Las 10 Mejores Creperas Eléctricas Para El Desayuno

Al contar con la mejor crepera eléctrica, empezar el día haciendo las comidas favorita de tus hijos será la tarea más fácil de las mañanas.Si eres de las personas que les toca hacer crepes para el desayuno, una máquina crepera será la inversión ideal para facilitarte la elaboración de esta deliciosa receta francesa. El funcionamiento de estas es parecido a las conocidas gofreras, por lo que resultan tan prácticas tenerlas en tu casa.Para conseguir la crep perfecta se necesita un poco de práctica y considerar detalles de su preparación como la cantidad de los alimentos, la herramienta para extender la mezcla, el grosor de la mezcla y hasta la temperatura óptima de la superficie. Sin embargo una crepera eléctrica puede acercarte más a lograr ese crep que tanto deseas.

¿Cuál es la mejor crepera?

Para elegir la crepera eléctrica ideal para ti depende de tus necesidades; existen desde las más pequeñas hasta las más grandes, para uso doméstico o comercial y de precios altos o bajos.Lo importante es encontrar una de buena calidad que se ajuste a tus requerimientos y también a tu presupuesto y para esto hicimos una investigación considerando los modelos que ofrecen mayores ventajas por el menor precio y sobre todo considerando los modelos que han dejado a los usuarios satisfechos con el producto.A continuación te enlistamos las 10 creperas eléctricas que cumplen con estas características y por lo mismo se convierten en las mejores y más funcionales del mercado.A continuación te presentamos las mejores creperas:

1. Crepera Severin

Sartén antiadherente compacta para hacer las más delgadas crepes de 30 cm de diámetroSu ligera elevación en el borde impedirá que la mezcla se derrame y con el termostato variable controlarás la velocidad de cocción de la misma.Gracias a una luz indicadora, la pieza automática te avisará cuando está lista para usar con la temperatura previamente establecida.La compra incluye prácticos complementos de madera para extender y voltear la masa.Es un equipo fácil de usar y te será muy sencillo lograr las creps prefectas.

2. Winkel GOO30

Cuenta con cinco niveles de cocción, y un práctico compartimiento para el cable.Almacenarlo será muy fácil gracias a su pequeña altura, aunque funciona también si prefieres usarlo sobre la encimera de tu cocina ya que tiene un diseño negro y moderno con excelente acabado.La expansión de la mezcla la harás perfecta con la espátula incluida con la que te quedarán las creps tan delgadas como quieras.Cocinarás rápido la cantidad que necesites sin que se peguen y las voltearás fácilmente por la superficie antiadherente.

3.

Es la más parecida a un sartén. Esta máquina para hacer creps tiene un cómodo mango para sujetar y colocar la creps directamente sobre el plato.Posee un elegante diseño color blanco y 800W de potencia suficientes para una cocción rápida.A pesar de no tener control de temperatura, el producto cuenta con un botón de encendido y apagado que pondrá la superficie de 20cm de diámetro con un nivel de calor justo para cocinarlas a la perfección.

4. Crepera Russell Hobbs

Tiene 1200W de potencia y una plancha antiadherente de 30cm de diámetro.Con el termostato y los cinco niveles de temperatura tus creps quedarán como tú más las prefierasY con las herramientas de extensión de madera  y la paleta de plástico para voltearla no demorarás en tomar la practica necesaria para hacer las creps en un instante.Lo ventaja más importante de esta pieza es la distribución uniforme de calor por toda la superficie de la crepera por lo que se cocinarán perfectamente sin pegarse o perder la forma.

5. Maxi Crepes Lagrange

Es de las más versátiles, completas y grandes, con ella podrás hacer creps de hasta 35cm de diámetros, o utilizar la otra placa incluida donde harás siete pequeñas creps que a tus hijos les encantará.Tiene hasta 1400W de potencia para conseguir rápidamente esas piezas doraditas que tanto te gustan.La placa se mantiene uniformemente  caliente según la temperatura elegida y la compra incluye los accesorios necesarios para facilitarte la preparación, además un soporte muy práctico que se sitúa justo al lado de la crepera para tener acceso fácil sin generar desorden en tu cocina.

6. Crepera electrica Lacor

Con 1000W de potencia y un peso de más de 1,7 kg es de las más ligeras del mercado con la que podrás hacer creps o panquecas americanas.Tiene revestimiento antiadherente e incluye herramientas útiles que te facilitan la preparación.Tus creps quedarán perfectamente hechas y como más te gustan controlando el calor y la velocidad con la que están listas.Es una pieza estupenda ampliamente confiable y recomendada por los usuarios.

7. Princess Royal

Es de las más modernas, su diseño compacto y blanco la destaca entre otras con funcionamiento similar.Es una crepera holandesa con piloto de control y 1100W de potencia.Es una pieza sencilla de usar y fácil de limpiar, te encantará su practicidad sin complicados controles, solo enchúfala y está lista para hacer creps, las cuales no se quemarán ni se pegarán y las dejará justo en su punto.Sencillamente es una crepera barata y muy funcional que te dará muchas ventajas.

8. Tristar BP-2961

Tiene 1000W de potencia, un botón on y off más cinco niveles de temperatura y dos luces indicadoras.La base tiene material antideslizantes haciéndola más segura, ya que se quedará fija donde la coloques, evitando desplazamientos riesgosos que pueden ocasionar caídas y deterioro en el equipo.La bandeja es elaborada con aluminio fundido y cubierta con material antiadherente de buena calidad que te ahorrará el uso de aceites o grasas durante la preparación.Es un electrodoméstico robusto, con buen acabado y estable, por lo que los compradores quedan satisfechos al adquirirlo.

9. Crepera Clatronic

Creps súper delgados están garantizados con esta plancha para hacer creps y el esparcidor de mezcla incluido.Su preparación será fácil, rápida y tendrán de 29 cm de diámetro. No importa si las prefieres dulces o saladas, este artefacto te facilitará la labor de hacer el popular plato francés.Es una crepera de buena calidad, con acabado inmejorable, buen precio y  que cumple las necesidades de cualquier amante de las creps.

10. Ariete Party Time

Lo más destacable en este modelo es su moderno diseño rojo de superficie brillante y detalles blancos.Cuanta con un asa giratoria para desplazarte por todas las intensidades de calor y dos bombillo rojo y verde para indicar el encendido y cuando está listo para usarse.Tiene un espacio para poner el cable por lo que resulta fácil y seguro guardarla.La pieza pesa solo 1,33kg y es de las más ligeras y bonitas del mercado.

Guía para elegir la mejor crepera

La crepe es una preparación que combina con cualquier ocasión. Se ha convertido en la opción perfecta para desayunos, meriendas y cenas extendiendo su preferencia por muchos países del mundo.crepera-electrica-barataPara su elaboración, suelen usarse planchas especiales, pero también existe el recurso de las creperas eléctricas, que sacan ventaja de sus características especiales para agilizar las labores.Como es un producto no tan común, es importante conocer todos los detalles de estos equipos de cocina,   que te ayudarán a preparar deliciosas crepes con diferentes rellenos que surgirán de tu creatividad e ingenio culinario.Quizás te estarás preguntando si es imprescindible adquirir una de estas fantásticas máquinas, ya que muy bien puedes ordenar una crepe en tu restaurante favorito, pero no sabes la maravillosa experiencia que implica la creación de tu propio platillo para beneplácito de los paladares más exigentes.Es importante que sepas que las máquinas de crepes eléctricas están diseñadas para garantizar una cocción uniforme de la mezcla de manera rápida y sin la preocupación de que puedan pegarse o quemarse. Basta con seguir las instrucciones de uso para lograr satisfactoriamente este cometido.Si buscas una opción sencilla y que no traiga incomodidades en tu área de cocina,  contarás con este aliado que de seguro te sacará de líos cuando de reuniones o agasajos se trate.

Gas vs eléctrica

Para la preparación de crepes se tienen dos herramientas distintas, las que se apoyan en el gas doméstico y las que usan electricidad para calentar sus planchas. Ambas dirigidas a un mismo propósito: crear la crepe perfecta.En el caso de las unidades de gas, requieren una línea alimentación natural o una fuente de propano líquido, por lo que suelen instalarse a través de una bombona contenedora para funcionar. Una de sus grandes virtudes es que logran calentarse rápido, factor que contribuye a aumentar la productividad para disfrutar de un proceso agilizado.Sin embargo, hay que estar atento al tiempo de cocción porque pueden quemarse o pegarse si no lo supervisamos. Si tomas en cuenta este consejo aumentarás el rendimiento en casa o en un pequeño establecimiento.Se consideran la mejor opción en ahorro debido a que no habrá un exceso en el consumo de energía eléctrica. Son fáciles de limpiar y más económicas en cuanto a los costos para su mantenimiento.Disponen de mandos protegidos, con quemadores de gran diámetro que se apoyan en sus 6 u 8 ramas para lograr una difusión uniforme del calor. Dependiendo del fabricante, necesitará alguna adaptación especial para conectarle sistemas de gas particulares.Las máquinas de crepes eléctricas pueden ser más eficientes en torno a su traslado, ya que solo requieren de ser desenchufadas para  movilizarlas. Estas por lo general son comercializadas para empresas o cocineros que le dan utilidad con fines comerciales. Son más rápidas de instalar y no requieren más que una toma cercana.Por lo general son desmontables para que puedas realizar una fácil y rápida limpieza de todas sus partes. La durabilidad de su plancha o superficie dependerá de su trato, teniendo cuidado a que no se deteriore con el frotar de alguna esponja o utensilio que le raye.Una crepera eléctrica te permite hacer crepes con velocidad y precisión. En muchos casos, una luz parpadea para indicar que ha culminado el proceso. Hay quienes utilizan estas máquinas para preparar huevos o tocino. En cualquier caso debe hacerse con mucho cuidado para no dañar el área.  Esta opción te encantará porque podrás degustar unos bordes tostaditos.Los equipos más sofisticados incluyen indicadores con luces led, para que puedas saber cuándo se ha alcanzado la temperatura deseada. También, incorporan controles de temperatura ajustables que ayudan a cocinar uniformemente todo el tiempo.

Rango de temperatura

Todo depende del tipo, tamaño y demás características de la crepera.  La mayoría ofrecen un rango de temperatura de aproximadamente 120-575 ° F, debido a que algunas mezclas pueden requerir un calor más alto o más bajo que otras. Como la variedad de las recetas es muy amplia, es necesario precisar con determinación el calor que necesitamos para la preparación.Los expertos recomiendan llevar el calor a un punto máximo para que la plancha adquiera la temperatura ideal para el proceso de cocción y al momento de esparcir la masa puede disminuirse la temperatura a un nivel en que no haya riesgo de quemaduras.En caso de que vayas a dejar de usar la máquina por unas horas para luego reiniciar la preparación, coloca la perilla en el nivel mínimo para que no se pierda el calor alcanzado y de esta manera, cuando continúes la faena el procedimiento será rápido y exitoso.Sin embargo, todos estos equipos en sus instructivos revelan los niveles para cada caso. Chequea este aspecto y haz una breve comparación con tus requerimientos.

Individual vs. Dual

Este es un aspecto que podemos evaluar de acuerdo al uso que le vayamos a dar a este grandioso equipo de cocina.Se recomienda determinar el volumen de crepes que deseas preparar y de cuánto espacio se dispone para la ubicación de la máquina. Si planeas producir un gran volumen de crepes y tienes un área de trabajo sin limitaciones, una versión doble puede ser justo lo que necesitas. Son las más buscadas para instalar en restaurantes o sitios de comida especializada.En caso de que solo estés buscando probar crepes en tu hogar para servir una selección limitada durante una reunión familiar o entre amigos,  una sola unidad hará el trabajo perfectamente. De esta manera, administrarás eficientemente el entorno en tu cocina y la podrás almacenar en cualquier lugar sin que te genere incomodidades.

Tamaño

La mayoría de las máquinas para crepes tienen una placa de plancha de 15 a 16 pulgadas, un tamaño estándar que encontramos en las unidades comerciales actualmente. Si está buscando algo más pequeño para comenzar, la máquina de crepes eléctrica de 13 pulgadas te ayudará a iniciarte en esta deliciosa especialidad.

Materiales

Para propósitos personales o comerciales lo mejor es comprar una cuyos materiales soporten el uso constante que se le pueda dar. La mayoría de las máquinas comerciales de crepe están hechas de acero inoxidable en su exterior, que hace que las máquinas sean fáciles de limpiar y suficientemente duraderas para funcionamientos prolongados. Son más robustas y tendrás garantía de un producto para toda la vida.En su gran variedad podrás encontrar creperas con marcos y exteriores de plástico, equipos que tienden a ser más ligeros. La mayoría de los fabricantes de equipos implementan una plancha de hierro fundido que resistirá el paso del tiempo; sin embargo, placas de plancha revestidas antiadherentes están disponibles en modelos de servicio liviano.Los materiales siempre serán el indicativo de calidad. Recuerda que como es un equipo que se someterá a altas temperaturas por largos período de tiempo, sus piezas deben ser lo suficientemente fuertes para cumplir con los objetivos y mantener su operatividad siempre.Hay algunos fabricantes que también utilizan el aluminio y la madera. En ambos casos debes revisar la resistencia que pueden ofrecer además de la experiencia de sus compradores.

Superficie de cocción

Casi todos los fabricantes de creperas comerciales tienen un elemento en común: una plancha de hierro fundido o superficie para cocinar. ¿Te has preguntado por qué el hierro fundido es el más utilizado? A diferencia del acero o los derivados del aluminio, el hierro fundido se calienta uniforme y consistentemente, lo que lo convierte en la opción perfecta para cocinar estas mezclas.Además, después de su curación o uso continuo, puede ser completamente antiadherente y durará mucho tiempo, siempre y cuando se le ofrezca un mantenimiento adecuado.Para aprender cómo preparar y mantener la plancha de tu nueva máquina de crepes cerciórate de que siempre tenga una buena lubricación. También, es importante que al terminar su uso no se apliquen detergentes fuertes sobre la plancha que debiliten el área de hierro. Es recomendable solo retirar los restos sin quebrantar el área.Aunque la mayoría de las máquinas de crepes comerciales vienen con placas de  hierro fundido, algunos modelos tienen planchas antiadherentes. Esto reduce la necesidad de engrasarlas para un continuo uso, pero además permiten voltear y quitar crepes fácilmente.Antiadherente es ideal para máquinas livianas. En el caso de equipos comerciales que maneja gran volumen de preparación, una placa de plancha de hierro fundido resistirá mejor y podrá durar mucho más, aspecto que te permitirá ahorrar tiempo y dinero a largo plazo.Indistintamente del tipo de plancha, los productores sugieren a sus clientes cumplir con el proceso denominado como “curado”, el cual consiste en preparar el área virgen para que durante sus próximos usos no haya posibilidad de que las crepes se queden pegadas.Para realizar este procedimiento es necesario enchufar el cable en un toma corriente seguro, calentar la placa haciendo uso de la temperatura de manera ascendente, colocar en el centro una cucharada de aceite comestible y con la ayuda de un paño de algodón, esparcirlo por toda el área, incluyendo los bordes.Posterior a ello, deberás dejar cocer la grasa por un mínimo de 5 minutos o un máximo de 10 minutos.  El proceso puede realizarse hasta tres veces seguidas, siempre y cuando se respeten los lapsos de tiempo. Al final debe lucir un aspecto color marrón castaño, signo de que la tarea de curado se realizó satisfactoriamente.

Accesorios

Al comprar una máquina de crepes es importante considerar los accesorios que se utilizarán para lograr los resultados deseados sin comprometer el estado del equipo.Si está buscando crear crepes auténticas, es posible que necesites un aplicador de masa para esparcir correctamente la mezcla y hacerlas lo más finas posibles. Estos aplicadores los conseguirás de varios materiales, siendo los más  comunes los de plástico transparente con medidores, acero inoxidable o de tela tipo artesanal.Además, se requiere contar con una espátula especial que te permita  deslizar desde el borde hasta abajo para girar, doblar y servir más fácilmente las crepes. Las espátulas presentan variaciones en cuanto a tamaño y formas. Algunas rectangulares y estrechas, pero también las encontrarás aplanadas y anchas para que si te falla la destreza puedas hacer el volteo sin riesgo a caídas frustrantes.Muchas máquinas incluyen estos accesorios, pero también es posible comprarlos por separado. Hay quienes también adquieren pequeñas espátulas de plástico o madera que ayudan a retirar la masa o el relleno que se derrama accidentalmente sobre la crepera, sin comprometer su plancha o el aspecto estético. Las puntas de estos utensilios son especiales ya que están diseñados para escarbar sin deteriorar.Es importante que recuerdes que, las herramientas especiales para esparcir la mezcla y voltear la masa aumentan las posibilidades de éxito. Al igual que todos los equipos o utensilios de cocina son muy variados en cuanto a calidad y precio, así que ten por seguro que hallaras uno que se ajustará a tu presupuesto y expectativas.

Precio

Al igual que el tamaño, marca y materiales, existen una gran variedad si de costo hablamos. Tomando en cuenta márgenes variados y asequibles, te presentamos los más demandados para que compares y escojas de acuerdo a tu disponibilidad:

Menos de 25 EUR

Es el precio más bajo que podrás encontrar en las planchas tradicionales que son utilizadas generalmente para freír o saltear alimentos, que vienen con bordes redondeados, elemento de diseño que los hace adecuados para la preparación de crepes.La cualidad más resaltante son sus superficies antiadherentes, un elemento de gran provecho. Es posible que, con un precio similar, consigas pequeñas máquinas de crepes eléctricas.Podría considerarse una opción como para iniciar entrenamiento en la preparación de crepes y sus diferentes rellenos.

Alrededor de 50 EUR

Es un rango de precio en el que posiblemente conseguirás buenas máquinas para hacer crepes. Muchas de ellas tendrán la virtud de contar con luces indicadoras para hacer seguimiento de todo el proceso de cocción y además te ofrece la posibilidad de  tener una superficie antiadherente robusta y con todos los requerimientos básicos para hacer una buena crepe. Existen equipos con este costo y reúnen cientos de características que los posicionan como aceptables y aprovechables.

Más de 100 EUR

En esta categoría seguramente encontrarás máquinas de crepes de primera calidad  con un fabricante posicionado en el mercado. Es posible que la gran mayoría estén hechas de hierro fundido o esmaltados para un amplio rendimiento. Puedes estar seguro que no habrá preocupación por la distribución de calor o la adherencia a los alimentos ya que son aspectos que dominan.Hay equipos destacables para hacer crepes tradicionales o las llamadas crepaletas, las cuales vienen en forma de helado. Esta opción es muy popular en la actualidad y es de uso frecuente en aquellos establecimientos dedicados al catering.

¿Cómo se miden las máquinas de crepes?

Tal como describimos anteriormente el tamaño lo ubicarás por pulgadas. Cuando te encuentres con un empaque que indique la preparación de crepes de 10 pulgadas, esta medida generalmente se refiere al diámetro hasta sus bordes. El producto resultante será realmente más pequeño en volumen.También existe la posibilidad de poder conseguir algunas máquinas con moldes circulares, que harán referencia a su diámetro, así como otras en forma rectangular.La capacidad de la crepera es esencial y se ajustará al uso que le darás: familiar o comercial. Tener una  de pequeño tamaño en ocasiones puede ser un problema, ya que te limita mucho al momento de cocinar y es posible que debas hacer muchas unidades para cumplir con las exigencias de tus comensales.En cambio, si el tamaño de la crepera es mediano o grande, podrás disminuir los tiempos de entrega. Lo ideal es que el diámetro sea de 25 pulgadas en adelante. Las de 30 y 35 pulgadas son las más comunes.

¿Cuáles son algunos de los rellenos de crepe más populares?

La combinación de sabores que puedes preparar es infinita porque como están hechas básicamente de harina de trigo, es posible acompañarlas con cualquier tipo de relleno. Hay crepes saladas y dulces. Las primeras pueden elaborarse con toda clase de vegetales crudos o salteados, acompañados de pollo, puerco o carne. Para los gustos más sofisticados, los camarones y los cangrejos son los preferidos.Como pueden prepararse como bocadillos o convertirse en el plato fuerte del desayuno o de la cena, podrás combinar sabores como quesos en crema, champiñones, espárragos, fiambres y frijoles, excelentes opciones para acompañar una crepe salada.En el caso de las crepes dulces, siempre las frutas frescas y el chocolate de untar son una fusión que le encanta a cualquier tipo de paladar. El almíbar o la leche azucarada son también muy buscados para la preparación.En ocasiones es posible acompañarlas con una porción de helado de tu preferencia  y un poco de miel. En países como España, la más solicitada entre los comensales son aquellas  rellenas con Nutella y plátano dulceEl gratinado es un tipo de cocción que también se ha experimentado con las crepes. Las acelgas, espinacas, albahaca, calabacines y otros vegetales son algunos de los protagonistas y siempre los resultados han agradado a las personas. A los que les encanta la cocina oriental, también pueden hacer una fusión de culturas utilizando arroz y pescado crudo para un relleno de distinción.Hay cocineros más arriesgados que logran mezclar ingredientes dulces y salados, obteniendo buenas críticas. Todo se desprende de la creatividad que surja al momento de elaborar este rico platillo.Para aquellas personas que padecen de diabetes, en que el consumo de harinas y dulces es restringido, las crepes son un platillo que pueden preparar tomando algunas medidas que no comprometan negativamente su salud. Es recomendado utilizar una mezcla con harina de avena o de trigo sin gluten, agregando un relleno light que sea acorde con los requerimientos permisibles dentro de su dieta.

¿Dónde se originaron las crepes?

Las crepes se originaron en una población de Francia llamada Bretaña, donde el término significa «panqueque». Al principio, las llamaban  galettes, es decir, pasteles planos, muy similares a las galletas. Según algunos estudios realizados, el origen de este plato se remonta a la época del Imperio Romano, y las naciones que surgieron en sus antiguas provincias eventualmente continuaron preparándolo a través de los siglos.En reseñas bibliográficas se dice que  actualmente es un plato consumido a diario en todo el país, especialmente en el Chandeleur o Fiesta de la Candelaria, como parte de la tradición local (habitualmente se sirven acompañados de sidra).En Europa central, se llama palačinka (República Checa, Serbia, Croacia), palatschinken (Austria), palachinca (Bulgaria) o palacsinta (Hungría), términos todos derivados del latín placenta.En España se suelen acompañar con nata montada, mermelada, azúcar, chocolate. Es el preferido en  desayuno o meriendas de cafeterías y restaurantes.Lo único que no ha variado en el tiempo son sus ingredientes. La mezcla está compuesta de  harina de trigo con o sin leudante, esto depende del gusto de cada quien,  huevos, leche, aceite, sal y, opcionalmente hay quienes le colocan azúcar.La crepa se obtiene por la cocción esta pasta extendida en forma de disco y cocinada por sus dos caras, hasta que se dore. Mientras más delgada y suave mucho mejor.

Sistema de encendido

Las creperas eléctricas vienen con un sistema de encendido y apagado que, muchas veces es cronometrado con la intención de que la preparación se haga con el calor y el tiempo indicado.Las perillas normalmente exhiben la cantidad mínima y máxima de calor que puedes seleccionar. Es recomendable hacer pruebas para que ajustes tu receta y no tengas contratiempos. Hay unos modelos digitales que también vale la pena revisar aunque pudiesen ser más costosos.En el caso de una cocina de crepes a gas es recomendable tener a mano un encendedor para poder hacerle funcionar. Algunos modelos también pueden incorporar pilotos de encendido a base chispa eléctrica.

¿Control manual o termostático?

El control manual de la llama o su respectivo ajuste es un elemento que a muchos cocineros profesionales les gusta para tener mayor control en el proceso de cocción. Hay quienes prefieren el control termostático más regulado. Este complemento viene con algunas ventajas, aunque aumenta el costo de la máquina.

¿6 u 8 ramas?

Las máquinas de crepes a gas compuestas por 6 ramas son las de mayor demanda porque  están perfectamente adecuadas para distribuir el calor de manera equilibrada. Sin embargo, los especialistas aseguran que los modelos de 8 ramas permiten una mejor cobertura de calor, consistencia y rendimiento. Ya sea de 6 o 8 ramas, puedes hacer una elección en versión redonda, cuadrada o de doble marco.

Accesorios opcionales

Para garantizar una larga vida útil de tu máquina para hacer crepes, existen una serie de accesorios que te ayudarán a preservar todas sus piezas.Ejemplo de ello es la piedra abrasiva, que se utiliza para limpiar las planchas. Recuerda que no es recomendable hacer el mantenimiento con cualquier implemento porque pondrás en riesgo su cualidad antiadherente.Las almohadillas de limpieza y los fieltros de repuesto para engrasar y limpiar las planchas, es una opción válida para comprar con la intensión de mantener lubricada y aseada el área.Un esparcidor de 18 o 20 cm será una excelente decisión que te ayudará a la preparación sin riesgo a derrames.La espátula de madera o de acero inoxidable, es también una importante inversión a considerar seriamente, para que tu máquina no se raye, pele o deteriore.

Curiosidades técnicas

A continuación conocerás algunas de las curiosidades que reúnen las máquinas de crepes eléctricas, que al igual que otros equipos culinarios modernos logran capturar la atención de los amantes de la cocina.En primer lugar, las creperas eléctricas cuentan con resistencia en la bobina dentro de la plancha, con la intención de garantiza una excelente penetración de calor.También, el aislamiento térmico de las resistencias es otro elemento que resalta, debido a que evita la pérdida de calor, ayuda a uniformizar el calentamiento y aumenta el rendimiento de cocción.Por otro lado, el termostato logra regular la temperatura de 50 ° a 300 ° C (el nivel medio de cocción de un crep es de 180 ° y cambia según la mezcla o el dorado deseado).Los mejores modelos tienen fieltros de engrase, tampones de secado y un buen sistema de secado para las placas.Pese a todas estas características, cada crepera eléctrica tiene sus propias instrucciones de uso, en las que también deberás prestar atención a los consejos de mantenimiento que exhibe, debido a que son la clave para que se mantenga bien con el paso del tiempo.

¿Cómo usar una crepera eléctrica?

Lo ideal es ubicar un lugar estable, seco y seguro para instalar la máquina. Como la mayoría trabajan con un sistema de resistencia, es fundamental que se enciendan y se precalienten antes de verter la masa, con el propósito de que no haya riesgo de que se pegue o se cocine más de la cuenta.En el caso de los equipos a gas, enciéndela a temperatura mínima antes de iniciar el proceso. Luego, coloca un poco de aceite, si es en spray mucho mejor para lograr uniformidad en la cobertura. Luego, ya podrás esparcir la masa y en pocos minutos podrás voltear para luego retirar y colocar su relleno.Una vez que hayas terminado de preparar el número de crepes que desees, apaga y deja reposar hasta que esté completamente fría para retirar los excesos y limpiar cuidadosamente. Nunca limpies la plancha estando caliente porque poco a poco irá perdiendo sus propiedades.Es importante que su cable nunca se sumerja en agua porque podrías comprometer la vida útil de la máquina. Independientemente del material con el que fue fabricada, evita el uso de detergentes abrasivos que deteriore la plancha y demás piezas.

¿Es una crepe lo mismo que una tortita?

Quizás es una pregunta que frecuentemente te realizas porque en apariencia podrían resultar iguales. No son lo mismo porque una crepe es una masilla delgada, ligera, que se puede acompañar con mezclas dulces o saladas y se enrolla para su degustación. Su sabor es neutro.En cambio una tortita puede hacerse un poco más gruesa, son esponjosas y sus rellenos suelen ser más sencillo, pues solo debe esparcirse por encima.  Es común consumirlas con un poco de nata, miel, sirope o queso. Por lo general se pueden preparar mezclando harina de trigo con harina de maíz y un poco de leudante para que se hinchen. Son más gruesas y se les coloca un poco de leche a la masa para mayor consistencia.Al momento de la preparación también existe una diferencia. La masa de las crepes requiere que se deje al menos 30 minutos en reposo antes de cocinar, mientras que la preparación de la tortica se puede cocinar de manera inmediata en cualquier sartén antiadherente.

¿Son las crepes mejores que los waffles?

En este ejemplo las diferencias son un poco más explícitas y perceptibles a la vista y en el gusto.Los waffles también se preparan con harina de trigo, huevos y leche pero con una porción grande de levadura o polvo para hornear.  También, llevan más grasa que  las crepes. El resultado de su preparación es similar al de las galletas, es decir, son un poco duras y crocantes. Se pueden comer sin rellenos muy elaborados y son deliciosos con tan solo espolvorear un poco de azúcar. Hay personas que solo le agregan un sirope de chocolate para una genial degustación.Las máquinas de hacer waffles son distintas a las de crepes, porque llevan pequeños hundimientos que permiten que la masa se cocine de forma más tostada o crujiente.  En sus inicios estas planchas eran usadas en las iglesias como hostia, generalmente con una imagen relacionada al Cristianismo que iba impresa sobre ella.Los hierros que le daban forma y cocción a la masa se fueron modificando hasta llegar al modelo cuadriculado que conocemos hoy. Aunque su origen se ubica en la historia de Bélgica, con el pasar de los años se popularizó como un desayuno clásico en Estado Unidos. Se considera que pertenece a la familia de las crepes y las tortitas.