mejor aspirador nasal

Los 9 Mejores Aspiradores Nasales de Bebés Para Respirar Con Total Tranquilidad

El más vendido No. 1
Aspirador Nasal Bebe Electrico, Nariz Cleaner con...
  • SILENCIO Y DISEÑO DE...
  • FÁCIL DE LIMPIAR -Después de...
  • MATERIALES SEGUROS Y...

Tener el mejor aspirador nasal te dará tranquilidad ante una situación de resfriado en la que a tu hijo le cueste respirar. A los niños, cuando son tan pequeños se les puede dificultar el manejo de esta situación, dado a que ellos no saben cómo descongestionar su nariz y por lo mismo resulta difícil ayudarlos al no contar con el indispensable succionador de mocos.

Estos aparatos son una solución que funciona a través de una pequeña bomba y un tubo que se introduce en las fosas nasales para succionar la mucosidad de la nariz, dejándola libre para que puedan respirar tranquilamente.

Este instrumento es barato, tanto así, que te lo pueden regalar en el hospital luego de dar a luz, pero esos son muy sencillos y por lo mismo resultan casi desechables. Es por esto que en el mercado se encuentran aspiradores nasales más duraderos a costos bastante asequibles.

¿Cuál es el mejor aspirador nasal de bebés?

Ya conocimos los tres tipos básicos de sacamocos, y sabemos que al tener bebés o niños pequeños es indispensable contar con uno.

En el mercado se pueden encontrar muchos modelos, pero acá te vamos a contar cuales son los nueves succionadores nasales con mayores ventajas y mejor precio de todos, así harás una inversión satisfactoria que te sacará de apuros cuando tu hijo tenga congestionada su nariz.

A continuación te presentamos los mejores aspiradores nasales de bebés:

1. Aspirador nasal de bebé Miniland Nasal Care

Miniland Nasal Care - Aspirador nasal eléctrico
  • Fácil de usar y limpiar
  • Diseño ergonómico
  • Silencioso

Es un aspirador de mocos eléctrico que mejora rápidamente la respiración del bebé, El equipo funciona con pilas y succiona los residuos de la nariz de forma eficiente.

El modelo es fácil de usar y limpiar, su diseño es ergonómico y mientras se usa es silencioso, lo que facilitará destaparle la nariz al bebé, ya que no emitirá sonido que lo asusten o incomoden.

2. Jané 040214C01 Aspirador nasal

Jané - 040214C01 - Caja Aspirador Nasal Soft con...
  • Dispositivo para aspirar la...
  • La caja facilita su higiene y...
  • Apropiado para niños recién...

Es perfecto para los niños recién nacidos; el modelo es impulsado por succión humana a través de un tubo de 19 cm de largo. Es un producto de buena calidad y a un excelente precio.

La compra incluye además dos filtros protectores para garantizar que la aspiración es segura e higiénica tanto para el bebé y como para la persona que asiste.

3. Rycom NC005EU

Rycom NC005EU Aspirador Nasal Limpiador Nariz...
  • Debido a que los bebés y...
  • 2 velocidades de succión,...
  • Viene con boquillas de...

Aspirador nasal eléctrico diseñado para hacer la extracción de mocos rápidamente. Es un producto eficaz y seguro; el mismo es fácil de usar y cumple con rigurosos estándares de seguridad durante su fabricación, además de ser elaborado con materiales no contaminantes.

El aparato tiene dos velocidades de succión, incluye boquillas de silicona  y 15 tapones desechables para una mejor higiene.

4. Aspirador nasal Narihel

NARHINEL Confort Aspirador Nasal + 2 Recambios
  • Aspirador de la mucosidad...
  • Para prevenir la aparición de...
  • Con filtros absorbentes de un...

Con esté sacamocos de aspiración asistida podrás contar con facilidad, seguridad y rapidez a la hora de descongestionar los orificios nasales de tu bebé.

El producto incluye 15 filtros desechables para realizar un proceso de succión con total higiene y evitar el riesgo de infecciones posteriores.

Las boquillas de ambos extremos son de silicón, perfecta para tratar con suavidad la delicada nariz de los niños.

5. Rycom NC001EU

Rycom NC001EU Aspirador Nasal Limpiador Nariz...
  • Debido a que los bebés y...
  • Solución perfecta de succión...
  • Viene con boquillas de...

Lo mejor del aspirador eléctrico es que incluye tres boquillas de silicón suave y flexible de diferentes tamaños que se adaptan a la nariz de tu hijo dependiendo de su edad, entre 0-3 meses, 3meses – 1 año y más de un año.

También incluye 25 tapas desechables y es un succionador de mocos, rápido, fácil y cómodo de usar.

6. Nosiboo

Aspirador Nasal Nosiboo Eco
  • PUNTA DE SILICONA SUAVE: El...
  • FÁCIL DE LIMPIAR: Nuestros...
  • LIBRE DE BPA: Nosiboo se...

El modelo es innovador, el aspirador nasal funciona de manera asistida, es desarmable y sencilllo de lavar, no necesita piezas de recambio; pero no deja de ser totalmente higiénico y seguro.

El producto es duradero, de calidad y se transporta en una caja perfecta para llevarlo cómodamente a donde lo necesites.

7. Aspirador Nasal Bubzi Co Blue NA

ASPIRADOR NASAL para el alivio de la congestión...
  • ALIVIE INSTANTÁNEAMENTE EL...
  • NO IRRITARÁ LA NARIZ DE SU...
  • COMODIDAD MÁXIMA y FÁCIL...

Evita irritaciones en la delicada nariz de tu bebé, gracias a sus suaves boquillas de silicona con forma ergonómica, que se adaptan perfectamente para succionar la mucosa de forma efectiva.

Es cómodo para los bebés y fácil de controlar para ti. Lo podrás desarmar, limpiar, y armar de nuevo con facilidad, y su inversión está garantizada por la tienda.

8. Chicco Physio Clean aspirador nasal

Chicco Physio Clean - Aspirador nasal con 3 sondas
  • Perfecta para eliminar...
  • Fácil de usar
  • Boquillas desechables suaves y...

Es diseñado por una marca reconocida por sus productos de calidad, orientados al cuidado y a la salud del bebé. El aspirador de mocos es la solución rápida para descongestionar las fosas nasales de tu niño.

Su forma es ergonómica con fácil agarre y uso con boquillas tan suaves y cómodas no maltratan la nariz de tu bebé.

9. Philips Avent SCH400/00

OFERTA
Philips AVENT SCH400/00- Kit accesorios para el...
  • 10 productos básicos para el...
  • Funda compacta perfecta para...
  • Batería de 1,55 V de CC...

Es un completo Kit de higiene y salud que incluye 10 de los productos necesarios para los principales cuidados de tu bebé. Con este set obtendrás, termómetro digital, aspirador nasal, cepillo de dientes y un kit para el cuidado de uñas y el cabello.

El producto incluye una funda protectora para trasladarlo convenientemente y que además viene disponible en colores azul, blanco o amarillo.

¿Cómo comprar un buen aspirador nasal?

Para elegir el sacamocos que más te conviene debes tomar en cuenta ciertas características:

Eficiencia

Es la característica más importante; debes elegir un modelo con buen poder de succión, esto viene relacionado con el tipo de material, el tamaño de la bombita y la dimensión del agujero del tubo que se introduce en la nariz. Opta por uno que la fuerza de aspiración sea suficiente para recoger toda la mucosidad que obstruye la respiración.

Durabilidad

Como te comentamos antes, hay modelos que son prácticamente desechables, porque limpiarlo resulta difícil, y no es higiénico usarlo con residuos; pero hay aspiradores que se pueden desarmar y lavarlo totalmente sin complicaciones, para que luego puedas usarlo todas las veces que lo necesites.

Costos adicionales

Al comprar un sacamocos, debes tomar en cuenta qué gastos deberás hacer para mantenerlo; por ejemplo, hay aspiradores nasales eléctricos que son muy prácticos, pero esto incluye una inversión adicional en baterías; del mismo modo, existen modelos que usan partes desechables, que son las que deberás comprar cuando las incluidas en tu compra se agoten.

En resumen, todos los modelos tienen ventajas y debilidades, lo ideal es encontrar uno que considerando estos factores, sea efectivo al descongestionar la nariz de tu hijo, que es el objetivo principal de hacer esta inversión.

Tipos de aspiradores nasales

Pera de goma

Es el modelo más sencillo y popular, tiene forma de pera o de gota, en donde el extremo delgado tiene una abertura por donde se succionan los mocos.

Para usarlo es necesario apretar la parte más gruesa, lo que liberará el aire contenido en el interior; luego introducir el canal en el orificio nasal y después soltar la presión de la esfera. Esto provocará la aspiración de los mocos, lo que hará que tu bebé respire tranquilamente.

Aspirador nasal eléctrico

Funciona usando baterías, es fácil de utilizar y proporciona una succión continua sin hacer ningún esfuerzo manual, puede resultar especialmente útil cuando queremos sacar un moco más grande o con una consistencia más densa; sin embargo, que sean eléctrico no garantiza la eficiencia, y siempre es recomendable usar solución salina antes de emplearlo, para que la succión sea más fluida.

Aspirador nasal impulsado por succión humana

Es un tubo de plástico flexible, donde un extremo del mismo se introduce en la nariz del niño, y el otro en la boca de la persona que va a realizar la succión.

El individuo debe hacer una aspiración profunda a través de su boca y así la mucosidad empezará a salir, haciendo un recorrido por el tubo hasta depositarse en un recipiente diseñado para eso, por lo que se garantiza que el moco no llegará a la boca de la persona que induce el proceso.

Aspirador o bombilla de jeringa: ¿cuál es la diferencia?

Aunque pareciese que se trata de un mismo artículo mejor aspirador nasalporque coinciden en su función,  sus características marcan la diferencia. Las bombillas se colocan a orilla de la fosa nasal y se succiona al otro extremo para que el moco y demás partículas queden atrapados  en un filtro, que posteriormente debe ser limpiado antes de aplicar el mismo procedimiento con el otro orificio nasal.  Por lo general son de silicona resistente e hipoalergénicos.

En el caso de la jeringa, se exprime el aire con una bombilla antes de colocarla en la nariz y luego se suelta para extraer la mucosidad. Son muy utilizados  para hacer lavados nasales, pues permiten la  perfecta aplicación y retiro de líquidos medicinales.

Cuando se presenta alguna gripe o congestión nasal, siempre es bueno tener uno a la mano porque la acumulación de mocos puede complicar su sistema respiratorio si no se toman las medidas pertinentes para tratarle.

Por ello se hace primordial entender que los aspiradores nasales deben solo utilizarse para ocasiones en específico, porque con su abuso podrías crear cierta dependencia de tu niño a estos aparatos y tardaría un poco más de tiempo en controlar este tipo de situaciones por si mismo.

Encontrarás dos variaciones: los de tipo manual y los eléctricos. Los primeros son los más recomendados por los especialistas por ser más prácticos y delicados al momento del aspirado. Los eléctricos suelen ser más rápidos, pero si no logras controlar los movimientos e inquietud del bebé te podría generar problemas adicionales. Son más costosos y su ruido provocará miedo y oposición al procedimiento.

Recuerda que el aspirador nasal debe ser un instrumento de ayuda y no una solución curativa. Lo mejor es combinarlo con un tratamiento médico para que elimines a tiempo y de manera eficaz las molestias que se presentan en la nariz del bebé. Tenlo siempre en el botiquín de casa o entre los artículos de primeros auxilios que sueles dejar en su cole.

¿Cómo uso el aspirador?

Lo primero es mantener en calma al bebé y disponer de un área cómoda con buena iluminación para realizar el procedimiento sin complicaciones. Si existe la posibilidad de otra persona que te asista será de gran ayuda.

Procura acostarlo boca arriba con la cabeza un poco sujetada con tus manos,  de manera que si se presenta un movimiento brusco puedas tener control de la situación. Míralo a los ojos, explícale todo lo que realizarás así no te comprenda y contágialo de confianza y tranquilidad.

El aspirador lo debes colocar a orilla de la nariz en forma inclinada. Procede a aspirar por un lapso de tres segundos y trata de girarlo rápidamente para extraer todas las partículas. Los expertos recomiendan no extender el uso porque podrías generar complicaciones e incomodidades al niño. Los sonidos que se produzcan durante la succión te ayudarán a determinar cuando el proceso ha finalizado.

El mismo procedimiento debe aplicarse en las dos fosas. Es importante no excederse en el número de veces de limpieza por día. Si el niño no está acostumbrado a este tipo de aseo preventivo, requerirás de mucha paciencia y precisión. Recuerda que el revestimiento nasal es muy delicado y debe conservar su humedad natural.

¿Por qué es necesario el cuidado nasal para bebés?

Los aspiradores nasales son un instrumento significativo porque nos ayudan a mantener la nariz de nuestros bebés limpia en momentos de congestión nasal. También, nos permiten aplicar cualquier tratamiento que ayude con su limpieza o desinflamación.

Es importante que sepas que el proceso de succión previene enfermedades infecciosas además de ofrecer una mejor calidad de vida. También, es muy utilizado en tratamientos reparadores en caso de cualquier afectación en el oído medio. De la misma forma, son un aliado en las temporadas de gripes y virus comunes.

Al garantizar una respiración equilibrada y suave el bebé logrará con mayor facilidad un sueño profundo y de esta manera estarás reduciendo la acumulación de todos aquellos gérmenes que contribuyen a la aparición del resfriado común.

Es aconsejable no utilizarlo cuando el bebé está sano porque podrías generar dolor, molestia y una posible lesión en el interior de su nariz. Los excesos o usos inadecuados siempre serán contraproducentes.

¿Cuánto tiempo debería poner el aspirador en la nariz de mi bebé?

Aunque cada aspirador guarda una potencia y un tamaño según sus especificaciones técnicas y muchas veces por marca o diseño, es fundamental el no extenderse por más de 5 segundos porque correrías el riesgo de una lesión que puede desencadenar en un molesto dolor de oído. En caso de una gripe o resfriado común, recomendamos sesiones de repetición en varias secuencias, de una a dos veces al día.

Por lo general los empaques vienen con una serie de instrucciones hechas por el fabricante, las cuales debes tener siempre presente para evitar negligencias  por mal uso o excesos.

Ten mucho cuidado en este aspecto porque podrías ocasionar dos problemas adicionales con su uso desmesurado. En primer lugar se podría generar dependencia y en un segundo término el pánico a enfrentar este tipo de artículos.

Recuerda que es algo nuevo para ellos y es común que se resistan o se irriten cada vez que necesites hacer la extracción del exceso de moco. Como cada niño es diferente nunca está de más que lo consultes con su médico tratante para que te guíe antes de poder utilizarlo.

¿Hay alguna condición en la cual no debería aspirar el moco?

Esta es una pregunta que no se puede pasar por alto porque si estás ante un caso de alguna inflamación, hemorragia o herida no es conveniente utilizar un aspirador nasal de bebé. En cualquiera de estos casos siempre será necesario y muy importante el aplicar otro procedimiento no invasivo,  referido preferiblemente por un especialista, para que te ayude con la descongestión nasal.

Sin embargo, debes saber que es la práctica más común en las mamás como método preventivo y de asistencia inmediata, debido a que  es mucho más natural que el tener que suministrar medicamentos para que el moco se disuelva y sea expulsado por las heces.

No lo utilices si desconoces su correcto funcionamiento o si tu niño ha presentado alguna patología delicada que haya comprometido su sistema respiratorio.  Presta atención a los sonidos que produce tanto en las fosas nasales como en su pecho, debido a que la acumulación de mocos siempre se percibirá en estas dos áreas.

Si sientes que hay cierta resistencia lo mejor es consultar con el médico para que indique si es factible o no el uso de un extractor de mocos.

¿Con qué frecuencia puedo usarlo?

Lo más recomendado es no utilizarlo por más de tres veces por día como medida preventiva de una posible irritación. En caso de una situación extrema, consultar con el especialista tratante, debido a que si hay mucha mucosidad en las fosas nasales se podría presentar complicaciones que podrían afectar a otros órganos.

También, en caso usarlo en forma incorrecta o en situaciones que no lo amerita, los mocos podrían desarrollar una otitis en el momento en se produzca su acumulación en la Trompa de Eustaquio y la obstruyan. La afección más común es una sinusitis y un cuadro alérgico por la acumulación del moco entre la nariz y garganta.

Busca aquellos aspiradores nasales elaborados con material transparente o blancos, para que puedas visualizar la cantidad de moco que extraes. Esta es una recomendación que se hace debido a que puedes estar afanándote en una limpieza improductiva cuando el bebé presenta una cogestión más complicada que una común acumulación de mocos.

¿Puedo usar agua salina, aerosoles salinos o gotas nasales?

Las soluciones salinas son muy buscadas para realizar el procedimiento porque además de que remueve los mocos más compactos ayudan a disolverlos y extraerlos con mayor rapidez.

Puedes utilizarlo antes de que el bebé vaya a comer, luego del baño o antes de que inicie su siesta. De esta manera le ofrecerás tranquilidad, descongestión y comodidad en los momentos importantes de su rutina.

Los aspiradores nasales de bebés están diseñados  para aplicar y retirar medicamentos prescritos por el especialista. Muchos de estos líquidos hacen más fácil la limpieza de la nariz así como su pronta desaparición.

Aunque hay una gran variedad de laboratorios que preparan y distribuyen este tipo de tratamientos, también  resultan muy beneficiosos los desarrollados con ingredientes naturales u orgánicos. De esta manera, prescindirás de sustancias artificiales y disfrutarás de las propiedades que ofrecen los aceites y extractos de la naturaleza.

Beneficios que ofrece el uso de un aspirador nasal

Son muchos los beneficios que nos puede ofrecer este pequeño pero muy útil artículo. Las mamás siempre buscamos objetos modernos que nos ayuden a desarrollar nuestro rol con mucha precisión y total seguridad. Por ello, te exponemos a continuación las principales bondades que reúne un aspirador nasal:

Elimina la mucosidad licuada para aliviar la congestión nasal

Como los orificios de la nariz de nuestros bebés son muy pequeños y delicados, es necesario utilizar un aspirador para remover bien sea la mucosidad seca o húmeda que les impide una respiración normal.  Recuerda que desde el nacimiento hasta los tres primeros años de vida, los niños desconocen como sacudir o extraer este excedente. De allí parte la importancia y utilidad de comprar un sacamocos.

Facilita una mejor respiración

Una vez que es removida todas las sustancias que incomodan a nuestro bebé, su bienestar estará garantizado. Aunque inicialmente se oponen por incomodidad o porque la succión les genera impresión, en poco tiempo se acostumbrarán a su uso porque preferirán la sensación que reciben después de su aplicación.

Punta suave

Todos los aspiradores nasales de bebé están fabricados de materiales suaves y sin sustancias tóxicas para que no haya riesgo durante su uso. La punta es el elemento clave del proceso porque es la que hará el contacto durante extracción de la mucosidad, siendo muy importante que esté hecha de plástico o silicona blanda.

Estos extremos deben tener un tamaño y forma adecuada para no maltratar el área. Es igualmente una zona delicada que se debe manipular con sumo cuidado porque en caso de contaminarla pudiéramos estar generando otro tipo de problema.

Casi siempre las puntas son transparentes para que podamos visualizar el proceso de succión. Es necesario que sea fácil de asear porque esto nos permitirá prevenir futuras infecciones que pudiesen empeorar la congestión respiratoria que presenta nuestro niño.

Higiénico, efectivo y fácil de usar

La mayoría de los aspiradores se desarman para su limpieza. Otros requieren que se sumerjan en el grifo para retirar todas las partículas sustraídas. Dependiendo del material con que fue confeccionado hay quienes lo colocan en los equipos especiales para esterilizar los botes y demás artículos de uso continuo de nuestros peques. De esta manera, estarás más tranquila porque el aspirador quedará limpio y libre de cualquier tipo de germen o bacteria.

Busca aquellos fabricados en materiales robustos y que se puedan desarmar para su limpieza. Para que el proceso sea sencillo y eficaz, sumerge cada una de sus partes en agua con un detergente suave por espacio de una o dos horas. Luego enjuaga y si es posible rociándole agua caliente para completar el proceso de desinfectado. Puedes guardarlo en el botiquín o dentro del refrigerador para conservar su limpieza.

A los aspiradores nasales se le atribuye el calificativo de efectivo porque con su rápida y precisa aplicación podemos despejar los pequeños orificios de la nariz. Es recomendable leer las instrucciones del fabricante que están en el empaque para que realices el procedimiento sin dificultad y con mucha exactitud.

Todos son fáciles de usar porque son manuales y lo único que requieren es de un apretón directo y continuo. Pudieses encontrar una que otra dificultad en caso de que seas zurdo, pero poco a poco lograrás manejarlo con agilidad y comodidad.

Que sean efectivos no quiere decir que sea la única solución al problema. Por eso, nunca dejes de lado la opinión profesional .