las mejores bombas de bicicleta:

1. Bomba para bicicleta de INTEY

Conveniente

OFERTA
INTEY Bicicleta Bomba de Aire Pie, Bomba...
17 Opiniones

Hablamos de una bomba de aire portátil que está hecha de aluminio para ser tanto durable como liviana. El mango es ergonómico para que sea cómodo de manipular, al tiempo que es antideslizante. Su base es tan estable como la necesitas y, por supuesto, resistente.

Una de las cosas que también le suman comodidad a este modelo es el calibrador que le ha sido integrado viene con número grandes, facilitando su lectura.

La lata doble integrada puede ser compatible con las válvulas Schrader y Presta, mientras que las agujas para la vejiga incluidas funcionan con balones y piscinas inflables.

2. Bomba de suelo para bicicleta de Letton

No se escapa nada

Su sistema antifugas de alta presión es súper útil, ya que tienes la tranquilidad de saber que puedes inflar tus neumáticos de forma rápida y segura sin que pierdas aire, tiempo o esfuerzo.

Es realmente multiusos, así que vale la pena tenerla en casa, porque no sólo llena eficientemente los neumáticos de tu bici, sino que viene con dos adaptadores ideales para globos, colchones de aire, cochecitos de bebé, sillas de ruedas y más.

Ligero y compacto, por lo que no es incómodo de manipular y a la vez es muy fácil de guardar y llevar.

3. Velochampion Pro 1225

OFERTA
Bomba Pro De Bicicleta Profesional De...
164 Opiniones

Esta bomba de muy buena calidad mide 80 x 15 x 15 cm y pesa 399 g, con manómetro fácil de leer en la base, infla rápidamente ruedas hasta un 200psi. Tiene tubo flexible para válvulas Presta, Schrader y Dunlop, cilindro de acero y base de acero templado.

Con cilindro principal de metal revestido de blanco, mango ergonómico acolchado, y además botón de liberación de presión y bloqueo del mango para un fácil transporte. Su precio es menos costoso que muchos otros en el mercado, bastante asequible.

4. BV GF55P

Esta bomba de aire de pie es excelente para competencias y salidas. No solo sirve para bicicletas sino también para otros artículos inflables como pelotas.

De alta calidad, con manómetro grande y fácil de leer y una presión máxima de 160psi, esta bomba es de fácil uso, con cabeza de válvula inteligente que puede ser usada con válvulas Presta y Schrader, sin fugas de aire.

Su base es estable y duradera, además el cañón de acero/aluminio largo hace que más aire sea empujado a través de cada bombeo haciendo el proceso más rápido.

Sus dimensiones: 61 x 24,1 x 12,7 cm y su peso: 907 g. Tiene un precio económico que en nuestra opinión definitivamente lo vale.

5. Pro Bike Tool

OFERTA
Pro Bike Tool – Bomba de bicicleta con...
7 Opiniones

Con calidad superior y un acabado sorprendente, esta mini-bomba es perfecta para ciclistas de montaña, carretera, o BMX. Sus dimensiones son de 22,2 x 2,5 x 2,5 cm pesando tan solo 127 g, además su costo es asequible para todas las cualidades que posee.

Tiene manómetro fácil de leer integrado en la manguera con una presión de hasta 120psi. Su manguera flexible permite facilidad al bombear, y es compatible con válvulas Presta y Schrader. Su tamaño y peso son perfectos para adherirla a su bicicleta, tenerla en su mochila o simplemente guardarla en cualquier sitio de casa.

6. Patarcle Booster ACT PRO

Esta mini bomba tiene menos costo que la anterior, con 19,4 x 1,9 x 1,9 cm y 159 g. Su estructura integrada hace que su presión máxima sea de hasta 260psi, haciéndola más eficiente que las bombas comunes. También se ajusta para las válvulas Presta y Schrader.

Su soporte es de metal resistente, y viene con kit de reparación en caso de rupturas. De igual forma sirve para inflar balones deportivos.

7. Enkeeo Mini BC

Con cuerpo de aluminio y mango desplegable de plástico, manguera ajustable y conector robusto, esta mini bomba tiene una capacidad máxima de 150psi. Su capacidad de bombeo es potente, de uso fácil, rápido y preciso debido a su diseño telescópico y mango ergonómico.  Puede conectarse a válvulas Presta y Schrader e inflar balones deportivos.

Fabricada con materiales de alta calidad, tiene un peso de 220gr y longitud de 29,5cm. Esta es sin duda muy eficiente para neumáticos de carretera, montaña y BMX, acotando su excelente precio bajo.

 

¿Cómo escoger una bomba de bicicleta?

Compatibilidad con válvulas

Las bicicletas utilizan válvulas tipo Presta o francesas y Schrader o de automóvil.

mejor-bomba-para-bicicleta

Las más utilizadas actualmente son las Presta, sobre todo en bicicletas de carretera ya que sus llantas tienen un vasto de válvula alto y delgado y una contratuerca para ayudar a asegurar el cierre, además son estrechas.

Por otro lado las válvulas Schrader tienen más volumen, sin embargo, se usan con mayor facilidad. Así que al escoger hay que tomar en cuenta que el tipo de válvula combine con la bomba. Hoy en día las bombas más conocidas ya vienen con las cabezas duales para acomodar ambos tipos.

Una tercera opción puede ser las Dunlop. Al comprar hay que tomar en cuenta que las bombas de menor precio pueden requerir un adaptador para adaptarse a la válvula.

Se recomienda para aquellos que tienen más de una bicicleta, utilicen el mismo tipo de válvula universal. De esta manera siempre van a tener a la mano la correcta o ideal.

Bombas de piso

Estas son perfectas para tener en el garaje de casa o en una tienda de bicicletas. Tienen una gran capacidad de llenado de aire, y funcionan para una variedad de fines además del uso principal que es el de los neumáticos de bicicleta, así como también realizan trabajos de bombas de alta presión que otras bombas portátiles más pequeñas normalmente no pueden.

Esta es definitivamente la opción más segura y rápida que se puede adquirir.

Bombas de chasis

Estas bombas encajan rápidamente en el marco de una bicicleta de carretera, que normalmente están debajo del tubo superior, sin necesidad del hardware de montaje extra que requieren las mini bombas.

Eso sí, las de chasis son mucho más pesadas y largas que las mini bombas, pero trabajan más rápido. Están hechas con una gran capacidad para llenar neumáticos de alta presión (hasta 160psi) que tienen las bicicletas de carretera, es por eso que es la mejor opción para los ciclistas que usan este tipo de bicicletas.

Cabe destacar que estas bombas de montaje en bastidor vienen en diferentes tamaños, como S, M, L, etc. Basándose en el tamaño total del marco que es medido en centímetros, o en la longitud del tubo superior que es medida en milímetros.

Es de suma importancia que usted se fije muy bien en las medidas de su bicicleta antes de comprar.

Mini-bombas

Son pequeñas y de peso bastante ligero, así que te proveen una solución rápida, fácil y eficaz al momento de tener una llanta pinchada en medio del camino.

La mayoría se pueden unir o conectar a cualquier lugar en el marco de su bicicleta, algunos incluso caben debajo del lugar de su botella de agua, siempre utilizando un hardware de montaje o una correa antideslizante o de rip-and-stick. Normalmente, los ciclistas de montaña preferirán llevar su mini-bomba más segura dentro de su bolso o paquete de hidratación, alejándolos de cualquier obstáculo.

Cuando compre, tome en cuenta la capacidad de PSI de esta bomba. Por ejemplo las bombas de 90psi son buenas para bicicletas de montana o confort; las de 120psi también son buenas para bicicletas de montana o confort, y están bien para algunas de carretera, sin embargo, los modelos de hasta 160psi son los mejores para las de carretera.

Muchas mini-bombas vienen ya con una manguera incorporada, de manera que se reduce la tención de bombeo en el vástago de la válvula, que podría romperse con una bomba rígida estándar si no se sabe usar o se hace sin cuidado.

Infladores o bombas de CO2

La bomba de CO2 nos permite tener una solución rápida aunque temporal, es una opción ligera y minimalista. Los corredores la prefieren porque les permite conducir ligeros, ya que esta cabe inclusive en el bolsillo de un jersey.

El kit de este inflador consiste en una boquilla y un cartucho, sin involucrar ningún tipo de bombeo. Eso sí, los cartuchos tienen un único uso, ya que una vez utilizados puede ocurrir algún escape del CO2 residual después de unas horas.

Para utilizarla simplemente deberá reparar o sustituir su tubo dañado y llenarlo con ráfagas de CO2. Esto le podría durar hasta el final de su viaje, y una vez que esté en casa debe dejar salir todo el CO2 del tubo y llenar la llanta nuevamente con aire.

Tome en cuenta lo siguiente al momento de escoger: el tamaño de 16g es el mejor para un neumático de carretera de 700c; el de 20g puede llenar un par de neumáticos de 700c o uno solo de 26” o 29” que sea de bicicleta de montaña.

Algunas boquillas incluyen válvula de cierre para hacer el inflado más preciso, otras boquillas y cartuchos vienen roscados  y otros no, por lo que debe estar al pendiente de adquirir un conjunto que sea compatible.

Existen otras características importantes a tomar en cuenta cuando evalúe qué bomba de aire adquirir:

Estabilidad

La estabilidad de la bomba de aire al momento de llenar nuestros neumáticos es un factor muy importante, pues el proceso de bombeo a veces puede ser todo un entrenamiento.

La base está sobre el suelo y usted se coloca de pie sobre ella. Si usted adquirirá una bomba de piso tome en cuenta que su base sea tan fuerte como usted o la persona que vaya a manipularla, para que mantenga las fuerzas de bombeo correctamente. Las mejores bases son las que están hechas de metal.

Facilidad de fijación/separación

Lo mejor es que el mandril de aire de su bomba tenga facilidad de acoplamiento a la válvula de la bomba, por ejemplo se recomiendan las que se adaptan al mismo puerto sin necesidad de cambiar o mover otras piezas. De igual forma hay algunas con diseños más duraderos que otros, estos son definitivamente los que debe escoger.

Nuevamente gana el metal en este caso, ya que los mandriles de aire que están hechos de plástico son más difíciles de sujetar.

Calibre

Aunque no lo parezca, el diseño del medidor o calibre es importante para que nos facilite visualizar la presión.

Características como la combinación de colores, altura, y el tamaño de los números llegan a hacer una gran diferencia entre un buen calibre y uno malo, así que examínelo muy bien y asegúrese de que le sea fácil entenderlo.

Existen los medidores digitales, pero se dificulta leerlos cuanto están bajo el sol, lo mismo que sucede cuando intentamos leer en la pantalla del celular expuesta al sol.

Velocidad de inflación

Se trata de la cantidad de golpes que deberás realizar para alcanzar cierta presión predeterminada en la llanta. Esto dependerá lógicamente del tipo de rueda bien sea de bicicleta de montaña o de carretera, y de la capacidad de la bomba de aire.

Precisión

Después de ciertos tests comparativos se ha llegado a la conclusión de que la exactitud de los resultados del inflado tiende a ser mayor cuando el precio es mayor. Así que tomándolo desde ese punto de vista puede que varíe la precisión del trabajo de su bomba dependiendo mucho de la marca y precio.

 

Otras cosas a considerar

A la hora de comprar una buena bomba para bicicletas que sea confiable y que mantenga vuestro neumático no sólo lleno sino en perfecto estado, hay muchas cosas que mirar y para no pasarlas desapercibidas, seguid leyendo:

Tamaño

Depende la situación, pues esto no os importará seguramente si sois más de dejarla en casa. Pero si os gusta viajar con ella, debéis pensar en esto cuidadosamente. En el marcado hay las mini-bombas, pero tienen un límite de volumen de aire.

Peso

Si la dejáis en casa no os importará que pese mucho, siempre y cuando sea resistente. Si pensáis transportarla, mejor que vayáis a por un modelo ligero.

Construcción

Generalmente mientras más cara es la bomba, más metal contiene. Éste es un material mucho más sólido y resistente que el plástico, que es barato pero que terminará por dejar de funcionar en un corto periodo.

Servicio técnico

No hagáis una gran inversión si no tiene repuestos disponibles. Esto aplica para bombas de alta gama que ofrecen, a su vez, una gama de repuestos de la misma marca que permitirán alargar la vida útil de la bomba. Los más importantes son las juntas de cabeza y válvula porque se desgastan más rápido.

¿Cómo elegir la mejor bomba de bicicleta?

Unos truquillos al comprar nunca están demás y es que muy pocos saben que la duración del bombeo es importante. Esto indica la cantidad de aire que bombeará a la bicicleta. Los trazos cortos agregarán menos aire que los más largos. También es elemental que, si la llevaréis almacenada en la bici, su tamaño no infiera con un pedaleo seguro. Pero, vamos, que el hecho de que sea compatible con la bici es otro detalle súper importante, así como su durabilidad.

¿Cuáles son los beneficios de las bombas de bicicleta?

Si creeréis que son sólo para inflar llantas de bicicleta planas, necesitáis saber que más allá de eso, la posibilidad de solucionarlo en unos pocos minutos en la comodidad de vuestra casa o en medio de la ruta, es una grandísima ventaja que os ofrece vuestras bombas. Pero si sois aventureros, os molará saber que podéis usarlas para inflar un bote auxiliar o para encender una fogata.

¿Qué preocupaciones deberían tener los compradores de bombas para bicicletas?

La durabilidad y la funcionalidad son las preocupaciones primarias. Y es que cuando estáis al ruedo, no tener a la mano una bomba de gran calidad os puede quitar tiempo y os pondrá mayor presión y esfuerzo al intentar resolver con otros métodos.

Para aseguraros una buena compra también debéis preocuparos porque sea un modelo fácil de usar, flexible y con un accesorio de válvula Schrader y Presta. Claro que os preocupará el tema del precio y eso es algo que debéis negociar un poco, pues conformarse con un modelo barato que no sea duradero en el tiempo no será una gran idea.

Instrucciones de bombeo de neumáticos de bicicleta

No subestiméis el proceso de inflado de las llantas de vuestra bicicleta, es importante comprenderlo y saber lo qué se debe hacer para hacerlo de la mejor manera.

Determinar el tipo de válvula

Parece obvio, pero la verdad es un proceso básico que muchos usuarios olvida, sobre todo si son primerizos y es que suele subestimarse el hecho de determinar el tipo de válvula de la bicicleta, de pronto sin saber que existen al menos dos tipos básicos que son el Presta y el Schrader, el primero normalmente se encuentra en las bicicletas de carretera, que requieren una alta presión de aire, mientras que el segundo suele estar presente en las bicicletas de montaña. Por lo tanto, las cabezas de las bombas de bicicleta difieren según el tipo de válvula.

Después de determinarla, lo siguiente será encontrar una bomba que sea compatible. Aunque la mayoría suele tener una doble compatibilidad, pues traen accesorios para que sea posible utilizarlas con todas las válvulas y esto es lo ideal.

Conectar la bomba a la válvula

Hay que verificar que sea la bomba adecuada para la válvula y sólo se puede estar 100% seguros si se conectan perfectamente. Con las válvulas Presta encontraréis que hay un tornillo que la cubre y primero debe eliminarse. Debéis presionar bien para que no se escape el aire, de lo contrario no inflará, el cierre debe ser hermético. En el caso de la válvula Presta, debéis tener cuidado con el pin delgado del centro porque es frágil y no puede reemplazarse, así que dañarlo supondría cambiar todo el neumático.

Bombear aire en el neumático

Por último, debéis aseguraros de bombear la presión de aire correcta al neumático, la cual se mide en PSI (las siglas en inglés para indicar libras por pulgada cuadrada). Lo bueno es que saber la presión adecuada para vuestros neumáticos es bastante sencillo, solo tendréis que ver el numerillo que pone en los laterales de la llanta.

Siempre os recomiendo que la llevéis hasta el tope que recomienda el fabricante, pero sin sobrepasaros. Es que siempre tienden a desinflarse, pero si infláis de más, correréis el riesgo de que la cámara se dañe. Ahora bien, en caso de que vuestro neumático no tenga la indicación o que se haya borrado, podréis tener como regla general que lo recomendado es entre 85 y 130 PSI para bicicletas de carretera y de 30 a 50 para bicis de montaña.

Es bastante recomendable invertir en una bomba más, en una portátil. Y es que, si ya tenéis una de pista o piso en casa, seguro sabréis que, aunque son excelentes y muy robustas, no os pueden salvar en casos de emergencias. Porque todos sabemos que podéis correr el riesgo de tener una llanta desinflada en medio del camino y en estos casos no hay mejor que tener una bomba de oruga, pues os permitirá obtener fácilmente la presión correcta para vuestro neumático.

Lo que algunos no saben y hay que tener presente para que no os tome por sorpresa es que, con el tiempo, la presión de aire de las llantas va disminuyendo paulatinamente por el desgaste del uso. Debéis entonces aseguraros el control de los niveles de aire y continuar bombeando tanto como sea necesario. Si bajáis la presión de aire podéis dañar las llantas y aumentar las posibilidades de pinchazos. Es recomendable desarrollar una rutina para controlar la presión de aire de sus neumáticos antes de conducir.

Mantenimiento de llantas de bicicleta

Ya sea que lo hagáis de manera profesional, por diversión o que uséis la bici como método de transporte, andar en bici es una de las actividades más divertidas, por hay que aceptar que involucra una que otra actividad que tal vez no sea la más divertida y el mantenimiento de la misma es una de estas.

Un buen mantenimiento con la frecuencia adecuada hará que las ruedas se mantengan, así se minimicen las reparaciones y se prolongue la vida útil de la bici. ¿Cómo hacerlo de la manera adecuada? No os perdáis de vista estos consejillos:

Mantener la presión de aire correcta

No importa si la bici está en uso o no, lo más adecuado es ponerle aire de manera rutinaria en las llantas. No hacerlo puede causar daños severos. Cuando el aire está bajo, se puede sentir como si la rueda se estuviera pegando constantemente al suelo, y conducir en esta situación puede dañar las llantas.

Para los ciclistas habituales será importante bombear aire al neumático antes de andar, o al menos una vez por semana. Pellizcar los lados de la rueda será una táctica sencilla y rápida para saber si los neumáticos necesitan llenarse, pero también podéis ir a por una bomba con un medidor que indique el nivel exacto de aire en el neumático. Lo importante es que se mantenga dentro del rango recomendado para el óptimo rendimiento del neumático. Para los conductores pesados, será recomendable mantener los neumáticos en un nivel de presión más alto, debéis tomar en cuenta que vuestro peso corporal también es un factor en la tensión del neumático.

Limpiar las llantas regularmente

Parece sencillo, pero el impacto que tiene la limpieza adecuada de las llantas en el alargamiento de su vida útil es realmente importante. Es un proceso sencillo que requiere poco esfuerzo y poco tiempo.

Necesitaréis de un trapo y un poco de agua tibia, con este par podréis eliminar todas las huellas de barro o tierra y todo el sucio que se puede ir acumulando de a poco por el paso del tiempo y los diferentes terrenos en los que soléis andar con vuestra bici. También podéis agregar un cepillo de alambre en caso de que os encontréis con lodo que se ha apelmazado severamente en las ruedas, por ejemplo.

Es importante que no os olvidéis de limpiar todo el borde de la rueda, ya que os ayudará a detectar cualquier punto oxidado que pueda necesitar ser lubricado. No es para nada recomendable utilizar dispositivos tales como mangueras, aunque parezca una opción viable en principio, la verdad es que pueden ejercer demasiada presión y así dañar piezas un tanto más delicadas como los cojines.

Usar neumáticos adecuados para el terreno

Si vais a salir a correr, seguro que no usaréis zapatos de fiesta. Lo mismo pasa con las bicis, tienen que tener los neumáticos adecuados según el terreno por el que soléis conducir. Debéis tener cuidado y evitar usar vuestra bicicleta en terrenos para los cuales no fue diseñada.

Los neumáticos de vuestra bicicleta de carretera no son aptos para usar en terrenos difíciles, por el contrario, son ideales para superficies planas. Si soléis presionar vuestra bici de carretera con demasiada frecuencia en superficies demasiado irregulares, estaréis poniendo sus neumáticos en riesgo, aumentando su riego al desgaste o a un pinchazo importante. Comprobad también si las ruedas giran suavemente o no se pegan. Lo mejor es atender esos detalles inusuales a tiempo.

Preguntas frecuentes

Son muchas las preguntas la que surgen antes, durante y después de adquirir una bomba para bicicletas, aquí os dejo las dos más importantes:

¿Y si el indicador de presión no funciona?

Siempre tenéis que hacer un par de cosillas antes de poder usar el indicador de presión con propiedad. Tenéis que aseguraros de que la manguera esté conectada de forma correcta y dar un soplo con la bomba para que el indicador comience a dar alguna lectura.

Os daréis cuenta de que esto es especialmente efectivo en las válvulas Presta, las cuales no permiten que pase el aire hasta que exista presión.

¿Hace falta un adaptador?

Las bombas modernas vienen con salidas compatibles tanto con válvulas Presta como Schrader. Gracias a esto no tendrás que comprar un adaptador adicional. De todas maneras, siempre te aconsejo que lleves un adaptador contigo. Nunca sabemos cuando nuestra bomba pueda fallar y tengamos que usar otra no compatible con nuestra válvula.