las-mejores-botas-de-seguridad

Las 5 Mejores Botas de Seguridad Para Hombres y Mujeres

Una de las partes del cuerpo más expuestas en varios tipos de trabajo son los pies, por lo que cada empleado, dependiendo de sus actividades debe estar protegido con las mejores botas de seguridad, esas especialmente diseñadas para reducir la posibilidad de cualquier tipo de lesión que podría afectar la extremidad.

Actualmente la legislación en la mayoría de los países, obliga al empleador a proporcionar este tipo de indumentaria al trabajador, razón por la que los patrones deben esmerarse en encontrar un modelo apropiado para el empleado y que a la vez tenga un precio asequible.

Con tanta variedad en el mercado encontrar el calzado de seguridad idóneo puede ser una tarea complicada, sobre todo cuando no se conocen las necesidades exactas de los empleados, puesto que no basta con adquirir un modelo genérico que crees que pueda servirle a todos.

Para elegir el zapato hay que considerar varios factores, como la capacidad antideslizamiento, comodidad, durabilidad o nivel de protección para dedos. Si lo busca para un uso personal, tal vez para llevarlas durante una caminata en zonas rurales con pequeños animalitos, quizá te interesa que sean suaves, de corte alto o que no pesen tanto, en fin, cada individuo tiene sus requerimientos, por lo que se tiene que hacer una evaluación de riesgo sobre el lugar de exposición.

Otro factor importante es que este tipo de calzado cumpla con la normativa legal y que los trabajadores a su vez le den el uso correcto conociendo también la importancia del porqué deben tenerlo puesto.

¿Cuáles son las mejores botas de seguridad?

Para ayudarte a tomar la mejor decisión hemos hecho una comparativa entre esos pares destacados por su funcionalidad, buena calidad, y por estar fabricado apegados a normas establecidas que garantizan que el calzado es apropiado. Así que, sigue leyendo para conocer nuestras sugerencias en cuanto a botas de seguridad se trata:

A continuación te presentamos las mejores botas de seguridad: 

Las mejores botas de seguridad para hombres

1. Cat Footwear Holton SB

Las más duraderas

Es una de las marcas más destacadas de la industria y la posición se la ha ganado por ofrecer indumentaria resistente a distintos ambientes ocupacionales.

Las botas están fabricadas de cuero y revestidas interiormente en tela. Quedan supercómodas y funcionan perfectas para las personas de pies anchos.

El corte de la bota alcanza hasta el tobillo así que disminuirás los riesgos de sufrir esguinces o lesiones parecidas, asimismo la punta es resistente, tiene protección de perforación y suela antideslizante.

Es una par de botas muy bonitas, están disponibles en cuatro tonos y en tallas desde la 40 hasta la 46. No son precisamente económicas, pero su buena calidad hace que la inversión valga la pena.

2. Botas de seguridad Black Hammer S3

Las más livianas

Al tener punta de material compuesto resultan ultraligeras. Son perfectas para usar con medias de invierno o unas tobilleras para mantener tus pies calientes.

A pesar de no ser impermeable, las botas responde bien contra salpicaduras, lluvias, o para caminar sobre superficies húmedas.

El diseño es bastante robusto, tiene interior acolchado, buenas costuras y cordones largos que fortalecen el ajuste.

El precio es asequible, y considerando su calidad es una de las opciones que no podía faltar en nuestra lista.

3. Zapatos de Seguridad de Cuero Goundwork GR86 S

Perfectas para hombre o mujeres

La fortaleza de este par es su diseño elegante y deportivo, el cual considerando que es una bota de seguridad con todos los implementos que la identifican, es un modelo compacto y liviano que le suma versatilidad a la pieza.

Son fabricadas con cuero, brindan ergonomía y el tallaje es justo a tu medida en otros calzados.

El material de la suela es de goma antiresbalante y los cordones se entrecruzan con remaches metálicos que refuerzan la estructura del zapato.

El acabado es impecable, lo podrás adquirir en otro colores y tiene un precio bajo en comparativa con otros modelos similares.

4. Calzado de protección para hombre Footwearr Sensation

Las más cómodas

La característica que más resalta de este par es el almohadillado de su interior, lo que lo convierte en una de las botas más cómodas del mercado.

Tiene punta y suela reforzada, responden en superficies con agua,  y la fabricación cumple con los estándares de calidad de la Comunidad Europea. El material es resistente, y son usadas frecuentemente para ir a áreas boscosas, trabajo de construcción, uso industrial  y más.

Una de las ventajas que caracteriza la pieza es que la lengüeta está cosida por ambos lados, así que es menos probable que ingrese escombros, animales o que se ladeen mientras las usas.

El par tiene buena relación precio calidad y según la opinión de quienes ya la tienen es un par totalmente recomendable.

5. Botas seguridad piel Wolfpack

Las más económicas

Ser el par menos costoso de nuestra sugerencia es su mayor ventaja, y aún así se mantiene como un calzado de seguridad de alta calidad.

Además de tener punta y suela de seguridad tiene otras ventajas que la posicionan como una de las mejores, ya sea su fabricación en piel, lengüeta, revestimiento interior amarillo acolchado, y doble costura que refuerza su acabado que además es resistente a la corrosión.

Es una par con certificación SP1, también tiene propiedades antiestáticas y resistencia a perforación. El diseño es similar a las botas militares tipo tácticas, pero éstas son de corte bajo.

Por otra parte el interior es transpirable, se ajusta bien a los pies y es de los pares mejores referenciados por los compradores.

Las mejores botas de seguridad para mujeres

6. Zapatos de seguridad para mujer Verok S1P de U-Power 

Para trabajos de menor riesgo

Si de comodidad y seguridad se trata, vale la pena que toméis en cuenta este modelo. ¿Qué me ha gustado de ellos? Pues son ligeros y mantienen un buen grado de protección gracias a su punta de aluminio, pero también son transpirables porque el exterior es de piel afelpada con inserciones de malla.

7. S3 SRC Alice de Helly Hansen Workwear 

Os mantendrán bien protegidas

Aunque se vean deportivos y algo sencillos, pero os protegerán de caídas de materiales grandes y pesados gracias a su puntera reforzada. También os sentiréis muy cómodas porque pesan solamente 1 kg, así que sirven para trabajos con mucha movilidad para no sentiros tan cansadas. Están disponibles en tallas de la 37 a la 41.

8. Zapatillas de seguridad de mujer Groundwork GR95

Comodidad y seguridad

Bonitos y modernos. Esto será lo primero que pensaréis al verlos, ya que fácilmente podrían pasar como los nuevos zapatos de running de alguna gran marca. El punto es que, aparte de la apariencia tan guay, ofrece protección contra 15000 Newtons de compresión, 200 joules de impacto y la suela es antideslizante, resistente a químicos y gasolina.

9. Ottowa de Northwest Territory 

Confiables

Estos zapatos siguen viéndose bastante deportivos y actuales gracias al revestimiento de gamuza genuina y partes de cuero de buena calidad, pero también os darán alta protección para trabajos demandantes por su punta de acero. A su vez, la suela es de goma EVA, que resiste a las superficies aceitosas. Cuentan con acreditación de seguridad BS EN ISO 20345.

10. Botas de trabajo para mujer de Groundwork 

Llamativa y segura

Si necesitáis el mayor grado de protección que pueda ofrecer una bota, chequead este modelo. Se trata de una bota super femenina que lo tiene todo para patear traseros en el lugar de trabajo. Pero cuidado, que su punta de acero puede pegar bien duro. El exterior es de cuero, tiene suela de encaje y usa cordones.




Cómo elegir unas botas de seguridad adecuadas

Aparte de la durabilidad y la capacidad de proteger, la comodidadlas-mejores-botas-de-seguridad es la característica más valorada por los usuarios de botas de seguridad. Los hombres no son los únicos que las usan, las mejores también lo hacen y ambos de preocupan por el peso, la adaptabilidad en el pie y los materiales en el interior.

Si te has preguntado sobre los elementos y procesos que hacen que la manufactura del calzado esté garantizada, la respuesta podría ser amplia, ya que son varios factores que determinan la buena condición del calzado.

Si eres un individuo que debe pasar largas horas con unas botas pesadas que no ofrecen condiciones favorables, seguramente al finalizar el día terminas más cansado de lo que deberías, así que si quieres evitar esta situación, te recomendamos evaluar ciertas característica antes de hacer la selección.

Tipo de trabajo

¿A qué ambiente estás sometido? ¿Qué tipo de trabajo haces? ¿Trabajas al aire libre? ¿Cuál es la temperatura promedio? Estas variables determinan la funcionalidad del calzado, así como también el tipo de superficie en el que te desenvuelves, si son áreas montañosas, terrenos planos o inestables.

Sin embargo, por muy demandante y hostil que sea el clima o la condición laboral, hay un modelo diseñado para satisfacer las necesidades de confort que cada empleado tiene.

Para conocer más sobre los prototipos de botas convenientes para cada circunstancia climática sigue leyendo la siguiente información:

Invierno

Se refiere a esas temperaturas de congelación, donde el hielo o la nieve afectan.

Los pies son una zona sensible al frío, y es la primera parte del cuerpo donde se empieza a sentir la temperatura. Para tal fin se recomiendan comprar un par que ofrezca extra de aislamiento y que a su vez sea resistente al agua.

Clima húmedo

La impermeabilización es esencial, sobre todo a los que trabajan es espacios con hielo, nieve, lluvia o sitios donde mojarse en inevitable. Nada es más incómodo que calcetines mojados, porque estos pueden acarrear  roces en la piel y generar ampollas, además que se corre el riesgo de tener resfriados.

Superficies duras

Andar por planicies  de material como el concreto puede ser terrible para los pies o rodillas; esta condición le suma un extra de esfuerzo y desgaste al trabajador, además de una afectación en la columna que podría ser duradera.

Un buen acolchado dentro del calzado podría evitar las lesiones, aparte de suavizar el paso, el impacto en las rodillas y en general alivianar la presión causada por caminar en superficies duras.

Terreno irregular

Si te toca trabajar por montañas o zonas rocosas es indispensable un apoyo firme que además tenga tracción para evitar deslizamientos o resbalones. En este caso son los tobillos quienes corren el mayor riesgo, por lo tanto, una bota de corte suficientemente alto para cubrir la mencionada parte del pie reduce la posibilidad de cualquier torcedura.

La suspensión también beneficia trabajar en este tipo de terrenos. Un buen soporte absorbe el impacto de caminar sobre piedras o suelos inestables además que da la comodidad para mantenerse trabajando las horas necesarias.

Ajuste

La bota adecuada no debe quedar ni muy ajustada ni muy floja; debe ser el tamaño correcto para que no cause rozaduras ni dolor. Las más favorables las sentirás tan bien que creerás que las fabricaron exclusivamente para ti y las considerarás como una extensión de tu pie.

Cómo asegurar la comodidad en las botas de seguridad

Ya te hablamos un poco de lo determinante que es la comodidad al comprar este tipo de calzado. Definitivamente este no es un aspecto que se debe ver comprometido, por lo que para hacer una buena elección debes estar convencido de lo bien que el par tratará tus pies para que puedas desempeñarte en tus labores sin ningún tipo de dolor.

Para saber el nivel de confort que necesitas, debes tomar en cuenta si tienes los pies planos, anchos, alargados o si posees una situación ortopédica. Existen botas que se adaptan a formas y condiciones específicas, por lo que no está de más indagar antes de comprar, porque habitualmente las descripciones y recomendaciones de cada par te guiarán a la mejor elección.

Asimismo, si las botas son para llevarlas al aires libre éstas deben ser resisten a los cambios climáticos; sin olvidar tener en cuenta si existe un riesgo eléctrico o de deslizamientos. En este caso, el calzado necesita proveer un nivel de seguridad añadida que se ajusten a los extremos.

El material de protección de los dedos también influye en la comodidad, ya sea de punta de acero o material compuesto el elemento le sumará o restará peso al calzado; sin embargo esta parte de la pieza es determinante en la efectividad del par y no en la comodidad.

Tipos de protección para dedos

Cada variación independientemente del material está pensada para proteger, pero para conocer con más detalles sigue leyendo la nota:

Punta de acero

Son las que ofrecen la mayor protección en condiciones de trabajo peligrosas, están diseñadas para sellar la zona y evitar lesiones por patear superficies dura, o por caídas de objetos pesados sobre los pies.

La mayoría de las veces protegen también de peligro eléctrico. Para algunas compañías este material es el requisito indispensable en las botas y además son las más usadas.

Punta de material compuesto

Es más ligero que la punta de hierro o de acero, una ventaja de este modelo es que no se activará en los detectores de metal, ya que se fabrica con cerámica fusionada con otros materiales como kevlar, fibra de carbono o plástico.

Son las botas más recomendadas para los empleados de aeropuertos o entes gubernamentales que tiene un riesgo disminuido, pero aún necesitan botas de seguridad. Al igual que la punta de acero éstas también protegen contra impactos, aparte que aíslan los dedos del calor o frío extremo.

Punta de aluminio

También conocido como punta de aleación, también son bastante seguras, pero ahora más livianas. Se fabrican mayormente con aluminio y titanio y su estructura es más delgada, así que es la más favorecedora para los pies gruesos.

Puntas de acero vs Puntas de material compuesto

Ambas hacen su trabajo, y están consideradas como las mejores opciones, no obstante hay características en las dos que dependiendo de donde la vayas a utilizar puede hacer una gran diferencia de operatividad.

La punta de acero es la modalidad más clásica que ha acompañado a los trabajadores por muchos años, la misma es una placa resistente de alta calidad fabricada bajo el cumplimiento de normas específicas que garantizan su buen funcionamiento.

Estas puntas se etiquetan con una clasificación que determina el nivel de impacto capaz de soportar; algunos modelos se diseñan para responder ante golpes de 75lbs, mientras que otros lo hacen para 2500lb de presión.

Por su parte las puntas compuestas  se construyen de material sintético como kvlar, plástico, fibra de carbono y caucho como te lo habíamos mencionado antes; al no tener acero son significativamente más livianas. Éstas a su vez ofrecen mejor resistencia eléctrica y mayor aislamiento en los climas fríos.

Las puntas de acero tienen a ser irrompibles, además que son más baratas que las de material compuesto, sin embargo, no son tan aislantes como algunos trabajadores necesitarían.

En resumen, ambas puntas tienen sus pros y sus contras, las dos protegen los suficiente, lo que determina cual es la más conveniente para ti son tus necesidades particulares.

Paso a paso para comprar botas de seguridad

1- Si vas a comprar botas para un trabajo en particular, asegúrate que el puesto no tengas requisitos adicionales, ya que hay labores que lo ameritan.

2- Si estás trabajando en la intemperie necesitas que la construcción del par tenga materiales resistentes al calor, al frío o al agua.

3- Si laboras sobre suelo irregular o áreas inestables cerciórate que el calzado tenga buena tracción.

4- El aceite, el agua o hielo son bastante resbaladizos, si crees que estarás expuesto existen botas con resistencia al deslizamiento.

5- Los choques eléctricos son peligrosos, por lo que hay modelos diseñados para esta clase de exposición.

6- Si trabajas en climas de altas temperaturas, el material transpirable hará mucho por ti, con él el vapor junto con la sudoración escapará .

7- Para cada forma de pie, sea plana, ancha hay un modelo que se adapta perfecto.

8- Si los tobillos se ven expuestos por movimientos flexibles que debes realizar, como cargar cosas, lo mejor es que el corte de la bota sea alto.

9- Probablemente también te interese que el acabado sea bastante duradero. Para esto el revestimiento de goma hace al par resistente a la abrasión.

10- Si tu empleo te obliga a ponerte y quitarte las botas rápidamente como un bombero o servidos público, existen pares que se cierran rápido gracias a sistemas de cremalleras o cordones que no dejan de ser firmes.

Tipos de protección para botas de seguridad

Existe protección para cada necesidad y seguidamente vamos a detallar algunas junto con sus funciones.

Impermeabilidad

Están elaboradas para que su material repela el líquido e impida que entre hasta los pies. Tener las extremidades mojadas es totalmente incómodo, además que el calzado se deteriora rápidamente por mucha calidad que tenga el revestimiento. Además el agua también puede ocasionar hongos en los pies u otras condiciones.

Resistencia a la intemperie

Están diseñadas para mantener los pies calientes en temperaturas frías, así como también son buenos aislantes en distintas condiciones meteorológicas.

Resistente al agua

No es lo mismo que sean impermeables a que sean resistentes al agua; estas últimas están diseñadas para trabajar con los pies dentro del agua constantemente. Generalmente  tiene un extra de repelente al líquido por lo que son acordes para introducirlas en agua como muchas labores lo ameritan.

Resistente al aceite

Así como el caso anterior también es necesario aclarar que no es lo mismo la resistencia al aceite a la propiedad antiresbalante. Cuando especifican que la bota es antideslizante, el fabricante solo se refiere a que la suela responde al aceite, esto quiere decir que, el resto de la pieza puede deteriorarse al contacto con el óleo.

Esto no ocurre con el calzado que es resisten al aceite ya que el cuero o el material con el que lo fabriquen podrá tener contacto directo y resistir a cualquier daño en el revestimiento al que lo pueda someter.

Antideslizante

Como se mencionó anteriormente, con esta propiedad estarás seguro transitando sobre áreas resbaladizas o con posibilidades de deslizamientos o caídas.

Contra riesgos eléctricos

Esta característica impide que los electricistas reciban una descarga. La propiedad de las botas dieléctricas se asocia a las suelas de las botas, pero también se refuerza con las puntas de goma que también son resistentes a golpes.

Disipación estática

Se refiere a la reducción de electricidad. Las botas están compuestas por plantillas de aislamiento eléctrico aprobadas, y el mantenimiento de las mismas es tenerlas siempre libres de polvo.

Resistencia al calor

Se utilizan en la lucha contra incendios, trabajos de soldaduras, fundición o cualquier otro entorno de alta temperatura. El material que la mayoría de las veces componen  las botas son el cuero, el cual impide que el calor llegue a los pies.

Punta de seguridad

En el campo de la construcción o si se trabaja con carga o maquinaria pesada los dedos se expones a lesiones graves. Ya te hablamos de los tipos de puntas más comunes, cada uno está diseñado para trabajos específicos.

Placa contra perforaciones

Algunos modelos incorporan como parte de la suela una placa que protege de perforaciones de clavos u objetos puntiagudos que podrías pisar; la misma impide la penetración de objetos que puedan llegar al pie y ocasionar lesiones graves. Así que si te sientes en riesgo, esta es una gran opción, más cuando trabajas en obras de construcción donde pisar cualquier objeto es algo común.

Altura de eje

Esta característica previene esguinces, u otras lesiones donde la movilidad del pie puede verse comprometida. Tienden a ser voluminosas, pero protegen mejor la estabilidad de los pies.

Metatarsiano de guardia

Es una aleta adicional que se incorpora a la bota de trabajo, generalmente va por encima y detrás de los dedos, cubriendo el empeine del pié donde los huesos están expuestos. El mismo representa una ventaja más por su extra de seguridad. Asimismo la construcción de las botas que la incorporan son pesadas, y resultan perfectas para trabajos riesgosos como el de soldador, registrador o empleados de la construcción pesada.

Como adaptarse a la botas de trabajo

Para algunos empleados donde las botas son parte indispensable del uniforme, inicialmente podría costar la adaptación del calzado, por lo que se considera que el ajuste perfecto es esencial.

Unas botas que no se adapten como es debido pueden desencadenar consecuencias nada agradable para el trabajador, como dolores en los pies, tobillos, rodillas y demás.

Así que, antes de arriesgar la salud por un par de botas baratas y que no queden bien, lo mejor es invertir en las de mejor calidad para estar bien equipado a la hora de trabajar y desempeñar de manera cómoda y segura cada una de las funciones.

Además también se recomienda seguir los siguientes consejos para lograr una adaptación breve:

Usar los calcetines adecuados

Se sugiere el uso de calcetines que ofrezca comodidad, que al mismo tiempo mejore la circulación y que permita que el pie respire.

Tratar a ambas botas por igual

Suena lógico, pero por descuido algunas personas tienden a atarlas con diferente presión y esto influye en la comodidad que se puede llegar a sentir.

Prueba las botas

Trata de caminar, saltar, si es posible sobre superficies que se asemejen a las habituales de tu trabajo o inclusive muévete con velocidad. También puedes usarla por periodos de tiempo mientras estás en tu casa para que logres adaptarte a la brevedad.

Durante las pruebas

El talón no debe soltarse, despegarse de la suela ni rozar con la parte posterior, los dedos deben tener un espacios justo, pero sin sentir presión dolorosa y por último el pie no debe deslizarse hacia el frente ni golpear la parte de adelante.

Posición del tobillo

El talón debe estar bien apoyado y se debe introducir sin forcejeo al interior del zapato.

Posición de la lengua

La costura de ésta no debe molestar el pie, debe quedar derecha y no deslizarse para ningún lado mientras se camina.

Observa tus pies

Si luego de probar las botas por un tiempo, tienes manchas rojas en algunas áreas, esto indica que el calzado ha estado frotando contra la piel, y podría ocasionar problemas en el futuro como dolor, inflamación o ampollas.

Correcto amarre

Un buen patrón de atadura de cordones consigue con exactitud el ajuste deseado, mientras que asegura el calzado en su lugar y mantiene el tobillo bien apoyado.

Unas notas especiales

  • Si tienes los pies anchos, no trates de encajar sobre una bota que es demasiado estrecha, te aseguramos que hay un calzado apropiado para ti. Igualmente no te recomendamos saltar a tallas mayores donde seguramente tu pié cabrá, ya que si en efecto, el ancho se ajusta, el largo será demasiado.
  • Si por alguna razón tus pies son de tamaño diferente, te recomendamos comprar dos pares de botas o un par con modificaciones para que se adapta a tu pie más grande.