Los 7 Mejores Carros de Herramientas (Opiniones) del 2019

Guía de compra del carro de herramientas

Llevo casi toda mi vida dedicándome a la mecánica y en mis ratos libres, como afición, a la carpintería y el bricolaje, así que como os imaginaréis tengo herramientas a saco, de modo que requiero algo para tenerlas más o menos ordenadas.

Usualmente tengo curros a destajo, a veces compartiendo taller con otros colegas, en esos casos me cabrea demasiado que mis herramientas vayan de mano en mano, así que llevo mi caja y le pongo bloqueo si es necesario ¡Vamos que los colegas no las cuidan como yo!

Pero a veces debo movilizar muchas y quedo hecho polvo con sólo mover la caja, por eso creo que la solución es buscar el mejor carro de herramientas que pueda encontrar en la oferta disponible.

Son equipos muy útiles para conservar vuestras herramientas en buen estado. Lo ideal es que consigáis alguno que cubra vuestras necesidades y esté a buen precio.

¿Cuál es el mejor carro de herramientas?

Para que seleccionéis lo mejor primero debéis tener claro lo que os hace falta y fijaros en determinados detalles y cualidades.

El material es uno de los aspectos más importantes, aún si son resistentes de acero éstos pueden oxidarse os abollarse, si en vuestro taller hay mucho movimiento desordenado tal vez os convenga otro material, los plásticos no resisten tanto peso.

Si trabajáis a destajo tal vez deberéis mirar la estabilidad, la resistencia de las ruedas y los mecanismos de bloqueo para que protejáis vuestras herramientas de extraños. En el mercado hay variedad de modelos de éstos, sólo debéis mirar bien.

Las capacidades y la durabilidad también son elementos a considerar, así como la fluidez de apertura de los cajones una comparativa puede ayudaros con estas cualidades.

Contar con una guía para seleccionar, puede resultaros de gran utilidad, acá os dejamos la nuestra para que os ayude en la elección.

A continuación te presentamos los mejores carros de herramientas: 

1. Carro de herramientas de MAXELLPOWER

Con cierre de seguridad

Lo creáis o no, el orden es clave en un buen taller. Incluso si hablamos de un taller doméstico, es por eso que es recomendable ir a por carros de herramientas como éste.

En particular, este carrito es bastante completo porque ya incluye unas 345 herramientas y una bolsa de tronillos, todo dispuesto en cuatro de sus cajones, mientras que deja otros dos libres para que coloquéis lo que deseéis.

Su fácil movilidad es ideal también porque os permite que con facilidad podáis tenerlo tan cerca como lo necesitéis, esto gracias a sus cuatro cómodas rueditas

2. Carro de taller completo Mannesmann M28262

Práctico y cómodo

La marca Mannesmann pone a vuestra disposición este carro para herramientas que es desmontable y que se convierte en dos en uno.

Está conformado por dos piezas: un carro movible, y sobre este una caja de herramientas portátil que podéis llevar donde queráis. Tiene cajones grandes, sólidos y resistentes.

La caja viene con cuatro cajones y sus compartimientos llenos de diversos tipos de herramientas que van desde taladros, serruchos y demás equipos.

Cuenta, además, con una parte movible con ruedas de transporte, un cajón grande y una parte abatible con gancho de placa y agujeros, donde podéis colocar herramientas colgadas.

3. Taller móvil modular Stanley 1-79-206

Resistente y fácil de trasladar

Con acabados en plástico resistente de buena calidad, este carro es uno de los más prácticos de la selección que hemos hecho.

Es bastante movible, con sus ruedas de transporte de alta resistencia y cajones con rodamientos de bolas, cualidad que los hacen más sencillos para abrir y cerrar.

Viene con una caja de herramientas extraíble con cajón y cierre rápido, una unidad media con un cajón plano y otro más profundo y una unidad inferior con dos cajones en la parte trasera, ideal para herramientas más largas y grandes.

Si estáis decididos a comprar, esta es una buena opción.

4. Carro herramientas trail box profesional Tayg M128399

Sólido y compacto

El carro del fabricante Tayg es el menos costoso de la selección que hemos hecho, y también un modelo muy completo en calidad y cualidades.

Fabricado en plástico resistente, viene con cinco cajones, tres de ellos se mantienen fijos en el carro y otros dos cumplen funciones portables y movibles. La más grande es profunda y funciona como caja para guardar herramientas y el más delgado sirve como maletín.

Quienes lo tienen destacan su facilidad de traslado, robustez y gran calidad. Es un carro estable pero liviano y seguro, adecuado para grupos de herramientas que no tengan un peso excesivo.

5. Carro de herramientas 8986100 de Meister

Alta funcionalidad

Si la apariencia de vuestro carrito os importa, seguro que os molará este que le da un toque bastante profesional al lugar en el que se coloque. Pero no sólo se trata de su apariencia, la verdad es que es bastante funcional.

Para vuestra comodidad y mayor organización de herramientas, está dividido en cuatro cómodos cajones planos de marcha suave, con bordes mango de aluminio, y un gran compartimento de almacenamiento de maquinaria grande y pesada, con puerta con bisagras y manija empotrada.

En general, sus dimensiones son de 616x742x330mm y está construido de forma robusta y duradera.

6. Carro de Herramientas Movil Homcom

Sencillo y de buenos acabados

Si estáis en la búsqueda de algún carro que os permita mover todo tipo de herramientas, habéis llegado al equipo correcto.

Conformado por dos cuerpos desmontables y elaborados con láminas de acero, cada uno de los cajones de este carro, tiene almohadilla EVA que os permitirá amortiguar golpes.

Tiene cuatro ruedas de transporte y gran variedad de cajones que soportan entre 10 y 20 kilogramos de peso.

Es un equipo de nivel profesional ideal para electricistas, fontaneros, ferreteros, mecánicos y también si sois aficionados al bricolaje.

Se trata de una gran si estáis decididos a llevaros uno a casa.

7. Carro de taller con 7 cajones Eberth

Funcional y resistente

Tener el taller ordenado con las herramientas en su sitio, no es un problema gracias a este práctico carro que os permitirá colocar todo en orden.

Tiene 7 cajones: cinco grandes y dos pequeños con texturizado y goma antideslizante para guardar los utensilios de manera adecuada. Además, los cajones tienen guías telescópicas antideslizantes y cojinetes

Almacenar herramientas nunca fue tan sencillo hasta os encontrasteis con este carro. Su gran ventaja es que podéis cerrarlo con llave, así que en los traslados no corréis el riesgo de que los cajones se abran por error

Tiene ruedas para transportar y es asequible.




¿Por qué necesitas un carro de herramientas?

Los carros de herramientas están hechos para las personas que trabajan con una buena cantidad de herramientas, muchas de las cuales a veces resultan bastante pesadas. Es que estos aparatos son, básicamente, grandes contenedores en los que puedes guardar y transportar piezas y herramientas pequeñas, medianas o hasta grandes, como martillos, sierras de arco, taladros, llaves inglesas y mucho más.

Ahora bien, ¿por qué no guardar mis herramientas en sostenedores verticales, por ejemplo? Pues las ventajas de estos carros son bastantes y una de ellas es que la mayoría de ellos vienen divididos en diferentes compartimientos para que además de tener tus herramientas bien cuidadas, también las puedas organizar según su uso, su tipo o dependiendo de tu método de organización y necesidades.

Para quienes son dueños de talleres automotrices o de cualquier otro tipo, siempre es bueno contar con un carro de herramientas que permita mantener todo en su lugar. Es más, muchos de estos aparatos pueden ampliarse con otros compartimientos y cajones superiores, así que terminan siendo como unidades modulares que van creciendo a medida que tu negocio también lo hace.

Y, de todas formas, si no eres dueño de un taller o simplemente trabajas como mecánico por tu cuenta, de igual manera querrás mantener todas tus herramientas organizadas y cuidadas. Recuerda que son tu fuente de ingresos y que, por sí solas, pueden estar valoradas en miles de euros.

Consejos para comprar un carro de herramientas

Como no todos los modelos son iguales, he aquí una lista de aspectos que debes tomar en cuenta a la hora de comprar tu nuevo carro de herramientas:

Capacidad de almacenamiento

La capacidad de almacenamiento que necesites siempre va a depender directamente de la cantidad de herramientas que posees y si quieres irlas aumentando con el tiempo. En caso de que tengas pocas y no quieras aumentarlas, con los modelos más sencillos te será más que suficiente, mientras que para mecánicos o maquinistas profesionales, lo más seguro es que les haga falta contar con un carro de gran tamaño, de esos que incluyen varias bandejas y que tienen la mayor capacidad para llevar todo.

Marco duradero

Siendo tan pesadas, tus herramientas necesitan una estructura que las soporte y que no se tambalee o se doble con su peso. Recuerda que una llave dinamométrica puede pesar más de 2 kg y ni hablar de martillos grandes o de herramientas eléctricas. Para asegurarte de que las bandejas y cajones no se doblen o cedan al peso con el tiempo, busca que el carro tenga construcción de calidad, con bandejas dobles y paredes dobles.

Cajones

No solo deben ser amplios y resistentes, sino que también es bueno que vengan con divisores y compartimientos para que puedas guardar tus piezas y partes de forma organizada. Esto va a agilizar mucho tu trabajo y te permitirá tener un mejor conteo y manejo de cada componente.

Los rieles

Hay varios tipos de rieles. Uno de ellos, el más sencillo, común y barato, es el modelo de pura fricción, que no lleva cojinetes. Este simplemente es el deslizamiento entre la base del carro y el cajón, permitiendo que el mismo entre y salga de la estructura. Solo requieren un poco de lubricación de vez en cuando.

Los modelos con cojinetes de bola cierran y abren más rápida, silenciosa y eficientemente. En estos casos tienes que fijarte en que los cojinetes tengan una capacidad de carga de unos 45 kg, ya que te garantizan que soportarán la mayoría de las herramientas que podrías guardar. Busca también que se extiendan por completo para que puedas acceder a todo.

Cerrojos

No solo tener tus implementos de trabajo bien guardados te permite mantenerlos organizados y en buen estado, sino que también te ayuda a mantenerlos lejos de las manos de extraños. La mayoría de los carros tienen un cerrojo tubular con una sola llave, sistema en el que solo tienes que abrir un cajón para que todos los demás se abran. Los demás funcionan con el típico orificio para candados.

Ruedas

No todos los carros vienen con ruedas, así que fíjate en este aspecto. Lo recomendado es que si el que comprarás es pesado y da lugar a muchas herramientas, te asegures de que tenga las ruedas. Esto te ahorrará mucho tiempo y esfuerzo a la hora de moverlo. Al mismo tiempo, hay ruedas con gomas o con bloqueos para que el carro no se mueva.

Rigidez

Todo lo relacionado con herramientas lleva muchísimo maltrato. Es que ¿quién no ha lanzado sus herramientas en una caja o bolsa sin importar los golpes que puedan llevar? Es inevitable hacerlo, por más cuidado que puedas tener en diversas situaciones, así que asegúrate de que el carro sea rígido y resistente.

Sobre la calidad de construcción

Aquí debes revisar las uniones de las diferentes partes, buscando que las soldaduras o los tornillos y tuercas en caso de unidades de plástico, sean de calidad. Al mismo tiempo, las soldaduras y uniones de las agarraderas también deben ser de alta calidad.

Por último, el aparato debe tener buenos refuerzos en paredes y bases de las bandejas, así como cajones con rieles de calidad, que no se desacoplen o que comiencen a tener demasiada fricción al poco tiempo.

Marca

Las marcas pueden ser una señal de calidad y garantía, como también pueden resultar una estafa, así que no te dejes llevar simplemente por el logo estampado en el producto, sino que investiga un poco más acerca de cada una y, de ser posible, contacta con personas que las hayan usado. Así tendrás una mejor idea de su calidad.

Precio

Los modelos de mejor calidad pueden ser bastante costosos y superar los cientos de euros. Sin embargo, es posible encontrar carros de excelente construcción, cómodos y convenientes sin superar la barrera de los 100 euros.

Carro de herramientas de mecánico o de maquinista

Los mecánicos suelen emplear herramientas de gran tamaño y más pesadas, mientras que las de los maquinistas son generalmente más pequeñas. Dependiendo de tu caso, podrás ir por carros más grandes, con mayor capacidad y más robustos o por versiones más pequeñas.

Tipos de carros de herramintas

Como te comentábamos anteriormente, los carros pueden venir en varios estilos y formas dependiendo de los usos que se les den y para qué están diseñados.

Estáticos – Son carros bastante grandes y pesados, hechos para estar siempre en un mismo sitio, ofreciendo gran rigidez y estabilidad. Son ideales para talleres mecánicos o para tu garaje, ya que les cabe de todo. Además, seguramente necesitarás moverlos únicamente para cuando te toque limpiar un poco el espacio.

Sobre ruedas – Los modelos sobre ruedas suelen ser bastante grandes para aprovechar las ventajas de movilidad que ofrecen sus ruedas. En ellos siempre podrás montar una gran cantidad de herramientas de trabajo y, en muchas ocasiones, vienen en diseños modulares en los cuales puedes desarmar la unidad y tener dos separadas o hasta agregarle partes adicionales.

Una recomendación es que busques que las ruedas tengan algún sistema de frenado. Siempre es posible tropezar con el carro y hacer que se mueva accidentalmente, pero a veces no será posible frenarlo manualmente debido a su gran peso. Un buen sistema de bloqueo de las ruedas será suficiente para evitar este tipo de accidentes y problemas en el lugar de trabajo.

Portátiles – Estos carros no tienen mucha capacidad, lo cual puede no resultar muy útil para mecánicos que trabajen en un taller o sitio fijo, pero sí que puede resultar muy beneficio para manitas, mecánicos o cualquier otro tipo de trabajador que se desplace a domicilio.

Suelen ser cajones bastante robustos y bien diseñados, con agarraderas perfectas para llevar toda la caja con comodidad y con cierto nivel de división dentro de los compartimientos para darte mejor capacidad de organización.

Con mesa de trabajo – Son carros bastante prácticos que cuentan con una superficie plana en la parte superior sobre la cual puedes colocar tus herramientas y trabajar. Es como si se tratase de un escritorio de ordenador: en la parte superior tienes el área de trabajo y, debajo de ella, cuentas con todas las herramientas de manera bien distribuida y organizada.

Una peculiaridad es que suelen venir con ruedas, así que contarás con el añadido de la facilidad de movimiento en caso de que necesites trabajar en un espacio diferente o adaptarte a las características de cada proyecto o reparación.

Tipo caja de camión – Son esas cajas de herramientas que sueles ver en la parte trasera de camiones y camionetas tipo pick-up. Estos modelos vienen hechos con acero de placa de diamante de alta calidad capaz de soportar todos los golpes y maltratos que recibirá por baches en el camino, curvas y demás. Algunas de estas cajas vienen ya diseñadas para camiones específicos, mientras que otras son universales y solamente tendrás que atornillarlas a la parte trasera del vehículo.

Carretilla de herramientas – Son técnicamente carros de herramientas, ya que te permiten guardar y transportarlas. Sin embargo, no cuentan con cajones, sino con bandejas abiertas, así que no ofrecen la misma protección que los carros. Lo bueno es que sirven para trabajar con bastante agilidad, ya que todo está al alcance, sin tener que abrir cajones.

Materiales de los carros de herramientas

Acero – Es el mejor material debido a su durabilidad y rigidez, ya que no se abolla y rara vez se puede dañar. Lo malo es que es muy pesado y costoso. Lo que puedes hacer es optar por acero inoxidable, una aleación más barata y ligera, pero todavía mejor y más duradera que el aluminio.

Aluminio – Lo bueno es que es un material muy ligero y barato, pero tiene poca resistencia. Lo cierto es que se puede abollar y rayar fácilmente, así que no está hecho precisamente para sobrevivir los maltratos.

De todas maneras, hay modelos de muy alta calidad y que ofrecen una resistencia superior al aluminio comúnmente usado. Todo depende de la dureza de la hoja de aluminio que han empleado.

Plástico y fibra de carbono – Son materiales muy ligeros, ideales para los modelos portátiles. Ahora bien, entre ambos, la fibra de carbono es más resistente y duradera. El plástico podría ceder más fácilmente a impactos y el maltrato que viene con el uso diario.

Madera – Si bien es difícil encontrar modelos de madera, todavía es posible. Si bien lucen fenomenales, no tendrán mucha durabilidad frente a herramientas pesadas y el abuso del día a día.

Preguntas más frecuentes

¿Qué debo hacer para reemplazar los cerrojos?

Como cada modelo tiene su mecanismo, lo mejor es revisar el manual de instrucciones de cada uno y aprender la manera adecuada de cambiarlos. Sin embargo, lo normal es tener que remover los cajones superiores, la cubierta exterior y la barra del cierre. Una vez lo hagas tendrás el acceso necesario para reemplazar el cerrojo.

También podrías contactar a un cerrajero que vaya a revisar tu carro de herramientas o, en caso de los modelos portátiles, llevárselo para que lo arregle.

¿Qué significa el peso máximo de producto?

Es el peso máximo al cual puede llegar tu carro si combinas su peso vacío más su capacidad máxima de carga. Por ejemplo, un carro que pesa 50 kg y soporta 700, tendrá un peso máximo de 750 kg.

¿Cómo mantener y limpiar el carro de herramientas?

Lubrica las ruedas una vez al año y los rieles al menos dos veces al año con aceite lubricante especial, como el mítico WD40. Para las cubiertas puedes usar agua jabonosa o cera de coche para darle brillo, mientras que, para remover grasas y aceites, cualquier desengrasante servirá.

¿Qué son los rieles con cojinetes de bolas?

Son rieles que incluyen bolas para facilitar el abrir y cerrar de los cajones. Son muy eficientes y notarás que hacen menos ruido y además son bastante más rápidos y elegantes que los sistemas de rieles de fricción.