Portada » Hogar » Las 5 Mejores Lavadoras de Ropa Fáciles de Usar y de Mayor Capacidad

Las 5 Mejores Lavadoras de Ropa Fáciles de Usar y de Mayor Capacidad

por Equipar

Hay que aceptarlo, el lavado de la ropa no es para nada divertido. A mí me fastidia, pero de igual forma es un deber del cual no se escapa. Yo, particularmente, me he llevado unas cuantas decepciones al comprar lavadoras y sé que a vosotros también os ha pasado.

Cuando me mudé de casa de mis padres y busqué mi primera lavadora, me vendieron un modelo que supuestamente era de 1200 rpm, pero en realidad era de 1000. Aunque podía vivir con esa equivocación, lo que no me gustó para nada es que no podía escoger la temperatura de lavado a mi gusto.

Decidí devolverla y cuando me llegó el otro modelo, resultó ser tan malo que a la semana ya empezaba a fallar, tardaba el triple en lavar y, de paso, me dejaba la ropa sucia. Lo peor es que ni siquiera era tan asequible.




Las mejores lavadoras de ropa

¿Cuál es la mejor lavadora de ropa?

Para seguir evitando esas frustraciones, decidí buscar bastantes modelos en la web hasta que encontré los mejores del mercado. Los reuní en mi lista comparativa y ahora la comparto con vosotros para que no sufráis como yo. Atención, que también incluyo los menos costosos y de mejor calidad.

A la hora de escoger, me di cuenta que las cosas importantes tenían que ver con el tamaño, la ubicación de la lavadora y la cantidad de ropa que laváis regularmente. Una lavadora puede medir entre 60 y más de 76 cm de ancho, además de que puede venir con bordes o salientes.

Os aconsejo que midáis primero el espacio donde ubicaréis la lavadora, así como los pasillos y puertas por donde debe pasar para ponerla en dicho sitio. Si tenéis poco espacio, una de carga frontal será ideal.

A su vez, si la máquina no irá al sótano, aseguraos de que el suelo pueda soportar su peso, que la misma no produzca exceso de vibraciones y que combine con la decoración. Tambiéndebe tener capacidad de unos 7 kg o 10 si laváis mucha ropa.

Por último, prestad atención a las funciones adicionales de temperatura y tipos de lavado.

#1 Bosch Serie 6 Vario Perfect WAQ24368ES

¡No hay pérdida!

Se trata de una lavadora de carga frontal con una amplia capacidad de lavado de 8 kg y una conveniente velocidad de centrifugado de 1200 rpm. Una de sus grandes ventajas es que tiene eficiencia energética de clase A+++, lo que reduce el consumo de energía y os permite ahorrar más en la electricidad.

Lo más destacable es que viene con velocidad de giro ajustable, control de carga automático, indicador del tiempo restante (muy útil para no tener que pararos a revisarla a cada momento), pantalla LED incorporada y varias configuraciones programables.

Cuenta con un motor sin escobillas que es 65% veces más rápido que las demás lavadoras, función anti alergias y un tambor que se adapta a la intensidad del lavado. Viene en color blanco clásico, estáhecha de acero inoxidable e incluye una garantía de 10 años.

#2 EVVO 3.10

Gran capacidad de lavado

Este es otro modelo de carga frontal, pero con 10 kg de capacidad para que lavéis toda vuestra ropa. Tiene una alta potencia centrífuga de 1600 rpm y clase de eficiencia energética A+++ que permite ahorrar hasta un 30% de energía.

Una de las ventajas es que cuenta con motor Inverter, el cual permite que abráis la puerta en pleno proceso de lavado para agregar prendas. Es ideal si tenéis críos que se aparecen de repente con una muda sucia. También cuenta con una puerta de gran tamaño que facilita el uso.

Esta marca, que es española, se esmeró al incorporar 16 programas de lavado diferentes con los que podréis darle un trato especial a cada tipo de ropa. Desde prendas de bebés hasta ropa deportiva. Tiene un modo rápido de 15 minutos.

Está disponible en color blanco clásico e incluye garantía de 5 años.

#3 Beko WMB 71032 PTMX

Para cargas más pequeñas

Si no necesitáis tanta potencia y capacidad, os recomiendo esta lavadora de Beko, la cual es adorada por sus usuarios por su sistema de carga frontal con puerta amplia de 34 cm de diámetro para poder introducir y sacar las prendas sin dificultad. De hecho, hasta los edredones y sábanas gruesas son fáciles de introducir.

Tiene una capacidad total de 7 kg de carga, así como potencia de 1000 rpm e incluye un sistema de seguridad para evitar desbordamientos.

Entre sus funciones especiales figuran el bloqueo de seguridad para niños, un reloj con el tiempo que resta, pantalla integrada y varios botones para las funciones programables.

A su vez, cuenta solamente con entrada de agua fría y un consumo de 43 litros. Figura un total de 11 programas, tiene un acabado de lujo en plateado y, según los usuarios, no es ruidosa.

#4 Indesit ITW E 71252WEU

Para espacios más cerrados

Si no tenéis mucho sitio disponible para vuestra nueva lavadora o el lugar es muy angosto, el modelo más recomendado sería este. Se trata de una máquina con un diseño angosto en vertical y con sistema de carga superior para no tener puertas frontales que choquen con las paredes o las puertas de la casa. Sus dimensiones son de 40 x 60 x 90 cm y pesa 61 kg.

Tiene capacidad de hasta 7 kg o 42 litros y una velocidad máxima de 1200 rpm. Si bien su nivel de eficiencia energética no es el mayor, al ser A++ garantiza un bajo consumo de energía. Cuenta con pantalla integrada, protección contra reflujo y es programable.

Entre sus programas figuran el lavado rápidode 15 o 30 minutos y el aclarado extra. También permite cargas medias por si no tenéis tanta ropa sucia. Es bastante silenciosa.

#5 Candy CS14102D3S

Potente, pero ahorradora

Aunque no sea tan conocida, esta marca sí hace productos de buena calidad, como esta lavadora con capacidad máxima de 10 kg y eficiencia energética de clase A+++. Y para daros más razones para comprarla, os comento que tiene potencia tope de 1400 rpm.

Es programable e incluye varios programas, entre los que destacan los cortos de 15 y 30 minutos. También puede ajustar automáticamente el ciclo de lavado dependiendo del peso total de la carga.

A su vez, cuenta con sistema de carga frontal con una puerta bastante amplia, así como el diseño clásico en color blanco. De ancho tiene unos 60 cm, pesa 64 kg y viene con garantía de 2 años.




Cómo elegir la mejor lavadora para vosotros

mejor-lavadora-de-ropa

Al igual que todo en la vida, elegir una lavadora de ropa implica, principalmente que tengáis en cuenta vuestras necesidades, la cantidad de ropa que lavaréis y la frecuencia con la que usaréis el mencionado aparato, dependiendo de esto pues este magnífico ayudante del hogar deberá reunir unas condiciones de manera que sea para vosotros el mejor. En mi caso por ejemplo, no tengo tiempo de estar yendo cada dos por tres a echarle un vistazo, así que para mí, el mejor equipo debe tener funciones automáticas que surtan de jabón y llenen la taza de agua cuando sea necesario.

Seguramente también tenéis ideas claras de cuáles de las características de estos aparatos son los que los convierten en la elección más apropiada para vosotros, así que es cosa de pensar cuáles de sus cualidades los facilitarán la vida y elegir en consecuencia.

Hay, por ejemplo, quienes eligen basándose en el presupuesto y, si bien es cierto que en el mercado hallaréis mogollón de lavadoras que son muy buenas y baratas, esto no siempre es así. Tal vez os ahorréis una pasta en una lavadora más económica pero ésta gasta más agua, jabón y electricidad, así que finalmente veréis que el ahorro no es tal. De igual modo, algunas lavadoras baratas se descomponen rápido de manera que gastaréis un pastón en técnicos y reparación, más si estas versiones “económicas” no tienen la garantía apropiada.

Así que, antes de seleccionar es oportuno que miréis con cuidado todo lo relativo al consumo, mantenimiento, carga de ropa, ciclos de lavado, así como presupuesto y cualidades que puedan ser de vuestro interés e incluso tipos e lavadora. Cubriendo todos estos flancos podéis pensar en algo realmente bueno para vuestras necesidades y que esté acorde a vuestras posibilidades económicas.

Tipos

En el mercado encontraréis diversos tipos de lavadoras, apropiadas para cada necesidad, gusto e incluso presupuesto. Acá os hablaremos de qué va cada una de ellas y cuáles son sus cualidades y características más resaltantes:

Lavadora de carga frontal

Este es uno de los tipos de lavadora más antiguos que existen y, tal y cómo su nombre lo indica se trata de esos modelos en los que podéis colocar la carga de ropa de frente. Estas lavadoras tienen varias cualidades llamativas, una de ellas es que son buenas para espacios reducidos porque podéis apilarlas con la secadora sin tener que necesitar un espacio mayor para ambas, así que si vivís en un piso diminuto, esta es una buena opción.

Las lavadoras de carga frontal también se caracterizan por consumir menos agua, hasta el 40% menos que otras lavadoras, aunque también soportan cargas más reducidas de ropa en cada fase de lavado. En todo caso el consumo es más eficiente y vuestra factura os lo agradecerá.

Algo que deberéis tener claro desde el principio respecto a estas lavadoras es que no son nada baratas, para tener una deberéis hacer una inversión, pero valdrá la pena en tanto miréis el ahorro en vuestras facturas de consumo.

Lavadora de carga superior

Como su mismo nombre lo dice, una lavadora de carga superior no es otra cosa que un equipo de lavado diseñado para colocar la carga de ropa desde la parte superior del aparato. Son consideradas como las lavadoras tradicionales por excelencia, debido a que este modelo es uno de los más comunes en todo el mundo.

Una de estas tiene varias características que son de interés: en primer lugar soporta una mayor carga de agua y, por consiguiente también una mayor carga de ropa. Son también un poco más económicas que las de carga frontal pero tienen menos eficiencia energética porque os ahorrarán poco o definitivamente nada en el consumo. También ocupan más espacio y es difícil que encontréis una secadora de carga superior así que si sois fanáticas del decorado en este punto seguramente os tocará romper la estética y difícilmente podréis apilar, aunque se han registrado algunos casos de éxito.

Unidad apilada del secador de la lavadora

Estas son muy comunes en los lugares en los que realmente disponéis de muy poco espacio y se trata de las versiones de lavadora y secadora apiladas una encima de la otra. Por razones obvias, estas máquinas casi siempre son de carga frontal aunque se han visto algunos casos donde la lavadora es de carga superior y la secadora de carga frontal. En todo caso, algunos de estos modelos se juntan en decoraciones de interiores y otros ya vienen juntos desde la tienda, éstos últimos sólo están disponibles en blanco.

Se trata de unidades que están conectadas en el medio y obviamente suelen tener menos capacidad de carga que otras lavadoras, casi siempre media carga menos, están disponibles tanto en versiones eléctricas como en versiones a gas.

Lavadora comercial

Estas son las que se usan en los condominios donde los cuartos de limpieza y lavandería son compartidos, ocurre también en algunos hoteles, posadas, campus universitarios y residencias estudiantiles. Algunos edificios de alquiler tienen esta metodología e igualmente son las que se usan tradicionalmente en las lavanderías. Se trata de lavadoras de carga superior unidas, muchas veces, a secadoras de carga frontal. Vienen en colores limitados y, como su nombre lo indica, su uso es exclusivamente comercial, de hecho sólo funcionan si colocáis, en unas ranuras especiales que traen incorporadas, algunas monedas para echarlas a andar.

Combo de lavadora y secadora

Aunque no son tan potentes como lo puede llegar a ser una lavadora y secadora por separado, estas unidades son realmente útiles en espacios exageradamente pequeños y esto es porque en la misma unidad estos aparatos combinan lavadoras y secadoras. Estas unidades pueden seros útiles de acuerdo a vuestras necesidades de lavado, pero no son tan eficientes como cada equipo por separado y, antes de comprar, esta es una realidad que deberéis tener en cuenta. Sólo están disponibles en algunas regiones muy específicas y a través de determinados fabricantes, así que ni hallaréis muchas de estas en el mercado.

Lavadora portátil

Del nombre de este modelo se puede inferir que son lavadoras lo suficientemente pequeñas y livianas que se pueden llevar de un lado a otro sin mayores problemas. Suelen ser comunes en lugares de paso y habitaciones pequeñas y todo lo que necesitáis es un área de desagüe y una manguera de entrada de agua. Para estas es esencial que sigáis las instrucciones de funcionamiento. Una vez usadas son fáciles de almacenar y no ocupan realmente mucho espacio.

Suelen consumir más energía, pero también trabajan lavando vuestra ropa con mayor rapidez así que tienen cierto grado de eficiencia energética que os ayudará a ahorrar algunos eurillos.




¿Qué características debéis tener en cuenta al comprar una lavadora?

Comprar una lavadora es una inversión, se trata de un aparato que aspiráis os dure al menos unos 10 años, así que llevaros una a casa implica una serie de decisiones que se toman sobre la base de vuestro bolsillo, necesidades, propósitos e incluso capacidad de espacio, de manera que comprar una lavadora no es sólo ir a la tienda y llevaros la primera que aparezca a vuestro paso, hay una serie de cualidades que deberéis mirar con atención antes de seleccionar la vuestra, estas cualidades son:

Consumo de energía

Ni trabajando para la compañía de electricidad podéis daros el lujo de gastaros un pastón en servicio eléctrico, así que esta es una característica indispensable y necesaria de mirar si necesitáis una lavadora. Algunos modelos consumen más energía, sin embargo, la Unión Europea ha clasificado los electrodomésticos con una etiqueta energética que va desde A hasta A+++ siendo ésta última la clasificación de menor consumo energético. Para que tengáis una verdadera noción de ahorro deberéis mirar también la etiqueta de consumo por año.

Tamaño del tambor

El tambor, es el la parte de la lavadora donde colocáis la ropa, su tamaño os indicará el peso total de lavado en seco que se puede colocar en la máquina. Las lavadoras promedio suelen tener tambores de hasta 6 kilos que es suficiente para las cargas de ropa convencionales, otras lavadoras más grandes con tambores de hasta 8 o 10 kilos, estos os permitirán lavar más ropa de una sola vez e incluso lavar edredones. La buena noticia de los tambores grandes es que son más eficientes consumen menos agua y ahorran más detergente.

Velocidad de centrifugado

Esta cualidad os indicará la velocidad en la que es capaz de girar el tambor en revoluciones por minuto (rpm), con la técnica de centrifugado, una vez lavada la ropa la misma máquina tratará de extraer de la prenda la mayor cantidad de agua posible y es lo que se conoce como lavado en seco       . Una lavadora económica puede girar hasta en 1100 rpm, sin embargo, las más eficientes os pueden dar giros de hasta 1400 ó 1600 rpm con lo que, sin duda, obtendréis mayor y mejor rendimiento. Para un buen centrifugado la máquina debe estar nivelada.

Características especiales

Esto es cosa de cada fabricante, cada uno de ellos pone al producto su toque especial, un sello definitivo que los distingue del resto y mejoran la calidad de lavado, algunos fabricantes, por ejemplo, tienen programas ecológicos de lavado que os permite ahorrar dinero al mismo tiempo que vuestra prenda se limpia más profundamente y con ciclos más delicados de limpieza.

Modos de lavado

Resulta de vital importancia que seleccionéis una lavadora que tiene ciclos de lavado que os permitan tratar con especial delicadeza determinados tipos de ropa como algodón, lana, seda y lino. Algunas lavadoras, incluso vienen con ciclos especiales que os facilitan el planchado de algunas prendas luego de lavarlas. Si os hace falta esta cualidad deberéis mirar que la tenga.

Pantalla y facilidad de uso

Nadie quiere un aparato que sea un completo engorro y que no sepa manejar. Ahora la mayoría de las lavadoras son inteligentes, vienen dotadas de pantallas táctiles que os facilitarán el trabajo. Sólo es cosa de configurar los ciclos de funcionamiento y podéis olvidaros de ella por los próximos 20 minutos mientras se lava la carga de ropa en proceso.

Capacidad

Aunque los fabricantes tienen su manera de vender su producto, atribuyéndole determinada capacidad, lo mejor será que busquéis en las indicaciones de cuántos pies cúbicos es el tamaño de la tina, esto os dará de la cantidad de ropa que es capaz de llevar en cada ciclo.

Material de tina

Esto es variable, en la oferta hallaréis acero inoxidable, porcelana y plástico, todos tienen sus ventajas y desventajas. La porcelana y el acero parecieran eternos pero tienden a deteriorase con los años, el plástico es el menos resistente y sin embargo es de gran rendimiento. Los modelos de gran calidad tendrán tinas de acero.

Niveles de agua

Esta cualidad se establece por configuración, aunque la mayoría de los fabricantes coloca, como mínimo, tres niveles de agua para cada ciclo de lavado. En general, la cantidad recomendable es la que cubre el montón de ropa a lavar.

Ciclos

Los fabricantes en su producto os ofrecerán mogollón de ciclos cortos y largos. Lo ideal es que seleccionéis un aparato que los tenga todos o al menos, la mayor parte como lavado delicado, desinfección, medio, sucio, suave, prensa permanente, entre otros. Que os sirvan para diversos tipos de ropa y diversos grados de mugre de las prendas.

Temperatura de agua

Ahora estos aparatos incluyen configuración para esta función que, sin duda, os ayudará a mantener mejor vuestras prendas y matará los posibles gérmenes que se encuentren en ella.

Nivel de ruido

Nadie quiere un trasto que despierte a medio vecindario a menos claro que vuestra lavadora esté en el sótano o en el garaje y no moleste a nadie, pero, si no es el caso os recomiendo un aislamiento con marcos reforzados para reducir el ruido.

Seguridad

Esto aplica principalmente para las máquinas de carga frontal, debéis aseguraros de que venga con función de bloqueo automático que evita aperturas indeseadas de la puerta mientras está en funcionamiento.

Dispensadores de blanqueador y suavizante de telas

Esto es evitará perder tiempo poniendo jabón a las prendas, si no queréis estar ocupándoos de eso es importante que verifiquéis que cuenta con esta función.

Saber antes de comprar

Hay también una serie de detalles que necesariamente deberéis comparar y tener en cuenta al momento de seleccionar una de estas máquinas, éstos son:

Carga superior o carga frontal

Dependerá de vuestros gustos, lo que deberéis saber en todo caso es que las de carga frontal son más caras y que ameritan más cuidados. Ambas son buenas y tienen larga vida útil.

¿Qué tan grande necesitáis la lavadora?

Aquí es importante mirar que tanto lavaréis y para qué cantidad de gente. A una familia numerosa le viene bien una de tambor grande que lava más ropa a la vez y ahorraréis tiempo, detergente, agua y energía.

¿Qué tan grande es el espacio disponible?

Esto os ayudará definir lo que realmente os hace falta, si contáis con suficiente espacio tendréis más libertad de elección pero si el espacio es reducido los combos, modelos apilados o portátiles os vendrán bien.

¿Puedo usar detergente común en una lavadora de alta eficiencia?

No os lo recomiendo, puede dañar la máquina, hacer una mala limpieza, este tipo de detergente es para un tipo de lavadoras en específico.

Preguntas Frecuentes

Finalmente hay una serie de interrogantes que seguramente os haréis antes de llevaros alguna a casa y os ayudarán también, una vez comprada la lavadora, a usarla correctamente y a prolongar su vida útil.

¿Las de carga frontal son más eficientes que las de carga superior?

Si, suelen cargar menos agua lo que hace que gastéis menos en jabón. Sus ciclos de limpieza son eficientes y más cortos, así que también ahorraréis en consumo eléctrico. Recuperaréis la inversión hecha en una de estas mirando todo el ahorro hecho en agua, jabón y electricidad.

¿Cómo eliminar la espuma de jabón residual al final del ciclo?

La respuesta es agua, pero os costará, así que lo recomendable en estos casos es reducir la cantidad de detergente a un nivel que haga un buen trabajo de limpieza pero que no deje residuos extra.

¿Realmente necesita estar nivelada?

Definitivamente sí, una lavadora en desnivel empezará a presentar problemas en breve, porque el tambor empezará a cocar en el centrifugado con el resto de la máquina hará efecto de raqueta y acabará dañándose. No vale la pena después de la inversión. Nada os cuesta ponerla en una superficie nivelada.

¿Cuántas prendas se pueden poner en la lavadora?

Dependerá, por supuesto, del tamaño del tambor y del tipo de lavadora. Por ejemplo, en las de carga superior deben quedar las prendas sueltas en la tina, pero el bulto de ropa debe llegar a un determinado nivel, sin estar completamente llena. En las de carga frontal podéis llenar el tambor completo dejando una ligera compresión entre las prendas. Las portátiles y otros modelos tienen en las instrucciones el máximo de carga ¡deberéis respetarlo al pie de la letra para que funcione correctamente!




También te puede interesar