La Mejor Cama Elástica de 2019

Las camas elásticas o también llamados trampolines, son un juego barato y muy entretenido para grandes y pequeños.

Comprar un trampolín resulta una inversión beneficiosa para la salud de todos en el hogar, ya que al tenerla, los niños se verán motivados a alejarse un poco de los aparatos electrónicos y comenzarán a mover su cuerpo para divertirse.

El juego se basa en que los niños deben saltar, hacer piruetas y elevarse sobre una lona de rebote aprovechando el impulso y la elasticidad del material.

Estas camas elásticas son popularmente usadas por los acróbatas en el circo, por los gimnastas durante sus rutinas y recientemente se han puesto de moda por el beneficio directo que aporta a la salud.

Está demostrado que usar estas plataformas reducen el estrés, mejora la condición física y mental, sustituye un ejercicio cardiovascular, mejora la flexibilidad, el equilibrio y la coordinación, llegando a ejercitarse de tal manera que 10 minutos en la cama elástica es equivalente a un trote de 30 minutos.

Es por esto, que un trampolín resulta una gran compra para la familia, por lo que elegir uno para tu hogar  es una inversión que valdrá la pena por los grandes beneficios que aporta.

¿Cuál es el mejor trampolín?

Si estás leyendo esto es porque seguro estás interesado en comprar una cama elástica, y en este artículo ya has conocido sobre las características que debes evaluar.
Para ayudarte un poco, hemos preparado una revisión de los mejores trampolines que actualmente están en el mercado; su precio y calidad los han hecho posicionarse sobre los demás.
Esta lista servirá para que tú encuentres el trampolín que mejor se adapte tanto a tus necesidades como a tu presupuesto.

A continuación te presentamos los mejores trampolines: 

1. Trampolin Alice’s Garden

Es una cama elástica con una estructura reforzada para aguantar hasta 150 kg. El trampolín es fabricado con materiales resistentes capaces de soportar el peso y los drásticos movimientos de los niños mientras juegan.

Al comprar este trampolín recibirás el kit de montaje y el manual de instalación con instrucciones claras sobre como armar el juego y tenerlo listo en poco tiempo para empezar la diversión.

La lona de salto, la malla de seguridad y la estructura metálica son elaboradas bajo estandartes que garantizan la resistencia, por lo que los niños tendrán horas de salto sin tener que preocuparte por desarme o averías del producto.

Las medidas del juego son 2,45 m de diámetro y 2,10 cm de altura desde el terreno. El peso del embalaje alcanza los 39 kg.

Lo que nos gusta:

  • La garantía es de dos años.
  • El montaje es muy fácil.
  • Tiene un espacio para guardar los zapatos.
  • Está diseñada para mantenerse a la intemperie.
  • Es segura de usarse. 

Lo que no nos gusta: 

  • No se encontraron puntos negativos destacables.

2. Trampolin TecTake 305cm

La lona de salto es de gran elasticidad, los niños alcanzarán elevadas alturas y se divertirán sin exponerse a caídas fuera del trampolín gracias a su malla de polipropileno que alcanza 245 cm desde el piso y queda cerrada con una resistente cremallera.

La estructura metálica que sostiene la red y el aro que bordea la lona para saltar, están cubiertos por espuma de polietileno, reduciendo la probabilidad de recibir golpes fuertes mientras se divierten brincando.

El juego es fácil montaje y desmontaje, es de estructura robusta y galvanizada, lista para sostener hasta 100 kg, en un espacio de 305 cm de diámetro.

Lo que nos gusta:

  • Las piezas son duraderas.
  • Su acabado es bonito y duradero.
  • La estructura es resistente a los rayos del sol.
  • Perfecta para ubicarla tu jardín a la intemperie.
  • Armazón estable.
  • Juego fácil de instalar.

Lo que no nos gusta:

  • Por seguridad el fabricante no sugiere el producto para niños menores de seis años.
  • La resistencia de peso es menor que otras camas elásticas de tamaño similar.

3. Trampolin Ultrasport Jumper

Es perfecta para los más pequeñitos de la casa, es una cama elástica muy atractiva para los niños por sus llamativos colores. Las medidas del juego armado son 140 cm de diámetro por 185 cm de alto.

Es un juego seguro donde sus postes son revestidos con material acolchado y la red que bordea la lona para brincar queda cerrada por una cremallera que evita caídas hacia fuera del trampolín.

Asimismo, también cuenta con bandas elásticas especialmente diseñadas para rebotes y un sistema de suspensión de cuerdas que harán que el salto sea más elevado.

Con este equipo incentivarás a los niños a realizar actividades al aire libre, desarrollando la motricidad, el sentido del equilibrio, y mejorarán la condición física y mental, al mismo tiempo que se divierten.

Lo que nos gusta:

  • Es fabricada bajo estándares de seguridad.
  • Es especial para los niños más pequeños a partir de tres años.
  • La cama elástica es de excelente calidad.
  • Cuenta con un buen acabado que le brindará un aspecto cuidado por más tiempo
  • Fácil de arma y desarmar.

Lo que no nos gusta:

  • EL diámetro es un poco reducido, por lo que caben menos niños.

4. Trampolin Hudora

Es un trampolín de uso individual con una altura de 183 cm de alto por 140 cm de diámetro, es perfecto para ubicarlo en un espacio reducido, dentro de tu casa o patio, perfecta para los niños más pequeños o que pesen poco, ya que la lona para saltar soporta hasta 35 kg.

Tiene un diseño atractivo de color azul y amarillo. Los materiales son resistentes y el juego tiene un buen acabado. Tu hijo podrá pasar horas brincando sobre la cama, ejercitando su cuerpo y desarrollando habilidades físicas.

Lo que nos gusta:

  • Es perfecto si deseas usarlo dentro de tu casa.
  • El juego es de buena calidad.
  • El precio es asequible

Lo que no nos gusta:

  • La malla no se cierra con cremallera, sino con velcro.
  • El tamaño es solo para un niño a la vez.

5. Trampolin LifeStyle ProAktiv

Es una cama elástica profesional, con medidas de 305 cm de diámetro 250 cm de alto y capacidad para 180 kg. El juego incluye la escalera para el acceso, el kit de montaje y el manual de instrucciones.

El juego es seguro, con un armazón metálico revestido de material acolchado que disminuye el impacto en caso de tropiezos, del mismo modo, la lona de salto es complementada con tejido de malla de polipropileno resistente y tiene ocho postes de acero electrogalvanizado que funciona como base de la estructura  .

El trampolín es ideal para niños mayores de seis años bajo supervisión; sin embargo, gracias a su capacidad puede usarlo cualquier adulto para ejercitar su cuerpo de manera divertida.

Lo que nos gusta:

  • El juego es de excelente calidad.
  • El producto tiene certificado de seguridad.
  • El armazón es robusto.
  • Es recomendada por sus compradores.

Lo que no nos gusta:

  • El manual no viene es español.
  • El proceso de instalación es largo.

6. Alice’s Garden 305 cm

Es el clásico trampolín diseñado por la marca Alice’s Garden, ahora de mayor tamaño. Su estructura reforzada soporta hasta 150 kg, el diámetro alcanza los 305 cm, por lo que más niños podrán jugar al mismo tiempo.

La instalación del juego es sencilla, con pasos claros especificados en el manual. La plataforma de salto es resistente, perfecta para el entretenimiento de niños y adultos. La compra incluye la escalera para entrar y una funda protectora para cuando el trampolín esté al aire libre.

El trampolín es elaborado cumpliendo estándares de calidad para garantizan la resistencia del equipo. Al comprar este juego no tendrás que preocuparte, ya que tu inversión está respalda por dos años de garantía.

Lo que nos gusta:

  • Tiene una pieza de malla para sostener los zapatos.
  • Puedes dejarla a la intemperie con su cubierta incluida.
  • Es segura para los niños y resistente para los adultos.
  • Fácil de montar y de desmontar.

Lo que no nos gusta:

  • El soporte de la lona es menor comparado con camas elásticas de tamaño similar.




¿Qué es un trampolín?

La verdad es que la curiosidad nata que tenemos los seres humanos nos ha llevado históricamente a buscar burlar las leyes de la gravedad desde hace muchos años atrás y una de las primeras formas en las que se conseguía esto fue a través de un trampolín. Pronto la humanidad encontró en este artefacto algo con lo cual saltar alto con poco esfuerzo y realizar acrobacias.precio-y-offerta

Hoy en día ya es un artículo mucho más seguro y su uso se ha masificado bastante más que en sus inicios en el que era exclusivo del circo. Hoy, miles de personas disfrutamos de esto que no es más que una cama de lona elevada, esencialmente flotante o una sábana de lona sostenida por muelles o cordones elásticos de choque. A su vez, esto está rodeado por un marco de metal y se utiliza como plataforma para voltearse.

Tiene usos un poco más específicos en el área del deporte, especialmente se usa en uno al que se le conoce como tambaleo de rebote. Sin embargo, también es sabido que es una herramienta de entrenamiento para gimnastas, buzos, saltadores de pértiga, por nombrar algunos. Por lo general, se usa para rebotar al atleta, por lo que puede realizar movimientos acrobáticos en el aire. Pero también se usa en fines de entretenimiento, por eso no es raro que lo veáis en fiestas o parque infantiles. Y, claro, sigue siendo usado en muchos circos actuales y espectáculos.

Usos del trampolín

Dicen que el poder de la imaginación es inagotable y eso cobra mucho sentido aquí, y si sólo os imagináis saltando encima de una cama elástica, es mucha imaginación la que os falta, mirad por qué:

Refugios portátiles

En casos de supervivencia extrema sí que vale la pena conocer este uso extraño o poco conocido que se le puede dar a un trampolín y que la primera vez que, al menos yo, lo vi fue cuando un grupo de participantes en un concurso de campamento se la ingeniaron para convertir un artefacto de estos en una tienda de campaña. Y es que al estar desmontado se puede transportar sin mayores inconvenientes en una camioneta, cosa que es un factor beneficioso en este caso.

Puede bien sea instalarse en la parte de atrás de una camioneta o en la intemperie. En este sentido, la red de seguridad original que trae consigo alrededor del área de salto del trampolín bien funciona como pantalla de sombra durante el día para evitar la incidencia de los rayos solares de forma agresiva en quien esté dentro de dicho refugio.

Por otro lado, la estera del trampolín original se corta por la mitad y se une a la pared posterior teniendo doble poder que es el de dar más sombra y el de hacer las veces de un bloque contra el viento.

En esto explorar vale la pena según lo creas conveniente porque bien puedes utilizar las mismas tuberías que se usan originalmente para sostener la red de seguridad alrededor de los trampolines o bien sustituirlas por alguna otras que tengáis a la mano si así lo creéis más adecuado. Debéis taladrar los orificios de los pernos de carruaje en estas uniones para mantener todo bien conectado cuando se instale.

Por lo general, los trampolines pequeños y los tubos de menor longitud harán que el resultado final sea una tienda de campaña muy pequeñita en la que debas arrastrarte dentro o que simplemente no te permita estar de pie dentro de ella, pero con mucho ingenio y reemplazando un par de piezas, este refugio puede resultar bastante más cómodo e incluso ofrecer más espacio para pararse y crear áreas de cocina y comedor, etc.

Invernadero

Es bien sabido que, en áreas más ventosas, las fuertes ráfagas de viento la verdad es que pueden hacer estragos y acabar con invernaderos baratos o mediocres. Y como los fuertes vientos en mi área destruyen casi todo lo que construyo, no era muy optimista de que mi invernadero sobreviviría. De hecho, pensé que la cubierta sería destruida primero.

Por eso puede resultar una buena idea echar manos al asunto y resolver bastante bien con lo que tenemos a mano, en este caso, un trampolín. Podéis valerte de los arcos que tengáis ahora mismo o bien combinarlo con otro mecanismo de apoyo para el centro, esto os permitirá tener el doble de la profundidad normal que usaríais con un solo conjunto de arcos.

Especialmente en las áreas de climas ventosos, las tuberías de diámetro más pequeño o estacas de varillas corrugadas se clavan en el suelo, de modo que el marco del arco del trampolín se asienta sobre la parte superior de las mismas, lo que ayuda a mantener la estructura en su sitio en el suelo. Si el viento es realmente fuerte en vuestra área, las varillas de tensión vienen muy bien, pero si no, siempre podéis combinar lo antes dicho con maderas gruesas que se unirán a las patas del arco y a los bordes del panel.

Almacenamiento protegido o cobertizo:

La misma estrategia utilizada para crear un invernadero viene bastante bien para crear cualquier tipo de refugio, incluso permanente en el que puedes mantener a salvo vuestra maquinaria pesada o herramientas de agricultura y afines.

Todo el truco está en valerse de una lona, en lugar de plástico de efecto invernadero o incluso atornillar paneles de metal o lexan para una mejor impermeabilización, pero siempre usando los arcos de vuestro trampolín que serán maravillosos para darle la forma a la estructura.

Trampolines ensamblados para dar refugio a animales pequeños:

¿Sois de los que cría conejos? Esto os puede interesar y, bueno, a todo aquel que crie o tenga bajo su cuidado a animales pequeños, incluso hay quienes lo aplican para que sus gatitos tengan siempre en donde estar protegidos. Pero también para encerrar pollos o gallinas.

Es casi como voltear el trampolín, siempre buscando que el tamaño del mismo sea lo suficientemente cómodo para la cantidad de animalitos. Debéis tener en cuenta que, si justo estás atravesando una temporada de lluvia, lo mejor será reforzar con una lona en la parte superior o algún otro material a prueba de agua.

Podéis valeros también de cercas de alambre de las que ya dispongáis, debéis medirlas previamente y buscar que no sean demasiado más altas que el propio trampolín. Para los huecos entre las secciones metálicas en forma de U, usad una pieza de los montantes originales de la red de seguridad que tenga una ligera curva hacia ellos. Conectad estos a las piernas del trampolín existentes.

Después de estar todo bien pegado y conectado y la colchoneta y muelles instalados, no debería haber problemas, aunque si sois precavidos como yo, os molará la idea de colocar un bloque de cemento relleno de cemento atado al marco del trampolín para evitar que el viento lo mueva o lo levante. Po otro lado, si dejáis la red de seguridad levantada lograréis evitar el enfriamiento del flujo del aire.

Este resulta en un espacio bastante cómodo para los conejos, para jugar, para dormir y todo lo que deseen, protegidos del fuerte sol y de otras inclemencias del aire libre.




Como elegir la cama elástica

Para comprar el trampolín elástico ideal para ti es necesario considerar algunas características:

Borde resistente:

La lona de salto está rodeada por un aro que funciona de apoyo para la cama elástica, es importante asegurarse que esta sea de buena calidad, el material recomendable para esta pieza es el acero galvanizado, ya que el mismo es resistente a la corrosión y muy perdurable.

Límite de peso:

Considera quienes van a usar el trampolín y asegúrate que el mismo soporte el peso de la persona o del grupos de niños que van a jugar.

Durabilidad de las piezas:

La estructura está compuesta por tubos y resortes de los que debes cerciorar su resistencia para recibir los fuertes tirones y movimientos a los que se van a someter. Las piezas de mala calidad pueden ser sinónimo de desarmes y averías al poco tiempo de uso.

Seguridad del trampolín:

Garantiza que los niños mientras juegan no estén expuestos a tener accidentes. Las mejores camas elásticas reducen esta posibilidad al bordear la lona de salto con una malla que evita caídas, asimismo, los pilares que sostienen la estructura deben estar cubiertos con material acolchado, para minimizar el riesgo que las personas, sean grandes o pequeñas reciban golpes mientras se divierten.

Tipos de trampolines

1. Clásicos:

Tienen una forma básica compuesta por una lona de rebote, y patas de acero como base del armazón.

2. Infantiles:

Las diseñan con colores llamativos para los niños, tienen bajo límite de peso y son tan pequeñas que pueden caber en la sala de tu casa.

3. Rebotador:

Son mayormente usados por adultos para mejorar su condición física, resistencia y hacer ejercicios suaves.

4. Trampolines de agua:

Cubiertos por vinilo inflable son aptos para ponerlos sobre el agua, luego que se anclan, quedan fijos y listos para usarse.

5. Inflables:

Son estructuras llamativas especialmente diseñados para los niños, como castillos, barcos o personajes populares, que se inflan y comúnmente las utilizan en las celebraciones infantiles.

6. Olímpicos o de gimnasia:

Estas camas elásticas son de uso profesional, implementadas durante juegos olímpicos o entrenamientos de atletas. Debido a las alturas que se consiguen, el uso de las mismas, debe ser supervisado y cumpliendo rigurosamente con las precauciones necesarias.

7. Trampolines Springfree:

Son los más innovadores, este tipo de trampolines elimina la estructura inferior, la cual es responsable de las lesiones más comunes en los modelos clásicos; y la sustituye por varillas de metal flexibles, que reduce el riesgo de sufrir los frecuentes golpes contra la estructura dura.

Formas de los trampolines:

Las camas elásticas están disponibles en diversas formas y esta es una característica a evaluar si tienes un espacio determinado para ubicarla.

Redondos:

Son las más populares, y generalmente las más seguras, ya que su figura circular disminuye la intensidad del rebote y a su vez minimiza la posibilidad de lesiones. Esta forma es perfecta para tenerlas en patios o espacios abiertos.

Rectangulares:

Es la forma característica de los trampolines profesionales, la elasticidad de la lona es mayor y generalmente son más grandes y costosos de que los demás.

Cuadrados:

Ofrecen más rebote que los trampolines circulares y más seguridad que los rectangulares. Son perfectos para los que no tienen mucho espacio pero quieren una lona con buena elasticidad.

Octagonales:

La figura es parecida a la circular, aunque comúnmente son ligeramente más espaciosas en la lona de salto, está figura aún no alcanza popularidad en el mercado.

Accesorios:

El trampolín por si solo es un excelente juego, pero hay piezas con los que podrías complementar esta estación de entretenimiento.

Toldos:

Este accesorio hace el juego más seguro, si es una cama de alta elasticidad las elevaciones son riesgosas, pero si contamos con un toldo, el trampolín quedaría cerrado y los saltos serían más controlados.

Almohadillas:

Así como los toldos, las almohadillas también incrementan la seguridad de la cama elástica, sumándole una capa más al área de salto, esta es una inversión que le traerá tranquilidad si el trampolín será usado por los niños más pequeños.

Cerca de malla:

La mayoría de los trampolines la incluye, pero sino, es importante comprar uno para evitar caídas fuera de la plataforma.

Cobertores:

Algunos juegos lo incorporan en la compra, pero otros no. Si te preocupa dejar el trampolín a la intemperie, lo más recomendable será comprar uno, el mismo lo protegerá del calor, de la lluvia y del frio.

Escaleras:

Hacen que la entrada al juego sea más fácil para los niños.

Kit de anclaje:

Con este complemento el trampolín quedará asegurado en la superficie. Es recomendable si piensas armarlo y dejarlo en un solo lugar por mucho tiempo.

Mantenimiento del trampolín

Los trampolines son una inversión costosa que nos puedetrampolin-elastico resultar duradera y mantenerse en óptimas condiciones siempre y cuando le demos un cuidado adecuado. Para lograrlo te recomendamos seguir las siguientes indicaciones.

1 .Protégela con una cobertura:

Cuando un trampolín se encuentra al aire libre, este se expone al sucio, corrosión, lluvia, humedad, entre otras cosas, por lo que no estará demás usar una cubierta que lo proteja, para que mantengan un buen acabado por varios años.

2 .Aléjate del borde de la lona:

Al estar sobre esta área se debilitan los resortes que le dan la elasticidad al trampolín; del mismo modo, se deteriora el acolchado provocando un riesgo posterior a los usuarios.

3. No uses zapatos:

La manera ideal para saltar en el trampolín es en calcetines o descalzo. Las suelas de los zapatos tienen una superficie que deteriora la lona, y por lo mismo se debe evitar su uso durante el juego.

4. Barre el área de salto:

Si la lona se llegase a ensuciar con polvo, hojas o cualquier otro desecho, no debes demorarte en limpiar el área.

5 .Elije una buena marca:

A la hora de invertir, mejor vete por lo seguro y elige un fabricante con trayectoria en el mercado de camas elástica, y asimismo, que te ofrezca una garantía por el mayor tiempo posible.

Seguridad de la cama elástica

El diseño de los trampolines ha evolucionado, y hoy día son mucho más seguros que antes; sin embargo, al tratarse de brincos y elevaciones el riesgo de lesiones aún persiste, por esto se recomienda tener el mayor cuidado posible y considerar los siguientes aspectos, sobre todo cuando se trata de niños.

Se recomienda leer el manual, tanto para hacer la instalación como para usar el juego correctamente.

Mantén el trampolín vigilado: Nunca está de más que una persona mayor y responsable supervise a los niños mientras juegan. Esta persona detectará riesgos que evitarán posible lesiones durante la recreación.

Preguntas frecuentes

Cuando es la primera vez que compramos un artículo hay cientos de preguntas que se nos vienen a la mente no sólo antes y durante la compra sino después, al tenerlo en casa, así que he hecho un recuento de las preguntas más frecuentes y las he respondido para que no se os escape ni siquiera un solo detalle.

¿Cómo debo cuidar mi trampolín en los meses de invierno?

El tema de las estaciones siempre es bastante importante porque sí es cierto que, por lo general, es en verano cuando le damos mayor uso por razone más que obvias. Ahora bien, dentro de todo hablamos de un artefacto delicado que merece cuidado y dejarlo a la intemperie no suele ser la mejor opción.

En tiempos de nieve lo mejor será limpiarlo para que la nieve no se acumule en la cama elástica y para evitar que los resortes se estiren. Lo mejor será quitar también las almohadillas del marco y así guardarlo todo dentro de un lugar techado o protegido del viento y la nieve.

¿Está bien saltar sobre el trampolín si está mojado?

La verdad es que esto no es recomendable porque la superficie, al mojarse, se vuelve resbaladiza e insegura.

¿Cuántas personas pueden saltar en un trampolín al mismo tiempo?

Lo mejor es que sea una persona adulta a la vez. Sin embargo, esto puede consultarse en las indicaciones que haya incluido el fabricante en el artefacto.

Tengo dificultades para armar mi trampolín, ¿qué debo hacer?

Hoy en día toda la información está a un clic de distancia, un tutorial de YouTube puede ser una buena idea. No obstante, a lo primero que debemos recurrir siempre es a las instrucciones que ofrece el fabricante y asegurarnos de seguirlas correctamente. Si todo se torna muy complicado, mejor llamar a asistencia.