el-mejor-flotador-de-bebé

Los 5 Mejores Flotadores de Bebé Inflables Más Divertidos y Seguros Para Bañeras

Nadar en piscinas o la playa es una de las actividades más ventajosas para los bebés y niños muy pequeños, ya que les ayuda a desarrollar habilidades motrices, los divierte y los familiariza con el agua desde una edad temprana. De hecho, el mejor flotador de bebé puede darle a los bebitos o bebitas todas estas posibilidades mientras papá y mamá cuidan de ellos.

Lo cierto es que los flotadores de buena calidad ofrecen una gran comodidad y diversión, pero también un alto nivel de seguridad, ya que pueden ser anti vuelco para evitar voltearse y causar accidentes, venir con sombrilla para proteger su delicada piel de los calientes rayos UV del verano o incluso contar con arnés para añadir un nivel de protección adicional.

Sin embargo, no debes olvidar nunca que, si bien estos flotadores inflables son realmente seguros, es necesario que siempre estés pendiente de tu bebé, que nunca lo dejes sólo y que lo cuides mientras está en el agua. Recuerda que son tan pequeños que no podrán defenderse solitos si algo les sucede.

Si tu hijo es un bebito de unos 12 meses en adelante o ya es más grandecito y tiene un par de años de edad, comprar un flotador para que aprenda a nadar y relacionarse en el agua es una de las mejores inversiones que podrás hacer.




¿Cuál es el mejor flotador de bebé?

Para que logres comprar el modelo ideal y tanto tu bebé como tú y tu pareja puedan estar contentos con la compra, nosotros hemos preparado esta lista comparativa con los 5 mejores productos del mercado basándonos en la comodidad y seguridad que ofrecen, así como la diversión y protección en general.

La idea es que les des un vistazo a todos los modelos, compares sus prestaciones entre sí y puedas decidir con claridad cuál es mejor para tu bebito. A su vez, más adelante te explicamos también qué debe tener un flotador de bebé para bañera o pileta para que sea considerado de buena calidad. También te ayudaremos a saber cuál es el mejor.

A continuación te presentamos los mejores flotadores de bebé:

1. Flotador de aprendizaje de natación Fred’s Swim Academy

Se ha ganado a los usuarios

Este flotador hinchable se recomienda para bebés y niños pequeños que ya puedan sostener su cabeza solitos y podría utilizarse desde los 6 meses hasta aproximadamente los 4 años.

El modelo puede soportar hasta 18 kg de peso, y ofrece una posición ideal en el agua. También es bueno para que los bebés pequeños lo usen y apoyen su pronto desarrollo.

Cuenta con 5 cámaras y almohadillas inflables para evitar deslizamientos, caídas o resbalones, así como con arnés de seguridad ajustable anti vuelcos y un clip de sujeción y flotadores en la espalda.

A su vez, tiene un lindo diseño con la ranita Freddy y está hecho de PVC para mayor durabilidad y resistencia. No es el menos costoso de la lista, pero es realmente seguro y conveniente.

 

2. Flotador para Bebé Arshiner

El más completo y cómodo

Este coqueto modelo con asiento está hecho con material de PVC ligero y resistente que resulta cómodo y seguro a la vez para niños de 1 a 3 años.

El asiento es bastante ergonómico y espacioso e incluye un espaldar para apoyar la espalda y cabecita de tu bebé y así poder disfrutar de la pileta con total comodidad.

A su vez, cuenta con techo desmontable para proteger al pequeño de los rayos UV y un pequeño y juguetón volante para que se divierta sin preocupaciones y juegue a controlar el barco.

Se trata de un sillón flotador inflable a un precio bastante bueno para todo lo que ofrece, que ayudará a que tus niños estén totalmente seguros mientras se divierten y aprenden en verano.

 

3. Flotador «Flipper» para el cuello

Para pateadores naturales

Se trata de un lindo modelo de cuello para que los bebitos entre 3 y 18 kg de peso aprendan a nada y a patalear bajo el agua en la bañera o la pileta con total libertad y seguridad.

Papa y mamá podrán estar tranquilos mientras el bebito toma un divertido y cómo baño, ya que es anti vuelco y promueve una postura correcta de cuerpo y cabeza.

A su vez, el material es cómodo y no hace daño a la sensible y delicada piel del bebé, mientras que el lindo diseño lo mantiene entretenido con sus bonitos y vibrantes colores y dibujitos.

Está disponible en colores rosa, amarillo, azul o verde, o en versión multicolor. A su vez, está a un precio bastante asequible que se ajusta a tu presupuesto.

 

4. Flotador para bebés Jane

Excelente relación precio-valor

OFERTA
Jané 040323C01 - Bañeras y asientos de...
35 Opiniones

Este práctico sillón flotador incluye un soporte inferior para el bebé que lo mantiene en posición de la forma más segura y adecuada. Es ideal para bebitos desde los 6 meses.

Con este flotador puedes estar tranquila por la seguridad de tu hijo, ya que cuenta con arnés para impedir cualquier deslizamiento o resbalón que pueda causar accidentes a tu pequeño.

A su vez, este modelo hinchable viene con un reposacabezas extraíble para darle mayor comodidad y versatilidad tanto a ti como a tu bebé, y un cojín reductor ajustable para adaptarse al tamaño de tu hijo.

Este modelo ofrece un muy fácil almacenamiento, así que es bueno también para los padres. Al mismo tiempo, es el segundo más económico de nuestra lista y aun así ofrece excelentes prestaciones.

 

5. Intex Baby Float

El precio más bajo

Se trata del sillón flotador menos costoso de nuestra lista, el cual no solo ofrece un conveniente precio, sino que es bastante cómodo, seguro y conveniente para niños y padres.

Es ideal para niños a partir del año de edad, aunque algunos usuarios aseguran que el asiento es un poco grande. Sin embargo, tiene hoyos cómodos para las piernitas que le dan libertad de movimiento bajo el agua.

Cuenta con un fácil montaje y material plástico de buena calidad y resistencia, así como 4 cámaras de aire independientes para mayor seguridad y un soporte de peso máximo de 15 kg.

Inclusive, este modelo viene hasta con un kit de reparación para tapar cualquier orificio o salida de aire que pueda existir. También viene en un color llamativo para una mejor visibilidad. Es perfecto para que papá y mamá se diviertan con su bebé y lo cuiden.




Enseña a tus hijos a nadar por seguridad

¿Sabías que la tercera causa de muertes en el mundo es el ahogamiento? Pues sí, y la verdad es que los niños son de los más afectados. El riesgo aumenta en verano, cuando los niños van más a la playa o la piscina, así que los padres deben estar muy pendientes de sus niños y cuidarlos en todo momento.

Lo cierto es que muchos padres se preguntan cuál es la manera más efectiva para que sus hijos tengan total seguridad en el agua y, de hecho, lo mejor es enseñarles a nadar o al menos a flotar.

Es importante que se les enseñe desde muy pequeños, ya que el agua tiene grandiosos beneficios para los bebés y su desarrollo motriz en los primeros meses, además de que un contacto temprano les ayuda a perderle el miedo al agua. De hecho, se recomienda que los niños comiencen a nadar al año de edad, e incluso hay bebés que aprenden primero a nadar que a caminar.

Ahora bien, si no les puedes enseñar a nadar, al menos asegúrate de que tengan un buen sistema de protección que los mantenga seguros al entrar en contacto con el agua.

 

Considera esto antes de comprar un flotador de bebé

Si quieres un flotador de buena calidad que divierta a tu bebé, sea cómodo y lo mantenga seguro en la pileta o bañera, debes asegurarte de que cumpla con ciertos aspectos que garanticen su confiabilidad y seguridad:

  • Durabilidad: depende directamente del material del cual está hecho el flotador o sillón flotador. Generalmente están hechos de vinilo o de PVC, ya que son los mejores y más resistentes y seguros. Otros materiales no suelen ser tan duraderos.
  • Capacidad: el peso de tu niño es un factor importante a tomar en cuenta, ya que cada modelo está diseñado para soportar cierto peso máximo. Si eliges uno que no es adecuado para tu bebé, el flotador puede ceder y romperse, lo que expondría a tu bebé a accidentes.
  • Edad de tu bebé: hay una razón por la cual estos productos tienen indicadores de edad y es el tamaño del niño. Si colocas a tu bebé en un sillón flotador para niños más grandes, puede suceder que el bebé se deslice o el agua pegue en su cara.
  • Precio: es importante que el producto sea bueno también para tu bolsillo. Busca que sea tan económico como necesites, pero que también ofrezca seguridad, comodidad y un lindo diseño. Tal vez con asiento. Siempre puedes encontrar ese balance perfecto.
  • Con o sin sombrilla: los modelos con techo protegen a tu hijo del sol y los rayos UV. Y, si bien tu ubicación y el ambiente influyen directamente en esta decisión, lo más seguro es que te haga falta, ya que son más convenientes y ofrecen una línea de protección extra para tus chiquitines.




¿Cómo escoger el mejor flotador para tu bebé?

Bien, ya sabes cuáles aspectos diferencian a los variados modelos de flotadores que hay en el mercado. Ahora te vamos a dar unos consejos para que puedas comprar el mejor modelo para tu bebé.

Si sigues nuestras recomendaciones, te aseguramos que lograrás llegar a casa con el mejor flotador de bebés, el más cómodo, divertido y seguro.

  • Con toldito: la piel de los más pequeños de la casa es muy sensible y los rayos UV pueden hacerles mucho daño, sobre todo en verano mientras pasan horas y horas jugando despreocupados en la pileta.
    Por más que uses protector solar, es importante que el modelo tenga techo, ya que por más crema que le coloques a tu bebé, los rayos intensos pueden sentirse muy incómodos sobre la piel. Con un toldito tu niño se puede sentir mucho más fresco y tranquilo.
    Además, puede que a tu bebita le cueste verte con luz solar muy intensa, por lo que una cómoda sombrilla resolverá este problema.
  • Espacio para juguetes: siempre es bueno que el flotador tenga espacio para un par de juguetes para que tu pequeño se divierta. De hecho, hay modelos que vienen con juguetes incluidos, los cuales pueden ser buenos, pero es mejor que sean reemplazables porque los bebitos pueden cansarse de jugar con los mismos juguetes todo el tiempo.
    También es importante que los juguetes no obstruyan la visión del bebé, ya que es importante que puedan ver a las demás personas en la piscina sin problemas. Esto por medidas de seguridad y para que se diviertan más.
  • Con hoyos ajustables: es bueno que el sillón flotador tenga hoyos ajustables para las piernas, ya que básicamente crecerá con tu bebé, así que podrá seguir usándolo a medida que crezca, sin necesidad de comprar un modelo nuevo cada tantos meses.

 

Consejos de seguridad en piletas

Enseñar a tus niños a nadar desde muy pequeños e incluirlos en la piscina junto a los adultos gracias a los flotadores de bebés pueden ser verdaderos salvavidas. Sin embargo, siempre es importante tener en cuenta algunas recomendaciones básicas de seguridad para cuando tus bebés estén en el agua.

No es por alarmarte, pero un niño pequeño puede ahogarse en apenas 5 cm de agua. Por eso es que, cuando tu bebé entre a aguas mucho más grandes y profundas, debes asegurarte por todos los medios posibles de que está totalmente seguro.

El hecho es que, incluso al usar un flotador, los bebitos no pueden quedarse solos en el agua, por lo que papá y mamá deben estar siempre con él, o al menos un adulto responsable. Recuerda que hasta el sillón más estable o anti vuelcos podría volcarse por accidente, o los hinchables pueden desinflarse por algún borde filoso en la pileta o algún adulto que lo rasgó con su uña sin darse cuenta.

A su vez, siempre tienes que ayudar a tu bebito a entrar y salir del flotador y no dejar que lo use él solo, ya que, si llegase a colocar mal su brazo o pierna y quedase atrapado, el flotador puede ser realmente peligroso.

Por último, si tienes un modelo con techo o sombrilla, recuerda que sólo lo protegerá del sol si está colocado en la dirección correcta. Sin embargo, con tanto movimiento en el agua, seguramente el niño se moverá, así que no dejes de colocarle protector solar.