15 Tipos De Calzado Que No Pueden Faltar En El Armario Del Hombre Moderno

Prestar atención, chicos. Muchas veces creemos que el calzado que llevamos no afecta mucho nuestro look, cuando en realidad nos puede ayudar demasiado o hacernos ver terriblemente mal. Tan así, que el zapato adecuado puede hacerte lucir elegante, moderno, masculino y seguro de ti mismo, al mismo tiempo que será cómodo yfácil de usar. Así que no pierdas el tiempo y escucha nuestros consejos para que mejores tu guardarropa.




1. Oxfords

calzado

Son la creme de la creme en lo que a calzado se refiere y, sin dudas, es de lo más elegante y con estilo que cualquier hombre podría llevar. Pero seguramente te preguntarás de dónde viene este nombre y la gran popularidad de este tipo de calzado. Todo comenzó cuando comenzaron a aparecer en Escocia e Irlanda, pero luego cuando los alumnos rebeldes de la Universidad de Oxford los empezaron a usar como una forma de rebelarse contra las antiguas botas a la altura de los talones y hasta de las rodillas.

Como se trata de zapatos muy formales, vienen perfectos para reuniones de negocios, cenas románticas en las que realmente quieras impresionar con tu clase o eventos por el estilo. Al mismo tiempo, deben ser usados únicamente con pantalones formales de vestir.

Vale la pena saber que los colores más comunes son negro o marrón. Los primeros pueden ser usados con cualquier color de traje, siempre y cuando lleves medias negras. Sin embargo, los marrones pueden ser usados con cualquier color de media, pero nunca con un traje negro, ¡nunca! Es posible que tal combinación cause desastres nunca antes vistos por la humanidad.

Ahora bien, si este calzado no termina de convencerte porque no te parece que sean de tu estilo o algo similar, siempre puedes ver otros modelos inspirados en estos, como algunos que verás a continuación.

2. Los punta de ala o Brogue

El origen de este zapato es bastante interesante, ya que los patrones agujereados que poseen son la evolución de los pequeños agujeros que hacían en sus Oxfords los pescadores irlandeses para caminar entre pantanos y estuarios y que el agua pudiera salir del calzado en cuestión. Claro que esto no te lo recomendaría hoy en día en lo absoluto.

Así que, para ponerlo en términos más sencillos, estos zapatos son los Oxfords pero con más actitud y personalidad. Es que los detalles de estos calzados tipo Brogue sientan muy bien para darle un toque de mayor nivel a tus looks casuales, e incluso para reemplazar a los Oxfords de toda la vida, para tampoco parecer demasiado repetitivos usando el mismo tipo de calzado todo el tiempo.

También se les conoce como punta de ala por el diseño que suelen tener, que corre desde la punta hacia los lados y que se parece, precisamente, al ala de un ave. Combínalos con un buen reloj y no te podrán quitar la vista de encima.

 

3. Oxfords punta de ala de gamuza

Si te encanta ese rollito de combinar juventud más elegancia, entonces seguramente no quieres nada tan serio y formal como un Oxford, pero probablemente los Brogue te parecen algo anticuados o, simplemente, para nada juveniles. En ese caso, te recomiendo darle un vistazo a esta variedad de calzado, ya que su acabado en gamuza les da un estilo muy particular y moderno, al mismo tiempo que suelen ser bastante cómodos.

Es más, si quieres añadirle estilo y hasta comodidad a este zapato, simplemente llévalo sin medias, ya que los huequillos en la parte superior dejarán entrar el aire y te refrescarán bastante, sobre todo durante los meses de mayor calor. Ahora bien, el único inconveniente de este zapato es que, por estar recubierto con gamuza, requiere de un cuidado constante en términos de limpieza y almacenamiento cada vez que termines de usarlo.

 

4. Mocasines formales

Conocidos en inglés como loafers, ya seguramente has escuchado hablar de ellos y te los imaginas. Es más, tal vez ya cuentas con un par en tu armario. Independientemente, son un calzado bastante formal a la vez que funcional y versátil, con una apariencia muy estética y atractiva. Dicho esto, puede ser una opción ideal si trabajas en una oficina y debes vestir bien, pero también te gusta salir a tomar unas cañas con tus amigos al terminar la jornada.

Una gran ventaja es que vienen sin cordones, así que los puedes quitar y poner con suma facilidad. Además de esto, se pueden llevar sin medias sin ningún problema, pero si decides llevarlos con ellas, es mejor que sean de cualquier otro color menos negro.

 

5. Mocasines

zapatos-moccasins

Te preguntarás por qué tenemos dos secciones para mocasines. Pues bien, lo cierto es que ahora te hablaremos del resto de los mocasines, aquellos no tan formales. Si bien mantienen esa gran funcionalidad que conlleva el no llevar cordones, también tienen estilo y clase con sus acabados de cuero y la costura con suela suave. Sin embargo, no tienen la elegancia de los formales, así que evita llevarlos a reuniones de trabajo y guárdalos para las salidas con amigos.

De hecho, sus detalles llamativos, hechos a mano y con bordecillos llamativos, son más para los excéntricos que otra cosa.

 

6. Zapatos bote

Si te gustan los zapatos que se colocan directamente, esta variedad te va a encantar. Es que, si bien llevan cordones, están hechos para que simplemente deslices tus pies dentro de ellos y comiences a andar. Al mismo tiempo, son los calzados casuales de mejor apariencia que podrás encontrar, con una estética inspirada en lo naval (de allí el nombre tan particular), así que tanto los chicos que quedan un rato con los amigos, como quienes tienen alguna reunión no tan formal pueden llevarlos y verse fenomenales en todo momento.

Además de todo eso, también son super cómodos, ya que el cuero se amolda bien a la forma de tus pies y las suelas de goma con patrones únicos son perfectas para no deslizarte sobre el suelo mojado e incluso sobre cubiertas de bote. Sí, es que hasta para eso son funcionales. ¡Tomen nota, amantes de los barcos y aventureros en general!

 

7. Zapatillas

Nada marca más tu originalidad y tu look casual y deportivo como un buen par de zapatillas. Inclusive, tu estilo retro con jeans, franela unicolor o hasta una bumperjacket a lo futbol americano colegial se verán geniales con tus zapatillas. Es que este calzado es muy directo: no hay tecnologías llamativas y rimbombantes de por medio, simplemente suelas de goma, lona pintada y mucho estilo.

Y si estás persiguiendo esa apariencia de la vieja escuela y esa nostalgia por aquellos días, hay muchas zapatillas en el mercado que te llevarán a eso, ya que no todas son las del último grito de la moda ni las que llevan todos los chicos. Y recuerda siempre que, si buscas esa nostalgia, lo mejor es ir a por las zapatillas unicolor.

 

8. Zapatillas deportivas

zapatillas-deportivas

Este tipo de calzado sin dudas ha evolucionado muchísimo a lo largo del tiempo. Hoy en día hacen un énfasis tremendo en la comodidad, con amortiguación de aire o de goma para darle a la planta del pie y al talón todo el soporte que necesitan para correr o para pasar todo el día sin molestia alguna. Al mismo tiempo, vienen con partes superiores de poco peso y de mucha flexibilidad para amoldarse a tu pie como si fueran un par de guantes.

Estas zapatillas, sin duda alguna, te darán confort, un estilo deportivo a la moda, soporte para tus pies y toda la tecnología que se asegura de que pases todo el día cómodo y sin ningún problema. Sin duda alguna, son la opción perfecta para superar largos trayectos.

9. Botas

Si pensabas que solo se llevaban en invierno o que nada más eran para escaladores, leñadores o rockeros, no podrías estar más equivocado. Si bien es cierto que son el tipo de calzado ideal para el frío extremo, para usos militares o policiales y hasta para exploradores, también puede ser un elemento fenomenal dentro de tu apariencia que denote estilo, personalidad y fuerza. Con suelas de goma vulcanizada van fenomenales para soportar cualquier elemento y para darte tracción durante el invierno.

Veamos ahora algunos tipos de botas que van de maravilla:

10. Botas de cuero

No solo llevan el estilo como ninguna otra, sino que por su exterior de cuero son capaces de proteger contra la lluvia, mantener los vientos fríos lejos de tus pies y conservar ese preciado calor durante los meses más fríos.

11. Botas Chelsea

Las botas Chelsea son un estandarte en lo que a estilo masculino se refiere. Han sido popularizadas alrededor del mundo por estrellas de rock que con su personalidad y estilo inigualables han hecho de ellas unas botas esenciales en el armario de cualquier hombre que quiera demostrar confianza, seguridad y un estilo de cabo a rabo.

Suelen estar hechas con un acabado de cuero que las hace ver especialmente atractivas y elegantes, sobre todo en lo que a botas de invierno se refiere. Al mismo tiempo, van increíblemente bien con abrigos largos y son super cómodas, ya que no llevan ningún tipo de cordón, sino bandas elásticas que sujetan la bota a tu pie sin problema alguno, así que no deberías dudar en comprarte un buen par para este invierno que se acerca.

12. Las botas de combate

Al verlas muy probablemente pensarás en las botas que usan los militares o hasta algunos cuerpos policiales alrededor del mundo. Es que es un tipo de calzado inspirado en esas botas militares, ya que conservan los mismos elementos como los agujeros de metal para los cordones; la suela reforzada que, en teoría, soporta todas las superficies y elementos; hasta el acabado desgastado.

Estas botas, aunque pensadas en las durezas de todos los terrenos y del ambiente en el que se está, son una excelente elección de estilo, sobre todo si las combinas con un buen abrigo de lana o hasta con tu overol.

13. Botas con punta de ala o Brogue

Son el mismo estilo de los calzados tipo Oxford con estilo Brogue, solo que pasado al cuerpo de una bota completa. Si tienes algo de dudas antes de comprarte un modelo así pensando en que tal vez no se vea tan bien como suena, te contamos que en realidad sí son unas botas fenomenales. Se ven elegantes, modernas, masculinas y poderosas, pero lo mejor de todo es que son super versátiles y dan para todo. Lo único es que, como cuentan con esos pequeños detalles agujereados, probablemente te salga mejor no llevarlas durante el otoño ni el invierno.

De resto, serán tus compañeras ideales para salidas casuales y hasta deportivas. También las puedes combinar con abrigos largos y te quedarán increíbles.

14. Botas de senderismo

botas-de-senderismoNo te dejes engañar por su nombre y pienses que son solamente para salir de excursión a la montaña. Es que, si bien las botas y zapatos de senderismo lógicamente son perfectos para estas actividades al aire libre, las botas también pueden ser usadas en tu día a día y pueden cumplir una función muy similar a las de las botas de combate o tipo Brogue.

Sin embargo, en este caso particular nos encontramos con un calzado moderno, juvenil y de todo terreno que puede ser combinado con infinidad de atuendos. Uno que le viene genial son las chaquetas y abrigos tipo Parka.

15. Botas híbridas

Esta variedad suele estar hecha con materiales sintéticos que sin dudas duran más tiempo que los cueros naturales y que soportan mucho más los elementos más duros con poco mantenimiento. Por lo general se hacen con nylon recubierto para dar protección contra el agua, así como con aislamiento para darte comodidad y mantener tus pies calientes en lugares fríos o durante los meses de invierno. Inclusive, suelen incluir el cuero para darte comodidad adicional.

Si quieres un look fuerte, pero haciendo hincapié en la comodidad para soportar los elementos y con un estilo moderno, las botas híbridas pueden ser tu aliado ideal.