Los 6 Mejores Mini Frigoríficos Para Tu Habitación u Oficina

El mejor mini frigorífico será un gran aliado donde necesites mantener cosas refrigeradas pero cuentas con un espacio reducido como apartamentos, dormitorios, oficinas, lugares de reunión o caravanas.

Estos equipos son perfectos para tener lo indispensable bien conservado o a la temperatura que nos gusta, ya sea aperitivos, bebidas, almuerzos y hasta podrías almacenar artículos perecederos.

Sin embargo, por muy eficientes que sean, las mini neveras no son tan potentes y rendidoras como un refrigerador convencional, puesto que solo se recomiendan para un uso básico, ya que –por ejemplo- estas no tienen un cajón de verduras e incluso el espacio para congelar no será seguro a la hora de almacenar carne cruda por mucho tiempo.

Por otro lado, con todo y sus limitantes no se puede negar la utilidad de estos aparatos y es por esto que para muchos es un artículo indispensable en sus espacios pequeños, ya que si se le da el uso adecuado el equipo funciona bien y mantendrá refrigerado los alimentos en su interior.




¿Cuales son los mejores mini refrigeradores para conservar tus alimentos?

Considerando las características anteriores, así como también las ventajas y desventajas de los modelos de mini nevera más populares del mercado, hemos realizado una lista de 6 mini frigoríficos que queremos recomendarte por ser los más destacados en cuanto a eficiencia, calidad y buen precio.

A continuación te presentamos los mejores mini frigoríficos:

1. Klarstein HEA-MKS-10

Elegante mini frigorífico negro mate con capacidad de 24 litros. El equipo es de bajo consumo eléctrico y es perfecto para usarlo como minibar o para tener a mano los esenciales refrigerados en tu habitación u oficina.

Cuenta con patas antideslizantes como base que aíslan el equipo de la superficie y el tirador es tipo uñero y está integrado a la puerta sin sobresalir de la misma.

El aparato es ultra silencioso, también sencillo de limpiar y es de los más ligeros del mercado, tanto que no te costará cambiarlo de sitio cuando lo necesites.  El peso alcanza 8,5kg y las medidas son  38cm x 47cm x 38cm.

2. Severin KS 9827

Tiene una capacidad de hasta 47L y lo mejor es la posibilidades distribuir los productos en su interior; el equipo tiene varias divisiones, inclusive en la parte interna de la puerta dispone de espacio para algunas cosas y además tendrás un espacio para congelar con cubiteras incluidas.

La pieza es color blanco con revestimiento duradero, la puerta tiene bisagras resistentes. Por otro lado la temperatura es ajustable e igualmente trabaja en silencio y consume un promedio de 113kWh al año. Es una gran inversión de mini nevera y el precio es justo para su calidad.

3. Beko TS 190320

El diseño es un poco más alargado que los anteriores y a pesar de su gran capacidad de 86L se ajustará fácilmente a cualquier espacio.

Tiene varios niveles para ubicar los alimentos, y el diseño es lo más parecido a una nevera normal, pero de tamaño miniatura.

Cuenta con un compartimiento de congelación de 5L con capacidad de enfriamiento de 0,323 kg/24 sin sistema de escarcha que hará tu espacio más rendidor y sencillo de limpiar.

El equipo funciona bien, distribuye la temperatura por todos los alimentos, tiene una luz en su interior y es súper liviana.

4. Amstyle mini nevera

Es súper pequeña, de solo 17L pero podría ser justo lo que necesitas por el precio más económico entre nuestras recomendaciones.

El compacto diseño te permitirá ponerla sobre estantes o mesas y no necesariamente sobre el piso como otras.

Para lo reducida que es, el motor es bastante rendidor con 230V de potencia y un consumo de eficiencia energética clase A que alcanzará temperaturas entre 5 y 15°C

Viene disponible en blanco o negro, pesa solo 8,6Kg y la emisión de ruido alcanza 38dB por lo que apenas notarás que está trabajando.

5. Bomann KB 389

Es una mini nevera con sistema de escarchado y un espacio interno para 42L. Las características que más la destacan son el bloqueo de seguridad para niños, las cubiteras incluidas, el termostato y la función para descongelar.

Asimismo el voltaje de entrada es de 220 – 240W y el consumo de energía anual es de 84kWh. Igualmente la nevera enfría rápidamente, no hace mucho ruido y cumplirá con lo que esperas de ella.

El aparato se destaca porque el departamento de congelador es rendidor y mantiene las cosas aún más frías que otros productos fuera del área, ventaja necesaria para algunas personas.

Asimismo la marca del equipo es confiable por lo que el producto es de calidad a un precio justo.

6. Orbegozo NVE 4500 B

El motor tiene un eficiente sistema de enfriamiento que con un ventilador distribuye el aire de manera homogénea por toda la unidad la cual tiene un rango de temperatura entre 5 y 12°C ajustable según tus necesidades.

La refrigeración es termoeléctrica y tiene una potencia de 70W. Por otro lado la unidad no vibra y también resulta ultra silenciosa.

La capacidad es de 40L, tiene control de temperatura ajustable, mide 51 x 43 x 43 y pesa 9,5kg.




¿Qué es un mini frigorífico?

mini-frigorifico

También conocidos como mini neveras eléctricas, son técnicamente refrigeradores de tamaño reducido, con una capacidad máxima de unos 155 litros. Son tremendamente útiles para guardar comida y bebidas, aunque también hay modelos de muy alta calidad que incluyen compartimientos con congelador, fabricador de hielo y más.

De todas maneras, recuerda que no todas las mini neveras son aptas para almacenar comida, vegetales o carnes, sino que sirven apenas para tus meriendas y bebidas o para guardar comidas pequeñas por periodos de tiempo muy cortos. En estos no podrás almacenar carnes o vegetales, puesto que podrían coger bacterias y dañarse con bastante facilidad.

Tipos de mini frigoríficos

Cada tipo de mini frigorífico satisface diferentes necesidades y para que te asegures de escoger el más indicado para ti, es importante que sepas qué hace cada uno, sus ventajas, para qué están diseñados y todo lo que te explicaremos a continuación:

En forma de cubo

Son los más comunes, que suelen tener una capacidad de 42 a 70 litros, pesan unos 13 kg y tienen un máximo de 50 cm de alto. Así que sí, son los aliados perfectos para meter en espacios pequeños y para almacenar tus bebidas, meriendas y chuches para ver juegos con tus amigos o tener un maratón de series o videojuegos.

Y si alguna vez has escuchado que no son tan energéticamente eficientes, pues ten en cuenta que actualmente los modelos más nuevos se han vuelto más eficientes, así que aparte de ser mas económicos, cada día vienen siendo mejores. Otras de estas neveras portátiles hasta vienen con fabricador de hielo o cerrojos para mantener todo en orden, mientras que otras tienen puertas reversibles para tu mayor comodidad.

De tamaño mediano

Son más grandes y tienen más espacio y estantes para tus comidas y bebidas. De hecho, pueden llegar a los 66 cm de altura y tienen un promedio de 73 litros de capacidad. Lo único malo es que son un poco más costosas que las de cubo, solo que ese gasto lo terminas ahorrando con el tiempo porque son más energéticamente eficientes y además vienen con un termostato para que regules la temperatura y el gasto de electricidad.

Como dato interesante, algunos de estos modelos vienen con estantes en la parte interna de la puerta, lo cual puede ser realmente útil en una nevera pequeña.

Neveras bajo encimera

Este tipo de nevera es de las más costosas, ya que tienen el tamaño de una encimera común, su capacidad puede llegar hasta los 127 litros y cuentan con una sola puerta o a veces hasta dos, dependiendo del modelo y el costo. Sin embargo, recuerda que son de las más caras, solo que también son realmente eficientes en cuanto al consumo de energía.

De hecho, las puedes usar perfectamente como un respaldo para tu frigorífico de tamaño completo o como una segunda nevera para almacenar alimentos que ya no caben en tu frigorífico grande. Muchos cuentan con congelador, compartimiento para verduras y vegetales y hasta iluminación interior o dispensador de bebidas.

De 2 puertas

Tienen una puerta adicional para el compartimiento congelador, tienen anticongelante y controles de temperatura para mantener todo en su punto. En estos modelos, la zona del congelador es mucho más grande que en aquellos de una sola puerta.

Los de viaje son perfectos para mantener esas seis latas frías para tomarlas en el destino, al igual que las comidas y tus chuches. Es bueno que sepas que estos modelos pueden ser de 3 tipos diferentes:

Termoeléctricos:

Son para enfriar alimentos y bebidas por cortos periodos de tiempo, ya que se alimentan de la batería del coche. Por ende, tampoco deben usarse si el mismo está apagado. También son un poco ruidosos.

De compresor:

Son para viajes largos porque vienen con su propia batería de 12 voltios o también se pueden conectar a la del coche, solo que gastan muy poca energía, en realidad.

De absorción:

Estos no usan motor, sino que usan amoníaco líquido que se enfría y evapora para crear un gas que lo mantiene todo frío. Son super silenciosos porque no traen motor, pero sí necesitan una fuente de energía.

Capacidad y tamaño de tu mini frigorífico

La capacidad no solo se mide en los litros de capacidad interna, sino que también es importante saber el tamaño de los elementos que puede contener el frigorífico, como botellas de 2L, latas de cerveza y más. De resto, toma en cuenta las medidas externas y revisa si el aparato puede caber cómodamente en el espacio donde lo quieres ubicar.

Compartimiento de congelador

El congelador puede venir de dos maneras en tu mini frigorífico: como un compartimiento interior o como un compartimiento separado con su propia puerta, así como sucede con la nevera de tamaño completo que tienes en tu cocina. Si lo necesitas solo para el hielo, entonces te irá más que bien con un congelador interno, pero si lo quieres para congelar comida o bebidas o simplemente tener más espacio, es mejor que busques un modelo con este compartimiento por separado.

Poder comprimido

Recuerda que los mini frigoríficos modernos funcionan con un refrigerante que mantiene las paredes y partes en funcionamiento del mismo en la temperatura correcta, sin sobrecalentamientos que generen fallas o peligros para tu seguridad. Este refrigerante pasa por las paredes absorbiendo el calor y regresando al compresor para ser re-presurizado. Siempre busca que el que te quieras comprar funcione de esta manera y que cuente con una buena clasificación de rendimiento energético.

Piensa si necesitas una puerta reversible

Hay modelos cuyas puertas pueden modificarse para abrir hacia la izquierda o hacia la derecha. Si esto es importante para ti porque moverás el aparato cada cierto tiempo de un punto a otro en tu habitación o la oficina, busca un modelo que cuente con esta útil función.




¿Te hace falta una cerradura?

Muchas veces esto ni pasará por tu mente, pero sí es cierto que hay otras ocasiones en las que sí importa -y mucho-, que manos no autorizadas tengan acceso a los contenidos del frigorífico. Por ejemplo, en una oficina muy concurrida o si se trata de una mini nevera con medicamentos o contenidos sensibles. Algunos modelos modernos ya incluyen estos cerrojos.

Otras cosas que debes considerar

Los estantes y niveles

Un buen mini frigorífico debe tener al menos un par de estantes para que organices bien los contenidos y aproveches el espacio de la mejor manera posible. También debes revisar si el modelo viene con estantes removibles o si, por el contrario, son fijos.

Vidrio para que los objetos pequeños no se caigan

Es normal, muchos frigoríficos, sobre todo los tradicionales, solían venir con estantes de rejilla que dejaban caer los contenidos más pequeños, como algún pequeño sobre de salsa o hasta algún vegetal que dejábamos para luego. Asegúrate de que los niveles de tu nuevo mini frigorífico sean de vidrio, ya que estos no dejarán que se caigan los contenidos y además serán bastante resistentes.

Estantes integrados o fáciles de mover e intercambiar

También es bueno analizar si la mini nevera tiene estantes removibles, lo cual puede ser de verdadera utilidad cuando quieras organizar los contenidos de otra manera o simplemente si quieres tener un solo nivel para acomodar varias botellas de gran tamaño. Esto te dará total conveniencia y libertad de hacer lo que quieras con el espacio disponible.

Las características y beneficios de un buen mini frigorífico

Conveniencia

¿Por qué crees que son tan populares en los hoteles o en las habitaciones de estudiantes universitarios? ¡Porque son convenientes! Te los puedes llevar de un lado a otro, ubicar en espacios pequeños y hasta llevártelos de viaje. Recuerda que son pequeños, ligeros y pueden funcionar con la batería de un coche. Eso sí que es conveniencia.

Diseños para ahorrar espacio

Los refrigeradores tradicionales son grandes y ocupan mucho espacio. No obstante, un buen mini frigorífico puede ser realmente pequeño y compacto, con diseños que te ayudan a ahorrar espacio y mantener el orden y decoración de tu hogar.

De mucha utilidad

¿Listo para una reunión con colegas en la sala de conferencias 1? ¿Quieres invitar a tus amigos a un maratón de videojuegos o ver series y pelis con tu pareja? Todo esto lo puedes hacer con tus bebidas y snacks favoritos al alcance de tu mano.

El respaldo para tu refrigerador

Si te quedas sin espacio en tu refrigerador tradicional o tan solo quieres un poco de espacio adicional, una mini nevera puede ser la solución ideal.

Funciones de ahorro de energía

Cambia ese viejo mini frigorífico que abultaba tus facturas de electricidad. Con los nuevos modelos ultra eficientes, tendrás toda la comodidad y frescura de siempre y además gastarás mucho menos en energía.

Un buen precio

El precio no se nos puede escapar de las manos, así que recuerda que pueden pasar de unos económicos 100€ hasta los 400€ o incluso más, dependiendo del tamaño, funciones y otras especificaciones como potencia, ahorro de energía, congelador, cerrojo o cantidad de puertas.