mejor-carrito-de-golf-eléctrico-barato

Los 5 Mejores Carritos de Golf Eléctricos Que Llevarán Vuestros Palos Por Todo el Campo Sin Inconvenientes

Me encanta el golf, pero, en honor a la verdad, me resulta excesivamente molesto tener que caminar por 18 hoyos arrastrando los pesados palos, de manera que he decidido resolverlo buscando el mejor carrito de golf eléctrico disponible en la oferta.

He visto entre las novedades tecnológicas unos carritos teledirigidosque son una verdadera pasada, algunos son a control remoto y otros cuentan con funcionamiento eléctrico programable, en todo caso, cada opción resulta una cómoda ayuda en el juego.

Hay unas versiones que vienen con opciones para accesorios y podéis colocar paraguas, el móvil, las llaves e incluso algunos vienen con soporte para bebida.

La mayoría de estos aparatos usa pilas de litio ó 12V, aunque algunos vienen sin batería incluida y deberéis comprarla por separado, es necesario que tengáis en cuenta esto en vuestro presupuesto.

Lo importante es que seleccionéis el equipo que os resulte más conveniente y menos costoso.




¿Cuál es el mejor Carrito de Golf Eléctrico?

Seleccionar el mejor depende de muchos factores, la preferencia es uno, pero el tipo de campo donde jugáis y vuestras posibilidades económicas son opciones a considerar al momento de comprar.

Un buen carrito que os lleve los palos de golf debe tener posiciones de avance que os resulte fácil de cambiar, para zurdos y diestros, pero también debe contemplar otras cualidades que os faciliten la vida en el campo.

Una buena forma de saber cuál os viene mejor es con una comparativa. Aquí tendréis que buscar los modelos disponibles en la oferta y analizar sus cualidades, precio, fabricante, usos, calidad, características, revisando cada uno podéis haceros una idea.

El precio es un elemento indispensable, estos equipos no tienen precisamente costo bajo así que debéis buscaros algo asequible que cumpla con los requisitos que necesitáis para que facilite vuestro juego. Si aún no estáis seguros tal vez esta lista pueda ayudaros.

A continuación te presentamos los mejores carritos de golf eléctricos:

1. Carro de golf eléctrico X9 Follow Stewart Golf

Detrás de vosotros a todas partes

Si sois de los que os encanta recorrer los campos de golf pensando en la próxima jugada de vuestro deporte favorito, pero definitivamente os molesta recorrer esos verdes prados con los palos a cuestas, este es vuestro carro de golf.

El X9 de la marca Stewart está hecho para que os siga a todas partes con la llamada tecnología “follow” y, además, tiene tecnología remota en todas las direcciones.

Una de sus fortalezas es que tiene sistema de frenado para las bajadas y estabilizadores integrados para garantizar y controlar la estabilidad. Viene con mando a distancia y usa baterías de litio.

2. Carro de golf eléctrico G5206 Ben Sayers

Con memoria para programar velocidades

Ben Sayers pone a vuestra disposición este cómodo y práctico carrito que no sólo os llevará los palos por todo el campo de golf, sino que, además es multiuso y os permitirá llevar mogollón de cosas, gracias a sus accesorios.

Tiene control para 7 velocidades y 3 funciones a distancia, usa batería de ácido de plomo de 12 voltios y cuenta con un motor de 200 vatios que hará frente a las colinas más empinadas y terrenos intrincados.

Viene con pantalla LED digital con indicador de estado de batería y función de apagado automático para evitar descargas o posibles sobrecargas.

3. Caddie de golf eléctrico de Charles Bentley

Batería para 36 hoyos

Fabricado con una estructura de aluminio anodizado, este pequeño carrito es de fácil manejo, con manillar en forma de T que permite su fácil manejo.

Previa programación, este carrito puede pararse de manera automática, es el más potente del mercado. Tiene otra para desplazamiento de 10, 20 y 30 metros, también de tipo automático.

Es de construcción plegable en dos partes, lo que facilita su almacenamiento y lo convierte en un equipo completamente portable. También incluye tres ruedas desmontables.

Se trata de un accesorio ligero pero estable que debe cargarse antes de usar, un máximo de 10 u 8 horas.

4. Carrito de Golf eléctrico Plegable Kenrod Zerimar

Sencillo y potente

OFERTA
Kenrod Carrito de Golf eléctrico...
7 Opiniones

Con sistema de frenado electrónico este carrito de aluminio es la opción más recomendada si necesitáis un equipo resistente que os lleve cómodamente los palos de golf por todo el terreno.

Tiene 7 velocidades ajustables, temporizador automático para determinadas distancias y una capacidad de carga de 30 kilos. Corre a una velocidad máxima de 8 kilómetros por hora así que es perfecto para vuestros movimientos.

Quienes lo tienen destacan que es muy sólido y ocupa poco espacio de almacenamiento, tanto en casa, como en el maletero del coche. Es ergonómico y cuenta con pantalla digital tipo LED de tres colores.

5. Carrito de Golf Eléctrico FW3i Powakaddy

Potente y silencioso

Encontrar un carrito que sirva tanto para zurdos como para diestros de manera cómoda y sin cambiar de posición es un verdadero reto, con el modelo FW3i tenéis esta cualidad a vuestra disposición.

Hecho con acabados y materiales de buena calidad y alto rendimiento, este carrito metálico tiene pantalla digital amplia con botones de encendido y apagado y un potente motor de 200 vatios completamente silencioso.

Es compacto, defácil plegado y viene con batería de litio de última generación, menos proclive a descargas rápidas. El fabricante os da 2 años de garantía por el producto y 5 por la batería.




¿Cómo funciona un carro de golf eléctrico?

Básicamente un carrito de golf eléctrico es el equivalente a mejor-carrito-de-golf-eléctrico-baratoun Caddy con ruedas, impulsado por un motor eléctrico. Puede ser que sea capaz de moverse solo o que tengáis la necesidad de arrastrarlo, en todo caso, algunos se programan para que recorran determinadas distancias.

Estos carritos suelen ser livianos y fáciles de almacenar y se mueven gracias a una batería que les impulsa. Se han hecho muy populares recientemente debido a su practicidad y versatilidad.

Carros de golf eléctricos o carros de golf a gas: ¿cuál es mejor?

El tema de elegir entre un carrito de golf eléctrico y uno a gas depende de vuestras preferencias ya que el costo de mantenimiento en ambos casos es el mismo. Mientras que con un carrito a gas debéis invertir en cambios de filtros, aceite y algunas refacciones, con el eléctrico este gasto se os va en el reemplazo de la batería cada par de años.

Sin embargo, algunos detalles de interés tal vez os ayudarán a tomar alguna decisión al respecto. Por ejemplo, los carritos eléctricos son respetuosos con el medio ambiente, no contaminan, son menos ruidosos y su mantenimiento es más sencillo, no obstante, no son muy potentes o veloces y tardan en cargar, si la batería se os consume en el terreno tendréis que remolcarlo.

Por otro lado, los carritos a gas son más potentes y veloces y tienen mayor fuerza de arrastre, pero son ruidosos, muy contaminantes ya que usan combustible y su mantenimiento es más complicado.

¿Qué debéis tener en cuenta antes de comprar un carro de golf eléctrico?

Antes de llevaros uno a casa, hay una serie de factores a considerar que os ayudarán a tomar la decisión más correcta y a hacer una compra acertada. Al momento de comprar debéis echar un vistazo a los siguientes detalles:

Almacenamiento:

En estos casos es necesario que tengáis en cuenta el espacio donde será guardado y las cualidades que necesita para que pueda caber en ese referido sitio: plegable, desarmable, con ruedas intercambiables, entre otros elementos. La idea es seleccionar uno que quepa en el lugar que tenéis destinado para su almacenamiento.

Batería:

Aquí hay un asunto de dinero, en la actualidad las más populares son las baterías de litio, sin embargo, también hay que agregar que son muy costosas, así que tenéis que revisar vuestras necesidades a largo plazo y si os hace falta este tipo de batería o si os conviene de otro tipo. La ventaja de las de litio es que duran más, cargan más rápido y son más livianas.

Características:

Sobre este punto es importante que penséis qué es exactamente lo que necesitáis o lo que os conviene por ejemplo si os hace falta una función de GPS, espacio para guardar vuestras cosas de valor o configuraciones de velocidad. También es útil que miréis el precio y las funciones automáticas. Teniendo en cuenta estos pequeños detalles podéis hacer una selección más adecuada.

Construcción:

Generalmente, la construcción de estos equipos es de aluminio. Este material tiene la gran ventaja de que es ligero lo que os hará más sencilla su manipulación y uso para trasladar los palos de golf. Como desventaja puede decirse que, dado su acabado suave, se trata de un material sensible a las abolladuras. En estos casos sólo debéis aseguraros de tener todos los cuidados necesarios, si los aplicáis, el carrito puede ser muy duradero.

Tamaño:

En este punto es necesario que tengáis extremo cuidado. Lo ideal es que, al momento de seleccionar, tengáis una idea clara del tamaño del maletero de vuestro coche para que seleccionéis un auto eléctrico que podáis colocar allí sin mayor problema. Aunque los fabricantes han tenido esta previsión al momento de construirlos, no está demás que reviséis con detenimiento este detalle.

Peso:

Por regla general, estos pequeños carros son livianos, sin embargo, el tipo de batería que utilizan os darán una noción más clara del peso que debéis afrontar, teniendo en cuenta que debéis arrastrarlos por el campo de golf, los alrededores del club o el vestuario de forma que uno liviano os rendirá más. Los que usan baterías de plomo ácido, suelen ser más pasados que los de baterías de litio.

Velocidad:

Los carros más modernos tienen una tabla de velocidades que os permitirán llevar el equipo a la velocidad de vuestra marcha, sin embargo, tratándose de carros de golf hay mucha variedad, algunos tienen sólo encendido y apagado, otros cuentan con niveles de potencia que van incrementando de manera progresiva y están los que incluso vienen con sistemas de freno para ser aplicados en los casos en los que haga falta bajar la velocidad porque el carrito está en alguna cuesta.

Plegable:

En este punto os encontraréis con variedad. Casi todos son plegables, con piezas extraíbles, o fáciles de armar y desarmar lo que facilita su almacenamiento. Algunos se desarman por piezas, otros tienen sistemas de extracción de ruedas que facilita su traslado y almacenamiento. Antes de llevaros uno a casa, resultará oportuno que sepáis cuál de todas las opciones os conviene mejor.