Las 7 Mejores Campanas Extractoras Para Remodelar Tu Cocina

Si estás pensando en remodelar tu cocina o darle un toque elegante con un equipo capaz de absorber el humo y el olor que se generen en el espacio más concurrido de la casa, necesitas comprar la mejor campana extractora de cocina.

Dependiendo del espacio y estilo existen varios modelos entre los que puedes elegir la pieza que hará el juego perfecto encima de tus estufas, las mismas tienen medidas de 60cm, 80cm, 90cm y hasta más, y están listas para ser instalada al mueble o isla que tengas.

Algunos son modernas y silenciosa,  existen las de forma extraplana, y las fabricada en acero inoxidable; unas son más decorativas e inclusive puedes escogerla según el color que prefieras, que en la mayoría son blancas, plateadas o negras.

Sin embargo, lo más importante es la funcionalidad de la misma, saber si la necesitas con conductos, sin conductos y que además se ajuste al presupuesto.

¿Cuál es la mejor campana extractora?

Como ves, considerar tantas cosas antes de elegir una campana puede llevarte mucho tiempo, lo bueno es que ya debes tener una idea acerca de la pieza que te conviene y si estás listo para comprar una te invitamos a leer nuestras cuatro sugerencia con comparativa que reúnen las mejores opciones del mercado en cuanto a relación precio-calidad y la opinión de cocineros profesionales y aficionado que ya tienen la suya

A continuación te presentamos las mejores campanas extractoras:

1. Campana extractora INFINITON CMPT-B90S

En forma de T invertida

Si lo que falta en vuestra cocina es una campana que se encargue de eliminar los olores fuertes y además sirva como fuente de iluminación, este modelo de INFINITON es perfecto para vosotros.

Se trata de una campana extractora para cocina en forma de T invertida, con unas dimensiones de 90 cm de ancho, en color acero y con tres velocidades que os permitirán una gran potencia, para eliminar cualquier olor y humo que pueda haber al cocinar.

Con una gran relación calidad-precio, es de las mejores campanas que podéis elegir para vuestra casa, sobre todo si os la pasáis en la cocina y queréis un modelo que pueda funcionar a tope. Su instalación es sumamente sencilla, por lo que no necesitaréis de un experto para adaptarla.

2. Campana extractora CIARRA

Diseño portátil, elegante y funcional

Si buscáis una campana para la cocina que sea más sencilla en cuanto a funciones y con un diseño clásico, pero que no deje de ser funcional al momento de extraer los olores, humo y grasa que puede surgir al cocinar, entonces este puede ser el modelo ganador para que llevéis a casa.

Esta es una campana mucho más asequible que otros modelos, pero no por ello deja de tener una gran calidad. Su diseño práctico hace que su instalación sea sumamente sencilla, ya que con solo ubicarla bajo un gabinete y ajustar los tornillos que vienen incluidos con el paquete, podréis comenzar a utilizarla.

Tiene botones muy fáciles de usar, con diferentes velocidades y una luz incluida, además de un modo de reciclaje que, gracias al uso de filtros de carbones, permiten atrapar la grasa, polvo y humo.

3. Klarstein Lorea CGCH2-Lorea-900W

La mejor para las cocinas espaciosas

Campana extractora lujosa con poder de absorción de 280m³/h y tres velocidades. Es silenciosa tiene un panel de control táctil, dos lámparas LED con luz intensa y una forma inclinada que optimiza el espacio.

Es eficiente al absorber el humo y los olores de la cocina, además no ocupará tanto espacio como otras campanas gracias a su forma, por lo que no te tropezarás, no chocará con los utensilios y no tendrás que bajar la cabeza para cocinar.

El electrodoméstico funciona con el panel cerrado o abierto y la compra incluye filtros de grasa que evitan la obstrucción de la corriente y que también podrás lavar en el lavavajilla. La instalación es intuitiva y queda fija sobre dos soportes para el montaje sobre la pared.

Aparte del poder, te encantará el toque moderno y decorativo que tiene, también es económica y con buena calidad.

4. Teka DH 785

La más poderosa

La mayor fortaleza de este modelo son sus 807m³/h de poder de extracción así que será la mejor y más rápida para sacar el humo y la más eficiente si pasas buen tiempo cocinando.

La misma es de acero inoxidable con un diseño plano de 70cm que funciona perfecto en las cocinas medianas o pequeñas y que además trabaja en silencio.

El equipo tiene una pantalla LED y cuatro botones, por otro lado es sencilla de manipular y cuenta con un consumo eficiente de energía clase A.

A la campana podrás comprarle adicionalmente un filtro de carbón activado que te permitirá usarla en modo de recirculación del aire, es decir, sin salida del humo al exterior.

El producto funciona perfecto, la garantía es de dos años, tiene un precio bajo y los usuarios afirman a través de su opinión que el equipo supera las expectativas.

5. Bosch DWB067A50

La más recomendada

La destacada marca Bosch presenta su campana extractora, un modelo reciente, compacto, con diseño decorativo, cuatro velocidades y una potencia máxima de 710m³/h.

Es la ideal para cocina pequeña, con 60cm de ancho y 15kg de peso. Lo mejor es que su acabado liso de acero inoxidable hace que sea sencilla de limpiar.

A diferencia de comprar otras campanas esta si incluye los filtros de carbono, trabajando en modalidad de recirculación perfectamente.

Te impresionará la fuerza de aspiración, el poco ruido que hace, y en comparación con otros modelos similares es el que mejores características ofrece; por esto mismo no es tan barata, pero la inversión vale la pena.

6. Mepamsa Mito Jet 60

La de mejor relación precio – valor

Es un modelo de campana que a pesar de tener un precio asequible conserva las especificaciones y calidad que hacen que se destaque como una de los mejores del mercado.

El modelo es pequeño, liviano y empotrable, queda casi oculto en tu cocina, tiene controles sencillos, cuenta con un acabado metalizado y filtro atrapagrasa lavable.

El aparato trabaja en silencio, cuenta con dos velocidades y tiene la tecnología que esperas adaptado a un modelo clásico.

Por otro lado la caja incluye los accesorios de montaje para facilitar el proceso. Asimismo el equipo ha recibido buena crítica de los clientes y seguro cumplirá con tus necesidades.

7. Cata 9135

La más barata

Es una campana extractora telescópica la cual es extensible para abarcar más superficie mientras está trabajando.

La misma tiene dos motores y tres niveles de potencia y a pesar de su capacidad solo emite un ruido de 46dB.

Por otra parte el atrapagrasa es metálico y viene con filtros de carbón para limpiar el aire y además la compra incluye una válvula antirretorno.

Tiene 60cm de ancho, 32 de profundidad y 18 de altura y te sorprenderá saber lo económica que es.

Tipos de campanas extractoras

En el mercado podemos encontrar cinco modelos de campanas clasificados por el diseño:mejor-campana-extractora-de-cocina

Campanas de cocinas listas

Si cuentas con un espacio estándar sobre la cocina que no sobrepasa de los 60cm de ancho entre los armarios, este modelo construido es el más apropiado para ti. Las campanas de este estilo miden entre 52 y 60cm y tienen un diseño predeterminado sencillo de instalar.

Campana tipo chimenea

Tienen una estructura en forma de chimenea elaborada en acero inoxidable la cual atravesará un muro para extraer el humo. Generalmente son grandes, y recomendadas para espacios amplios. Sin embargo estas varían de ancho, para adaptarse a cocinas de 4, 6 u 8 quemadores.

Campanas independientes

Considerando el presupuesto, estas son las menos costosas, la desventaja es que el poder es limitado para cocinas pequeñas, y para que funcione bien es necesario colocarla cercana a la cocina de máximo cuatro hornillas, característica que la hace menos atractiva ante otras opciones, no obstante el costo de adquisición y mantenimiento es accesible para muchos presupuestos.

Campanas integradas

Son las también conocidas como empotrables, las mismas son elaboradas para encajar justo entre los gabinetes de cocina.

Es la mejor opción para quienes quieren combinar perfecto el espacio, además que son fácilmente extraíbles cuando quieres sustituirla, sin embargo no son tan potente como las chimeneas, pero pueden ser justo lo que necesitas.

Campanas de isla

Son las más grandes, lujosas y costosas entre las campanas extractoras, a la cual a veces se le da un uso industrial. Casi siempre son con motor exterior y con diseño ultra moderno que realzará cualquier espacio.

Estas se conectan directamente al techo, habitualmente tiene luces que bordean la pieza y le dan un toque más decorativo, pero su tamaño hace requerir un espacio importante para ubicarla.

Cuánto dinero necesito para tener una buena campana extractora

Hay campanas de todo tipo a precios asequibles, sin embargo, con un presupuesto de 100 Euros comprarás una campana de buena calidad y diseño convencional para ponerla sobre cuatro estufas. Aunque si inviertes un poco más podrás ponerte más exigente con la potencia y llegar inclusive a tener una de acero inoxidable.

Con alrededor de 200 o 300 Euros encontrarás las mejores que hacen un excelente trabajo de extracción, las que tienen un acabo impecable, son fáciles de limpiar, tienen varias velocidades y hasta un consumo de energía bajo.

Filtros de campana: lo que debes saber

La mayoría de las campanas extractoras tienen filtrantes de grasa los cuales se encargan de atrapar esas partículas que se elevan a la pieza para evitar la obstrucción de los conductos del equipo, al igual que no permite que estas caigan a la encimera de tu cocina.

Estos vienen de distintos materiales, a veces son de papel, tela, aluminio o acero; lo que sí es indispensable es mantenerlos limpios para que hagan siempre su trabajo de manera efectiva.

Algunos se pueden lavar en el lavavajillas, otros, es mejor hacerlo manualmente, y el proceso debe hacerse cada dos meses en promedio. No obstante,  algunas campanas son tan avanzadas que te indicarán el nivel de sucio que tienen para alertar que necesitan mantenimiento.

El trabajo del lavado no es el favorito de nadie, y considerando que se debe hacer son cierta frecuencia, lo mejor es invertir en filtros metálicos de los que se desprende la grasa más fácilmente.

¿Necesitas que la campana sea silenciosa?

La cantidad de ruido que hace es un factor determinante para los compradores, en este caso las más silenciosas pueden estar acerca de los 55dB y las más bulliciosas están alrededor de los 75db, que aproximadamente sonará cuatro veces más fuerte. Así que es necesario tomar este valor en cuenta si te gusta conversar, escuchar música o ver TV mientras cocinas.

Otros factores a considerar:

Entre otras características claves, las siguientes también se debes considerarlas:

Botones o panel de control

Existen los paneles digitales con pantalla LED, mientras que otros son sencillas perillas que se giran para acceder a las funciones. Esto no determina la calidad del equipo, pero si lo hace más o menos atractivo.

Potencia

Si eres de lo que no te gusta esa mezcla de olores mientras cocinas, lo mejor es elegir un producto potente que no demorará en dejar el ambiente libre de humos y aromas.

Los equipos vienen para varias velocidades, pero en promedio tienen tres o cuatro, y en ocasiones incluyen el botón turbo para trabajar al máximo.

Luces

Aparte de su función principal, casi todos los modelos incorporan un juego de luces que no viene nada mal para cuando estás cocinando, ya que estas apuntan directamente a las ollas, placa vitrocerámica u hornillas.

Control de termostato

Algunas campanas tienen un sensor que apaga automáticamente la unidad si la temperatura es demasiado elevada con la finalidad de proteger el equipo de un posible sobrecalentamiento que podría deteriorarlo.

Temporizador de escape

Esta función apaga el extractor después de un período de tiempo establecido.

Modalidad: extracción o recirculación

Extracción:

Las campanas de este estilo trabajan succionando el aire en dirección vertical y expulsándolo a través de los canales, que en esta ocasión atraviesan un muro lo que garantiza que el aire saldrá de la casa.

Recirculación:

Bajo este sistema, el aire luego de ser absorbido por el equipo pasa por filtros de carbón para ser limpiado y luego ser recirculando al área. La ventaja de esta forma es que la instalación es práctica y no necesitas hacer agujeros en techo o pared.

¿Cómo saber cuál es la mejor campana para mi cocina?

El humo es el contaminante en el aire más obvio que resulta de la cocción, pero la grasa y el vapor transportados por el aire también pueden causar problemas, ya que eventualmente se deposita en las paredes y con el tiempo puede ocasionar daños considerables en nuestra salud.

La solución sería instalar una campana de cocina.  Es un aparato electrodoméstico de línea blanca, que tiene un dispositivo de extracción inserto en la carcasa; se coloca encima de la cocina y se utiliza para atrapar la grasa, el humo, los olores, el calor, y el vapor del aire mediante una combinación de filtrado y la evacuación del aire.

Esta herramienta de cocina consta de tres partes principales:

-La falda o campana donde se recogen los gases.

-Un filtro que ayuda a detener partículas suspendidas en el aire (como grasa) para que no entre en el ventilador o dentro de la campana. A veces, trae consigo un filtro antiolores de carbón activado.

-El ventilador que funciona como extractor.

Tomando en cuenta eso, entonces ¿cómo saber cuál es la que mejor se adapta a tu cocina? Partiendo de que hay diversidad de tamaños y modelos, te ofrecemos una guía para que adquieras la que más te convenga.

Encontrar la mejor para tu cocina tampoco es tan difícil, ya que el tamaño es el principal determinante de su idoneidad. La ideal es aquella que es más grande que la encimera de la estufa, de modo que proporciona una ventilación máxima al cubrir toda el área de cocción.

Sin embargo, una demasiado grande es contraproducente ya que significaría que reduciría el espacio para el resto de electrodomésticos en el área y consumiría mucha más energía eléctrica.

Las campanas tipo isla y chimenea son más adecuadas para cocinas grandes, mientras que los modelos retráctiles o de líneas finas son mejores cocinas más pequeñas.

¿Cuál es la diferencia entre los conductos y las campanas extractoras de recirculación?

La principal diferencia es el funcionamiento. Los conductos eliminan el humo a través de una salida de tubería hacia el exterior con la intención de que no inunden el espacio. Estos son especiales para aquellos que buscan la eliminación efectiva de la grasa y los olores de la cocina. Suenan muy bien pero pueden ser bastante grandes y mucho más costosos.

La eficacia de la extracción de la campana puede verse afectada por la conformación del conducto de evacuación con diámetro demasiado ajustado, demasiado largo o demasiado tortuoso, por eso se debe comparar siempre las especificaciones del fabricante.

Por otro lado, las campanas de recirculación hacen que el humo y los vapores pasen a través de un filtro de carbón antes de que el aire limpio vuelva a entrar en el entorno de la cocina. El filtro que utiliza elimina la grasa y los olores.

Hablemos de velocidad

Hemos comentado que la principal función de las campanas y extractores es la de hacer circular el aire que se queda atrapado en la cocina, -junto a olores y partículas de grasa-. Esto lo realizan a través de un ventilador que empuja el aire hacia el filtro y de ahí hacia el exterior.

La velocidad del ventilador generalmente se puede ajustar a través de un selector en la parte frontal de la campana. Cuanto mayor sea la velocidad, más rápidamente la campana podrá eliminar el aire de la cocina.

Al elegir una campana extractora, es importante tener en cuenta no solo la tasa de extracción de la campana, sino también el tamaño de la cocina, es por ello que si notas que el aire en el espacio está más denso que de costumbre, es posible que el ventilador no tenga la velocidad adecuada o no esté funcionando del todo bien, es decir, cuanto más grande sea su cocina, más potente debe ser su extractor para funcionar de manera efectiva.

Para elegir el ventilador también se debe tomar en cuenta la forma y tamaño del extractor, pues mientras más largo y estrecho sea, más velozmente debe trabajar para sacar todo el aire hacia afuera.

Aquí te mostramos una fórmula fácil para calcular el requerimiento de extracción requerida de manera efectiva, solo debes multiplicar el volumen de tu cocina por diez y así sabrás los metros cúbicos que debe tener.

¿Es obligatorio tener una campana en mi cocina?

La Parte F del Reglamento de Construcción requiere que un edificio tenga un medio de ventilación. Los conductos de extracción satisfacen este requisito; pero las campanas recirculantes no.

Esto significa que si optas por lo último, deberás contar con algún otro medio para eliminar el aire hacia el exterior. Afortunadamente, la mayoría de las construcciones nuevas tienen sistemas de ventilación extensos y equilibrados lo que puede aligerar el problema.

6 beneficios de tener una campana de cocina en casa

Una campana extractora es una característica importante de cualquier cocina, ya que ayuda a que la cocina sea más agradable, mantiene el espacio limpio y evita muchos riesgos peligrosos para la salud por lo que debes considerar tener una en casa sin duda alguna.

Sin embargo, aquí te damos 6 razones para que consideres adquirir una si aún no la tienes

1.-Filtración de aire

El más resaltante es el más obvio. La filtración de humo y otras partículas es lo que mejor hacen las campanas de ventilación.

Al cocinar, sobre todo si la comida contiene abundante grasa, el humo que desprende durante el proceso se adhiere a las cortinas, ropa o muebles, la ventilación del lugar hará que esto no suceda. Y no nos referimos a abrir las puertas y ventanas pues esto solo hará que se esparza por toda la casa.

Otro peligro menos conocido de mala ventilación es el exceso de monóxido de carbono. Este gas inodoro e insípido es inflamable y tóxico, y una acumulación puede conducir a un envenenamiento por monóxido de carbono peligroso y potencialmente mortal.

2.-Iluminación y campanas

La iluminación al cocinar es extremadamente útil, por eso los últimos modelos de campanas vienen con un juego de iluminación. Mientras más brillante sea la iluminación, mejor podrás evaluar el proceso de cocción de los alimentos.

Un buen par de luces también facilita la limpieza de la estufa y de la propia campana. Algunas personas consideran que la luz en las campanas es otra forma de ahorrar energía ya que en lugar de encender todas las luces, solo utiliza las de la campana, especialmente de noche.

La iluminación puede ser de tipo incandescente, fluorescente o halógena.

3.-Limpieza

El humo y la grasa evaporada generalmente dejan residuos en las paredes y superficies de la cocina. A su vez, las manchas de grasa atraen polvo lo que acarrea manchas, bacterias y moho.

Si bien la campana no evitará que debas hacer la limpieza como corresponde, hará que el sucio tarde más en acumularse por lo que la ayuda extra no está como para despreciarla.

4.- Frescura

Encender la estufa o el horno generará mucho calor en el espacio y ahí es precisamente donde entra a trabajar la campana. Una campana extractora dirige este calor hacia arriba y hacia afuera de la casa para que así se sienta fresca y limpia.

El uso de la campana o extractor de aire puede evitar que tengas que encender más seguido el aire acondicionado, lo que ocasionará un ahorro de energía a largo plazo.

5.-Precisión de cocción

Al usar uno de estos electrodomésticos te garantizará que el olor de cada uno de los alimentos que cocines no se mezclen, permitiéndote percibir solo los olores puros en lugar del humo acumulado en la cocina.

6.-Incrementan el valor de la propiedad

Las 5 razones anteriores confirman que las campanas de cocina son uno de los electrodomésticos que no pueden faltar en tu cocina ya que no solo son funcionales sino también piezas decorativas que incrementan el valor de tu propiedad.

Estos electrodomésticos se pueden hacer a la medida  e inclusive ser encastrables en la pared para que quepan perfectamente en un lugar diseñado especialmente para ello en la cocina, eso sí, siempre sobre la estufa.

¿Cuál es la mejor manera de limpiar mi campana?

Al ser receptoras de humedad y grasa, es muy importante mantener la limpieza con constancia. Dependiendo del material de la que esté hecha puede ser más o menos difícil su aseo.

Las campanas pueden ser hechas de una variedad de materiales, tales como: cobre, acero, cristal templado, madera, aluminio, acero inoxidable, latón o plástico resistente al calor. Dependiendo del material será la limpieza y los productos a utilizar para realizarla pero en general con un paño, agua y jabón es suficiente. Enjuaga y seca inmediatamente para evitar acumulación de humedad.

Las superficies pulidas o laqueadas las puedes limpiar con un aceite liviano de los que se usan para pulir muebles pero mucho cuidado con el producto que promete una “limpieza profunda y mejorada”. Generalmente contienen agentes inflamables y no olvides que la campana siempre estará sobre una superficie caliente. Lee bien la etiqueta y evita accidentes.

¿Cada cuánto debo limpiar el filtro?

Los filtros de malla de aluminio deben lavarse en el lavavajillas por lo menos una vez al mes.

Puedes notar que a lo mejor existe una decoloración, la cual es completamente normal debido al uso de detergentes fosfatados. No te preocupes, eso no afectará su funcionamiento pero todo dependerá de la calidad del mismo.

Los filtros deflectores que se usan en las campanas de uso profesional están diseñados para rendir algo más tiempo por lo que la limpieza puede espaciarse un poco. La señal definitivamente te la dará la apariencia; la antiestética es la clave, aunque también, al estar tapados los poros, notarás que ya no es tan silenciosa como siempre y comenzará a hacer ruidos al verse forzada a trabajar.

¿Es mejor con o sin conducto?

Todo modelo de campana debe tener la característica de poder conducir el aire al exterior de la casa, el filtro solo se encarga de atrapar la grasa y la humedad, mientras que el humo y el calor se recirculan nuevamente hacia adentro así que definitivamente la respuesta es con conducto.

¿Cuánto gastar?

Normalmente las campanas decorativas suelen ser de mayor precio en líneas generales. El segmento más económico lo encontramos en las campanas de encastre fijas y en las campanas telescópicas.

Estos electrodomésticos están disponibles en muchos modelos en un rango de precios desde menos de 50 € a más de 1500 € de acuerdo a la marca y sus características.