diferentes-tipos-de-kayak

Los 13 Diferentes Tipos De Kayaks Para Vivir Aventuras en el Agua

Si te interesan los deportes acuáticos o simplemente amas la aventura, navegar en kayak seguramente está llamando tu atención.

Para sacarle el mayor provecho, debes aprender a diferenciar los tipos que existen y así escoger el que más te convenga.

No se trata solo de precio y calidad. La variedad se expande al tipo de actividad que deseas realizar y hasta las condiciones en las que planeas viajar.

A continuación te presentamos los tipos de Kayaks:

1. Kayak de pesca

kayak-de-pescaCuando nos referimos al kayak de pesca, hablamos también del modelo autovaciable. No es considerada una clasificación como tal, solo que es utilizado para pescar pues posee compartimientos para las herramientas y accesorios como la caña, la bolsa, la nevera, entre otros.

También permite libertad de movimiento y la mayoría le adapta un motor para no tener que depender del remo pues la intención con esta embarcación no es el disfrute del remar en sí. Vamos que las manos estarán ocupadas en otras cosas a la hora de pescar.

Otros modelos de pesca vienen con propulsión a pedales, lo que los hace un poco más económicos que los de motor.

2. Kayak de aguas bravas

kayak-aguas-fuertes

El kayak de aguas bravas por su parte es una variante de los modelos cerrados. La intención es que la maniobrabilidad sea la prioridad por eso son muy cortos.

Sirve tanto para navegar entre las grandes olas del mar como para atravesar un río, arroyos, cascadas o rápidos.

Su diseño largo, relativamente estrecho y con formas verticales en proa y popa, permite hacer vueltas y piruetas por lo que es considerado el preferido de los más experimentados.

Estos barcos cuentan con arcos y popas moderadamente cónicos que permiten que puedas girar con relativa facilidad y así brindar un rango de seguridad en caso de que la corriente te lleve a un sitio peligroso.

Muchos tienen rieles duros a lo largo de los costados o aletas como tablas de surf para que puedas realizar giros en el agua, así como también sirven de protección en caso de estrellarte contra rocas duras.

Un dato curioso es que si te decides por uno de ellos, tendrás que volverte un acróbata a la hora de salir y entrar en él pues es un modelo con un volumen de moderado a alto. Sin embargo, su diseño de punta roma los hace salir a la superficie rápidamente.

Si decides comprar este kayak, existe un sistema que clasifica los ríos de acuerdo al nivel de dificultad de sus aguas. Toma en cuenta este dato para que experimentes en las aguas menos peligrosas hasta que adquieras algo de confianza.

Recuerda nunca enfrentar los rápidos sin un compañero, puede ser extremadamente peligroso.

También es importante destacar que en el caso de navegar en aguas bravas, existen diferentes tipos de remo, tales como playbating, river running, squirt boating y creeking. Dependiendo del agua, el kayakista puede requerir un tipo de remo diferente.

3. Kayak Autovaciables

Palabras más, palabras menos, se trata de un kayak abierto. La mayoría está hecho de plástico muy resistente.

La mayor ventaja que posee el kayak autovaciable,  es que si caes al agua, puedes retomarlo fácilmente por lo que la libertad de movimiento es la característica que más llama la atención, sobre todo si se trata de principiantes.

Por su diseño se considera insumergible ya que el palista se encuentra sentado en la parte superior por encima del kayak, alterando el centro de gravedad.

Se le llama autovaciable porque el agua que entra se drena a través de agujeros que van desde el piso de la cabina a la parte inferior del barco.

Así mismo, al estar el centro de gravedad más alto, el esfuerzo al remar es mínimo así que es ideal para la pesca o el buceo.

Otra ventaja es que se le puede adaptar un motor o pedales sin muchas complicaciones.

Pero no todo es perfecto. Al ser más anchos no son tan rápidos por lo que tardas mucho más en recorrer unos pocos kilómetros. De igual manera, al ser abiertos te mojas con facilidad, lo que se traduce en una ventaja en verano mas no así el resto del año.

4. Kayak de competición

kayak-de-competiciónTambién conocidos como de carrera o de pista, los kayaks de competición están diseñados para cortar el agua a fin de obtener mayor velocidad. En esta categoría entran los kayaks de velocidad, los de maratón y los de río deportivo.

Su ligereza no va de la mano de la comodidad pues apenas tiene espacio para las caderas y las rodillas quedan al aire.

Son embarcaciones largas, sumamente estrechas lo que las convierte en altamente inestables que requieren de cierta experiencia previa para mantener el equilibrio durante el paleo.

5. Kayak de surf

kayak-de-surf

Los kayaks de surf son los diseñados para correr en el mar y surfear las olas. Los remos que se utilizan con este tipo de embarcaciones son los de cuchara, a fin de lograr mayor velocidad.

El diseño es similar al kayak de aguas bravas. Tienen una forma baja y estrecha que permite navegar en línea recta y a la par del viento.

Incluyen bordes, aristas o quillas con cierto volumen justo delante o detrás del palista para mejorar la flotabilidad.  Básicamente es como estar en una tabla de surf pero sentado.

Para manejar este barco, se requiere de instrucción y entrenamiento especial, de igual forma para salir y entrar de él en posición vertical.

Surfear en kayak se considera un deporte de alto riesgo.

6. Kayak de mar

kayak-de-mar

Este tipo de embarcaciones no están diseñadas para las aguas bravas. Los kayaks de mar sirven perfectamente en mar abierto o lagos.

Tienen una forma baja y estrecha que les permite navegar en línea recta eficientemente y deslizarse con mayor facilidad a través del viento. Las rodillas en estos casos quedan sujetas en la cabina por lo que el remo se hace más eficaz.

También poseen dos mamparos sellados, uno en la proa a la altura de los pies y el otro en la popa detrás del asiento donde pueden guardar equipos para acampar en caso de viajes largos.

Son perfectos para aguas profundas y con frecuencia incluyen un timón que facilita el manejo.

La parte no tan buena es que son los más pesados de todos los modelos y por lo general miden entre 15 y 19 pies de largo.

Los expertos recomiendan practicar su uso en aguas tranquilas en primera instancia, sobre todo el reingreso, ya que en caso de caer al agua es uno de los más difíciles de acceder.

7. Kayak de recreo

kayak-de-recreoEs considerado el kayak básico y encabeza la lista en los consejos para kayakistas principiantes pues no se necesita experiencia para remarlos.

Son los utilizados para alquiler en parques y casas lacustres por lo que su principal función es la diversión.

Diseñados para atravesar aguas tranquilas, los kayaks de recreo son más cortos pero más anchos que el resto, lo que les confiere mayor estabilidad. También poseen cubiertas más anchas para una mayor comodidad.

Por lo general son fáciles de transportar en el techo de cualquier vehículo y algunos modelos tienen tanto espacio que hasta puedes pasear con tu mascota.

Funcionan muy bien en climas cálidos pero su diseño hace que generen bastante resistencia al viento.

8. Kayak de travesía

Cuando hablamos de Kayak de travesía, nos referimos a los más veloces y con buena direccionalidad. Por lo general este modelo se desenvuelve en cualquier tipo de mar.

Se consideran ideales para excursiones y es perfecto para cualquier nivel de palista. Se comporta muy bien ante las fuertes corrientes debido a que está hecho de una mezcla de fibra y polietileno.

Se caracteriza por ser bastante estable sin perder velocidad y maniobrabilidad debido a que la proa y popa son ligeramente elevadas, la parte central es redonda en comparación con lo pronunciado de otros modelos, lo que les permite arremeter el oleaje con más seguridad.

9. Kayak doble

kayak-doble

Los kayaks dobles son perfectos para cualquier tipo de viaje en familia. Como su nombre lo indica, posee dos cabinas, una detrás de la otra.

Por lo general son más largos, así que en su mayoría son hinchables o están hechos de fibra para hacerlos más ligeros. Pesan poco más de 18 kilogramos y se pueden transportar fácilmente.

Al tener solo dos mangueras de aire por los lados, la embarcación no navega por encima del agua sino en el agua. La posición de las mangueras proporciona seguridad adicional ya que es más estable de esta forma.

10. Kayak rígido

Este tipo de embarcación es el clásico en el que la gente común piensa a la hora de referirse a un kayak. Prácticamente todos son kayaks rígidos, sin embargo, también existen los plegables y los deshinchables. Esta clasificación está basada en los materiales de construcción.

El kayak rígido puede estar hecho de plástico, lo que lo hace más duradero, menos costoso y más pesado que los botes compuestos hechos de madera, vidrio, plástico, carbón, entre otros materiales que los hace más ligeros pero más delicados.

Estos barcos son perfectos para soportar las fuertes corrientes de unos rápidos o las gélidas aguas de los Alpes.

11. Kayak plegable

Este tipo de canoas son las que se pueden plegar hasta el punto de que caben en una mochila. Se trata de una jaula de aluminio recubierta por un tejido impermeable, esto hace que sea extremadamente ligero y cómodo.

A pesar de que el precio es más elevado que el de sus pares, su durabilidad también es mayor. Son fáciles de transportar y almacenar. Son fuertes, flexibles y en condiciones normales de navegación responden bastante bien por lo que podrás navegar con él en casi cualquier lugar.

12. Kayak hinchables

kayak-inflable

El kayak hinchable es la opción más económica de todas. Son fáciles de transportar y almacenar. Solo se trata de sacarlo del agua, secarlo, desinflarlo y guardarlo.

Algunos no los consideran kayaks sino botes pero si no estás buscando nada sofisticado que puedas llevar y traer con facilidad (incluso en un avión o en un transporte público), este tipo de kayak es tu mejor opción.

Funciona muy bien para fines recreativos pues aunque su deslizamiento es bastante aceptable, no logra alcanzar demasiada velocidad.

Son unos de los más económicos. Puedes encontrar un buen modelo de excelente calidad en un rango de entre 100 y 200 euros.

13. Kayak deportivo

Aunque esta no forma parte de una clasificación especial, existen muchos modelos de kayaks que han sido modificados para adaptarlos a un deporte en específico.

Es así que hay algunos donde puedes colocar la caña de pescar, otros que poseen un espacio para que el tanque de buceo se ajuste y otros donde puedes guardar tu equipo de camping.

Las posibilidades para navegar en kayak sólo las limita la imaginación así que si te animas, ve por ello.


También te puede interesar:

Los 12 Mejores Lugares del Mundo Para Navegar En Kayak

9 Consejos Para Navegar En Kayak Como Unos Verdaderos Cracks

Las 10 Mejores Ideas de Regalos Para Kayakistas Que Les Harán Palear Contigo En Mente Y Corazón