Los 5 Mejores Coches de Batería Para Niños Aventureros, Felices y Seguros

Los niños crecen y quieren juguetes más nuevos, el-mejor-coche-de-batería-para-niñosincreíbles, divertidos y emocionantes. A medida que esto sucede, nosotros, como padres, queremos darles siempre lo mejor, pero cuidando su seguridad y asegurándonos de que aprendan algo en el camino. Los mejores coches de batería para niños hacen todo esto, ya que son realmente entretenidos, seguros para ellos y para las personas a su alrededor, y les enseñan unas cuantas cosas.

Sí, como has escuchado, los autos a batería para niñas y niños muy buenas alternativas para aquellos pequeños que han crecido y ahora son más grandes. Con estos coches les puedes enseñar sobre conducción, respeto y reglas de conducción, pero con lujo y tranquilidad, ya que muchos modelos son réplicas de coches reales elegantes y potentes.

De todas formas, imaginamos que todavía te preocupa saber si tus hijos estarán totalmente seguros con estos aparatos. La verdad es que sí, ya que hay modelos que hasta vienen con mando a distancia para que los pueda manejar un adulto responsable. Sigue leyendo, que más adelante te contaremos todo sobre estos divertidos coches.




Los Mejores Coches de Batería Para Niños

¿Cuáles son los mejores coches de batería para niños?

Seguramente ya quieres comprar uno para tu hijo o hijos. No sólo porque probablemente ya te lo pidió para su cumpleaños o como un regalo casual, sino porque poco a poco te has dado cuenta de los beneficios que traen consigo y lo mucho que aprenden y se divierten los niños.

Por eso hemos traído la siguiente lista comparativa con los mejores 5 coches a batería del mercado para que puedas elegir el que mejor se adapte a tu hijo, tu presupuesto y los espacios que tienes.

A continuación te presentamos los mejores coches de batería para niños:

1. Homcom Coche Electrico Deportivo de Bateria 12V para Niños

Los usuarios lo aman

A los niños les encanta este modelo porque es como una réplica de coche Ferrari rojo clásico. Es casi como un auto de lujo deportivo para niños de aproximadamente 3 a 6 años.

Este modelo puede ir también en reversa, por lo que te sirve para enseñarle a tu hijo a estacionar el auto. Además de que puede ser realmente divertido para él manejar hacia atrás.

Tiene dos motores con dos baterías recargables de 6V cada una, que le dan una autonomía de 45 minutos, un tiempo de carga de entre 8 y 12 horas y una velocidad de entre 2.5 y 5 Km/h.

Incluye espejos retrovisores para ver hacia atrás, reproductor de música MP3, cómodo asiento con cinturón de seguridad, control de velocidad, indicador de batería, faros delanteros y traseros y llantas antideslizantes y antifricción.

2. Coche para niños Féber Roadster Venture 6 V

El mejor precio de todos

El coche a batería menos costoso de nuestra lista es de la marca Féber y tiene una apariencia de carreras y deportiva, pero más semejante al NASCAR.

Utiliza una batería de 6V que le da una velocidad de 2.2 Km/h y le permite soportar y transportar un peso total de hasta 25 kg, es decir, para chicos preferiblemente entre 24 meses y 6 años de edad.

Su acelerador le permite avanzar, pero al soltarlo también actúa como un freno que ralentiza el cochecito. A su vez, tiene una sola plaza e incluye espejos laterales para ver hacia atrás.

No es apto para pequeños menores de 36 meses y está diseñado únicamente para uso doméstico. Como no viene con mando a distancia, no se recomienda para niños pequeños.

3. Coche Eléctrico Para Niños Mercedes ML

Lujo, potencia y seguridad

Si buscas un auto a batería completo para que hijo se divierta a en grande, esta réplica de coche Mercedes-Benz con dos motores es justo lo que buscas.

Se trata de un coche de batería con dos motores de 30 W impulsados por una batería VRLA, la cual permite un máximo de 4 Km/h, tiene una autonomía de 1.5 a 3 horas y tarda de 8 a 10 en recargar plenamente.

El auto tiene efecto de luz con faros frontales multicolor, efectos de sonido de ruido en el arranque del motor y claxon, conexión MP3 y regulación de volumen de los altavoces.

Una gran ventaja para la seguridad es que viene con control remoto para los padres o adultos y freno eléctrico. Es apto para pequeños de hasta 20 kg o entre 3 y 7 años de edad.

4. Coche a Bateria Toyz Aero

Excelente relación precio-valor

Es un hermoso coche de juguete a batería que recuerda un poco al legendario Porsche 911 de carrera. Este modelo es ideal para críos aventureros y rápidos.

Está disponible en rojo, azul o blanco y cuenta con dos motores para un total de 30 W de potencia. Cuenta con 2 baterías de 6V cada una, para un total de 12 voltios y 2 horas de autonomía.

Se trata de un auto con batería que cuenta con espejos retrovisores laterales, una sola plaza, con mando a distancia para los padres, cinturón de seguridad, control de 2 velocidades, luces LED, conexión MP3 y marcha atrás.

A su vez, tiene capacidad para soportar niños de hasta 25 kg de peso, es decir, hasta los 4 o 5 años de edad, aproximadamente. Otra de sus grandes ventajas es su precio tan asequible.

5. Homcom Mini Coche Eléctrico Bateria 6V para Niños 3 años

Padres y niños lo adoran

Es uno de los modelos menos económicos de nuestra lista, pero es muy bonito y elegante con su lujoso diseño de réplica de coche BMW 81800. Es ideal para críos a partir de los 3 años de edad.

Se trata de un auto de batería con faros delanteros y luces intermitentes, así como efectos de sonidos que simulan el ruido de arranque del motor, claxon y reproductor MP3.

Tiene una batería recargable de 6V de buena duración que le permite alcanzar velocidades de entre 3 y 4 Km/h, un asiento ergonómico con cinturón de seguridad y control remoto para los padres, con botón de emergencia para detener el coche.

Tiene marcha atrás, un volante cómodo y antideslizante con botones multifuncionales para una fácil conducción y llantas deportivas con material PP antideslizante y antifricción.




Razones para comprar coches de batería para niños

Cuando tu bebé se convierte en un niño pequeño, comenzará a interesarse por aprender y conocer nuevas cosas. Usualmente, los niños juegan con juguetes en esas edades, pero si les das un auto a batería, aprenderá muchas más cosas que con un simple juguete común y corriente.

Un niño podrá aprender a conducir y controlar un coche si le regalas un coche a batería, además de adquirir conocimientos y destrezas sobre conducción desde la infancia, lo cual lo puede ayudar más adelante en su vida adulta.

Un coche con batería es mejor que los carros manuales porque utiliza baterías, así que tiene una fuente de energía. A su vez, se trata de una fácilmente recargable, lo cual la hace realmente conveniente, ya que no tendrás que preocuparte por recargar gasolina.

Además, son realmente amigables con el ambiente, así que será una diversión sana para él o ella y para el medioambiente.

Consejos para que compres el mejor coche de batería para niños

Comprar un auto a batería para niñas y niños no es tarea fácil. Es importante tomar en cuenta no sólo su diversión, sino también su seguridad y comodidad, así como un diseño atractivo, que puede ser una réplica de coche. A su vez, la conveniencia del coche también es un factor de gran relevancia, ya que, a final de cuentas, eres tú quien se encargará de guardarlo, mantenerlo en buen estado, recargarlo y más.

Edad:

Si bien es un factor realmente importante, cabe destacar que no es necesario que el niño o niña tenga alguna destreza especial para poder conducir uno de estos coches infantiles. Ellos aprenden al practicar sin correr riesgos.
Se recomienda que el niño tenga entre 1 y 4 años de edad para utilizar estos divertidos juguetes.

Control remoto:

Algunos cochecitos dejan que los padres o cualquier otra persona los maneje con control remoto y, de hecho, algunas marcas de autos infantiles recomiendan que los niños menores de 2 años utilicen el carro mientras su padre o madre cuenta con el mando a distancia.

Número de plazas: piensa si tu hijo tiene otro hermanito o hermanita que pudiera llevar en su coche, o tal vez primos o algún amiguito.

Modelo de coche:

Esto depende del gusto de cada padre o niño. Lo cierto es que a muchos pequeños les gusta un modelo de coche específico, ya sea porque lo ha visto en la calle o en películas o porque es el que usa su madre o padre. En todo caso, la mayoría de los productos disponibles son réplicas de coches

Velocidad máxima:

Es bastante baja, entre 3 y 6 km/h, por lo que no plantea ningún riesgo para los niños o las personas a su alrededor. A su vez, le da tiempo de sobra a los adultos para reaccionar por si algo sucede.

Potencia:

El voltaje y potencia suelen ser estándar en la industria. Generalmente, estos autos a batería suelen tener 35 W y 12 voltios.

Tiempo de carga:

Usualmente está entre las 6 y 12 horas, pero esto depende de cuán grande es la batería y su capacidad. Ten eso en cuenta para que puedas estar siempre preparado cando tu hijo quiera usar el coche.

Autonomía:

Lo normal es que estos productos sobrepasen la hora y media de duración, aunque depende directamente de la capacidad de la batería.

Luces y sonidos:

Los coches de gama alta incluyen otras funciones bastante interesantes y divertidas para los niños como luces, efectos de sonido, faros intermitentes y más.




Tus hijos pueden aprender mucho de los coches de batería

Aunque todavía te pueda parecer extraño, la verdad es que los niños pueden aprender mucho de estos divertidos juguetes sin correr riesgos ni dejando de estar seguros y protegidos.

Estos coches pueden enseñarles mucho sobre conducir, socializar, comunicación, destrezas motrices básicas y más. A su vez, puede hacer que el niño se interese por deportes automovilísticos, carreras o la conducción y los autos en general.

Seguridad:

Si bien no utilizan llantas como las de los autos reales, los coches para niñas y niños tienen llantas con las cuales les puedes enseñar a sentir si están bien llenas, faros traseros y delanteros para que estén pendientes si funcionan o no, luces intermitentes, y hasta pueden venir con cinturón de seguridad.
Si es un modelo de dos plazas, tu hijo también aprenderá sobre cómo conducir con un acompañante y estar pendiente del mismo.

Habilidad para conducir:

Puedes aprovechar lo divertido de conducir estos coches para enseñarle a tu hijo o hija destrezas de conducción. Puedes llevarlo a un estacionamiento con conos para que practique pasar entre ellos sin tocarlos, cómo detener el coche ante una señal de “pare”, cómo aparcar el auto o conducir en círculos, etc. Así podrán estar más familiarizados cuando deban presentar su examen de conducción en la vida real.

Normas de conducción:

Aunque no vayan a conducir sus juguetes en vías reales con autos reales, sí le puedes enseñar a tus hijos a conducir apropiadamente y obedecer la ley al hacerlo.
Si chocan contra cosas o personas por accidente o a propósito, debes explicarles que han herido a alguien o que han dañado propiedad privada. Claro, sin herir sus sentimientos, pero haciéndoles saber que deben tener cuidado.

Respeto:

Puedes enseñarles sobre el respeto hacia sus propias cosas y hacia las propiedades de los demás. La idea es que les enseñes a cuidar y mantener su auto a batería luego de un viaje. Si lo llenan de lodo o de tierra, los ayudas a limpiar su cochecito y tratarlo con cuidado. Tal vez así desistan de conducir sobre el lodo y serán conductores más cuidadosos.

Creatividad:

Los niños pueden darle rienda suelta a la imaginación con estos autos. Así, viajarán a lejanas tierras, se inventarán historias y hasta los podrás ayudar haciéndoles un escenario. Puedes hacerles una búsqueda del tesoro con pistas y secretos en Navidad y así se divertirán mientras socializan.

Coches de batería para niños: ¿6V o 12V?

Hay modelos que vienen con diferentes voltajes. Algunos son de 6V, otros de 12 y los otros de 24. Ahora bien, seguramente te preguntas cuál es la diferencia y lo cierto es que esta diferencia en voltaje influye directamente en el límite de peso que puede soportar el coche, el tipo de terrenos que puede sortear y la velocidad.

  • 6V: son más limitados y están diseñados idealmente para terrenos más duros o incluso asfaltados. Lo ideal es que sean usados por niños y niñas entre 3 y 5 años.
    Por otro lado, la autonomía de estos modelos es de entre 30 y 60 minutos, lo cual depende no sólo de la capacidad de la batería, sino de la velocidad, terreno y peso del niño que usa el juguete. Su velocidad puede ser de casi 5 Km/h.
  • 12V: dan un desempeño superior, ya que pueden ofrecer velocidades más altas y una buena conducción en terrenos suaves y hasta duros. También pueden resistir pesos más elevados que los de 6 voltios, así que niños de hasta 8 años de edad los pueden usar. Su tiempo de uso es de hasta 2 horas y puede alcanzar velocidades de 8 Km/h.